Mapa del narco en Zacatecas: Cártel del Golfo y CJNG, Cártel de Sinaloa y “Los Talibanes”, en disputa por el territorio

Cada región de Zacatecas es controlada por un grupo narco diferente, aunque también se han registrado treguas entre dos cárteles que buscan hacerle frente a un mismo “enemigo en común”

EFE/ Arturo Cardeña/Archivo
EFE/ Arturo Cardeña/Archivo

El enclave geográfico de Zacatecas ha convertido al estado en un terreno en disputa. Corredor que une a los puertos del Pacífico con los estados del norte, el crimen organizado ha fragmentado a la entidad en “plazas” que son controladas por el Cártel del Golfo, el Cártel de Sinaloa, del Noreste, el Cártel Jalisco Nueva Generación y una facción remanente de los sanguinarios Zetas conocida como Los Talibanes.

Llave de paso hacia San Luis Potosí, Aguascalientes, Jalisco, Nuevo León, Durango, Nayarit y Colima, cada región de Zacatecas es controlada por un grupo narco diferente, aunque también se han registrado treguas entre dos cárteles que buscan hacerle frente a un mismo “enemigo en común”.

Tal es el caso del Cártel del Golfo y el CJNG, quienes han pactado alianzas para combatir al Cártel de Sinaloa y a Los Talibanes, unidos con el mismo propósito.

Fundados por Iván Velázquez Caballero, El Talibán o El Z-50, Los Talibanes se formaron tras la ruptura con los Zetas de Miguel Ángel Treviño Morales, y posteriormente pasaron a colaborar con el Cártel del Golfo.

 (Foto: Twitter@voceria_spz)
(Foto: Twitter@voceria_spz)

El Talibán fue enviado a Zacatecas en 2007. Cuatro años después el liderazgo del grupo cayó en las manos de sus hermanos, Daniel Velázquez Caballero, El Talibancillo, y Rolando Velázquez Caballero o Roel Velázquez Caballero, apodado El Rolis. Este último ha sido señalado como el nuevo líder de la organización, cuya presencia se extiende en al menos 14 municipios del estado.

El cártel de las cuatro letras mandó en 2019 a su representante Gonzalo Mendoza Gaytán, alias El Sapo, operador de alto nivel del CJNG, a que instalara células operativas en varios puntos de Zacatecas, Guadalupe y otros municipios aledaños. Con el paso del tiempo se fue adueñando progresivamente de la región sur del estado.

Otro actor importante en la narcoguerra es sin duda el Cártel de Sinaloa, quien anunció su llegada a Zacatecas con un video en el que varios hombres interrogaron a 15 sicarios del CJNG, y cuyos cuerpos aparecieron después envueltos en cobijas en un tramo de la carretera federal 45.

En menos de un año, la entidad se convirtió en un verdadero polvorín, pasando de los 39 asesinatos registrados en enero del 2020 a los 108, que se contabilizaron en el mismo periodo de este 2021. Según los números, se trata del peor inicio de año desde 2015.

(Mapa: Infobae México)
(Mapa: Infobae México)

Desde el jueves de la semana pasada, vecinos de la localidad contaron cuatro cadáveres colgados de puentes. Y el miércoles, a las tres de la mañana, otros dos cuerpos sin vida aparecieron colgados en el puente vehicular Arroyo de las Sirenas, en la capital del estado. Dos horas mas tarde se determinó que correspondían a dos policías estatales de San Luis Potosí que se hallaban desaparecidos desde el 17 de junio.

En la misma madrugada, vecinos de la colonia Las Flores, de Fresnillo (ciudad que lidera la lista de la encuesta nacional de percepción de seguridad pública), reportaron que estaban escuchando detonaciones procedentes de un domicilio. Ahí la policía encontró siete cuerpos acribillados. Todas las víctimas —cuatro mujeres y tres hombres— habían perdido la vida. Había también cinco niñas, que estaban ilesas, y que habían presenciado los hechos.

De acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, de enero a mayo, en Zacatecas se cometieron 461 homicidios dolosos. Y la lista sigue.

SEGUIR LEYENDO: