El presidente ruso Vladrimir Putin, el dictador de Corea del Norte Kim Jong-un y el presidente de EEUU Donald Trump
El presidente ruso Vladrimir Putin, el dictador de Corea del Norte Kim Jong-un y el presidente de EEUU Donald Trump

El Kremlin se ha declarado "profundamente preocupado" por la escalada de la tensión entre Corea del Norte y Estados Unidos, ante el incendiario discurso en la Asamblea General de ONU del presidente Donald Trump, calificado después como "trastornado mental" por las autoridades norcoreanas.

"Moscú está convencida de que no hay más alternativa que la de buscar un acuerdo diplomático y político al problema norcoreano", declaró el vocero del Kremlin, Dimitri Peskov, durante una rueda de prensa, donde lamentó que "la ristra de estupideces en forma de declaraciones" que están intercambiando ambos países no hace más que incrementar la tensión.

Las invectivas han continuado este viernes después de que Trump asegurara el viernes que el dictador norcoreano Kim Jong-un es "un loco al que no le importa dejar morir de hambre o matar a su pueblo", al tiempo que ha asegurado que va a ponerle a prueba "como nunca antes".

Trump ha reaccionado así horas después de que el norcoreano afirmara en un comunicado que está estudiando adoptar las "contramedidas más duras de la historia" contra Estados Unidos y llamara "canalla" y "gángster" al mandatario estadounidense.

"Como un hombre que representa a Corea del Norte y en nombre de la dignidad y el honor de mi Estado, mi pueblo y yo mismo, haré que el hombre que tiene la prerrogativa sobre el mando supremo en Estados Unidos pague un alto precio por su discurso abogando por destruir totalmente a Corea del Norte", recalcó el dictador Kim Jong-un.

Y este sábado, durante su discurso en la ONU, el canciller norcoreano Ri Yong-ho advirtió que los insultos de Trump a Kim Jong-un hacen "aún más inevitable" que los cohetes de Corea del Norte sobrevuelen Estados Unidos.

El canciller norcoreano Ri Yong-ho
El canciller norcoreano Ri Yong-ho

"Trump trató de insultar a la dignidad suprema de mi país (Kim Jong-un) llamándolo 'rocketman', pero al hacerlo cometió un error irreversible haciendo aún más inevitable la visita de nuestros cohetes al territorio entero de Estados Unidos", afirmó Ri durante su intervención ante la Asamblea General de la ONU, con sede en Nueva York.

Para Ri, Trump es "una persona perturbada llena de megalomanía y autosuficiencia" que está intentando convertir a la ONU en un "nido de gángsteres". Trump es quien se ha embarcado en una "misión suicida", según Ri, que responde así al mandatario estadounidense, que dijo lo mismo de Kim Jong-un.

"El 'presidente malvado' está en la silla del presidente de Estados Unidos", afirmó, al tiempo que ha advertido de que Corea del Norte está dispuesto a defenderse si Washington muestra signo alguno de intentar una "operación de decapitación contra nuestro cuartel general o un ataque militar contra nuestro país".

El Consejo de Seguridad de la ONU, unido contra Corea del Norte (AFP)
El Consejo de Seguridad de la ONU, unido contra Corea del Norte (AFP)

La semana pasada, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas aprobó por unanimidad imponer a Corea del Norte el paquete de sanciones más duro contra el país hasta la fecha.

Corea del Norte ha llevado a cabo en los últimos años numerosas pruebas nucleares y balísticas -incluido un ensayo nuclear el 3 de septiembre- que se han traducido en un endurecimiento del régimen de sanciones internacionales, lo que no ha servido para disuadir a Kim Jong-un.

LEA MÁS: