Quién es Silvano Aureoles, el cuestionado gobernador de Michoacán que empujó a un hombre que se manifestaba en su contra

El asunto fue abordado este miércoles por el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien dijo “todos cometemos errores, no somos perfectos”

FOTO: GALO CAÑAS /CUARTOSCURO
FOTO: GALO CAÑAS /CUARTOSCURO

El martes 13 de abril, el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles, se colocó en medio del ojo del huracán luego de que, tras acudir al municipio de Aguililla -que está bajo el asedio del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) encabezado por Nemesio Oseguera Cervantes “El Mencho”-, empujó a un hombre que se manifestaba en contra del mandatario estatal.

El político michoacano arribó a Aguililla en helicóptero, en medio de un amplio despliegue de seguridad. Luego, se trasladó en un vehículo militar.

En un video que se hizo viral en redes sociales, se observa a Aureoles Conejo bajar de un vehículo del Ejército y dirigirse hasta donde se encontraba un hombre que portaba dos cartulinas con consignas contra el gobernador y la inseguridad que se vive en el municipio, a quien encara y empuja con ambas manos. Luego, alguien del equipo de seguridad de Aureoles, le quita las pancartas en las que le pedía que hiciera su trabajo.

“Señor Gober, viaja por tierra para que veas la realidad que vivimos”, dice una de las cartulinas. “Quiero vivir libre en mi pueblo de Aguililla, Michoacán”, señalaba otra. Los mensajes enfurecieron a Silvano Aureoles y empujó al hombre, que fue identificado como Fernando Padilla Vázquez, maestro de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

El hecho fue condenado en redes sociales, por lo que Aureoles se pronunció mediante su cuenta de Twitter.

Aseguró que durante su visita a Aguililla, región que vive una situación “casi de guerra”, él y su comitiva se encontró con una protesta de “halconeros” (personas integrantes del crimen organizado que sirven de vigilantes y dan alertas sobre movimientos de autoridades o grupos enemigos) que insultaban y agredían a las autoridades militares.

“En medio de esa situación, nos encontramos una manifestación de halconeros que insultaban y agredían a la Guardia Nacional, al Ejército, a la Marina y a un servidor y yo decidí encarar a uno de los provocadores”, escribió en la red social para justificar su actuación.

Esta situación fue abordada este miércoles por el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien excusó al gobernador michoacano al asegurar que “todos cometemos errores”.

“Todos cometemos errores, no somos perfectos (...). Lo tengo que decir porque como está la presencia del Ejército que no se piense que es un asunto de concertar... el Ejército no participó, no está de acuerdo con estas acciones.. pero imagínense si no se le da protección (al gobernador)”, aseguró.

Durante su tradicional conferencia mañanera, López Obrador aseguró que el mandatario perredista pidió que el Ejército mexicano interviniera en Aguililla, pero lo que se decidió fue tener “una reunión” con pobladores en un cuartel militar.

Foto: EFE/Sáshenka Gutiérrez/Archivo
Foto: EFE/Sáshenka Gutiérrez/Archivo

Es por eso que hizo un llamado a la conciliación al tiempo que resaltó que el uso de las fuerzas armadas es un tema que compete al Ejecutivo federal

“Hago un llamado a la conciliación.. Nosotros queremos mantener buenas relaciones con el gobierno de Michoacán, actuar de manera constitucional, pero el uso de las fuerzas armadas no depende de los gobernadores. Esto tiene que ver con el Ejecutivo federal y a pesar de que es una asunto penoso, al mismo tiempo celebro el comportamiento de los militares de ser respetuosos de la gente, el no actuar de manera autoritaria, el apostar a proteger los derechos humanos, al diálogo (...)”, aseguró.

Resaltó que incluso la Iglesia católica ha solicitado que se intervenga en Aguililla para lograr pacificar el municipio que tiene años luchando contra los hombre del “Mencho”.

Diálogo con los pobladores. Nos los piden incluso hasta sacerdotes.. nos ha pedido el obispo de Apatzingán que se intervenga, y lo que quieren es una solución pacífica y se les ha estado atendiendo. Ha habido reuniones de todo el gabinete, con autoridades religiosas buscando pacificar, pero si tomamos los pueblos, se invade con policías y soldados, pues eso no va a conducir a nada bueno.. tenemos que llamar a todos a la serenidad, a la tranquilidad a buscar la paz, no a la violencia”, insistió.

¿Quién es Silvano Aureoles?

(Foto: Twitter@Silvano_A)
(Foto: Twitter@Silvano_A)

Nacido el 23 de agosto de 1965, Silvano Aureoles Conejo es ingeniero agrónomo, especialista en Bosques por la Universidad Autónoma Chapingo y Maestro en Ciencias para el Desarrollo Rural Regional por la misma universidad.

Entre sus logros en la vida política de México destaca que fue miembro fundador del PRD, también ha sido diputado federal y miembro del Senado de la República.

El 7 de junio de 2015, Silvano Aureoles Conejo ganó la gubernatura de Michoacán bajo las siglas del PRD, por lo que su administración concluye este año.

Su gobierno ha sido seriamente cuestionado, tanto por sus decisiones políticas como por los señalamientos de presuntos vínculos con el narcotráfico.

Tras la captura de Servando Gómez “La Tuta”, líder de “Los Caballeros Templarios” a finales de 2015, surgieron nuevas disputas entre los cárteles y algunos grupos de presuntas autodefensas se convirtieron en grandes organizaciones criminales como “Los Viagras”, grupo que está encabezado por Nicolás Sierra Santana “El Gordo”.

A partir de ese momento, se ha desatado una lucha por el control del estado, principalmente entre “Los Viagras” y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) liderado por Nemesio Oseguera “El Mencho”, quien es originario del municipio de Aguililla.

Pero el CJNG también mantiene una lucha contra otro supuesto líder de las autodefensas en el municipio de Tepalcatepec, Juan José Farías “El Abuelo”.

En marzo de 2018, Nicolás Sierra Santana, grabó un video que difundió en redes sociales en el que acusaba al gobernador Silvano Aureoles de darle dinero para obtener votos y garantizar la tranquilidad del estado.

Nicolás Sierra Santana, "El Gordo", líder de "Los Viagras". (Foto: especial)
Nicolás Sierra Santana, "El Gordo", líder de "Los Viagras". (Foto: especial)

“Todo esto que está pasando, no es culpa de nadie. Es culpa de Aureoles, porque así quiere mantener el estado. Invito a derechos humanos internacionales que vengan, invito a todos los periodistas internacionales, nacionales, que vengan a ver la realidad”, dijo el líder criminal.

“¿Por qué está haciendo esto Silvano Aureoles, que es el gobernador del estado de Michoacán? ¿por qué está haciendo esto? Porque no le convengo, porque sé mucho. Bueno, vamos empezando. Al inicio de tu campaña me mandaste un millón de pesos para que te ayudara con unos votos ¿sí? Hace 20 días, más o menos, me mandaste a ofrecer 10 millones de pesos para que te garantizara la tranquilidad del estado. Como sabías que no se iba a arreglar la tranquilidad, y me mandas ese gancho, para hacerme un compromiso, y si no cumplía, echarme al gobierno encima”, dijo Sierra Santana.

Desde ese año, la violencia en Michoacán se ha recrudecido. La entidad ha vivido algunos de los episodios más violentos y sangrientos de los últimos tiempos que horrorizaron a México y al mundo: el 8 de agosto de 2019, fueron encontrados 19 cuerpos en distintos puntos del municipio de Uruapan. Seis de los cuerpos fueron colgados de un puente vehicular y otros fueron encontrados descuartizados.

Además, también encontraron narcomensajes firmados por el Cártel Jalisco Nueva Generación. Las víctimas eran presuntamente, integrantes de “Los Viagras”.

Días después, el CJNG se deslindó de los hechos y acusó a los “Los Viagra” y a “Los Caballeros Templarios” del asesinato de un coronel y de los homicidios de las 19 personas en Uruapan.

Al darse a conocer los hechos, el CJNG se deslindó de la masacre, pese a que una narcomanta supuestamente firmada por ellos, los incriminaba (Foto: Cuartoscuro)
Al darse a conocer los hechos, el CJNG se deslindó de la masacre, pese a que una narcomanta supuestamente firmada por ellos, los incriminaba (Foto: Cuartoscuro)

Otro hecho terrible ocurrió el 30 de agosto de 2019, cuando presuntos integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación a bordo de varias camionetas, irrumpieron en el municipio de Tepalcatepec en busca de “El Abuelo”, por lo que se desató una balacera que dejó un saldo de 9 muertos y más de 10 heridos.

Horas más tarde, supuesta gente de “El Abuelo” distribuyó un video grabado por un dron, en el que se observaba los cuerpos de los sicarios de “El Mencho” regados sobre la carretera y las camionetas baleadas.

Pese a la presencia de más de 4,000 elementos de la Guardia Nacional que se han desplegado en el estado, la violencia ha seguido en aumento.

Otro de los hechos más sangrientos ocurrió el 14 de octubre de 2020 en el municipio de Aguililla. Ese día, un convoy de cinco patrullas de la Policía Estatal de Michoacán, fue emboscado por presuntos sicarios del Cártel de Jalisco Nueva Generación. El saldo fue de 13 agentes muertos y nueve heridos.

FOTO: JUAN JOSÉ ESTARADA SERAFÍN /CUARTOSCURO
FOTO: JUAN JOSÉ ESTARADA SERAFÍN /CUARTOSCURO

Al día siguiente, durante el homenaje a los policías abatidos, Aureoles enfrentó la furia de los familiares quienes le pidieron que “dejaran de enviar a los policías al matadero”. En respuesta, el gobernador Aureoles sólo reiteró su llamado a la federación para que se refuerce la seguridad en Michoacán.

Desde el pasado 31 de marzo, Aguililla se ha visto envuelta en una escalada de violencia entre el CJNG que pretende tomar el territorio, contra Cárteles Unidos, una facción de remanentes criminales que defiende la plaza del asedio de los hombres del Mencho, quien desde que fundó el Cártel Jalisco, ha intentado tener el control de su tierra natal.

Aunque Silvano Aureoles había negado de manera categórica que el municipio estuviera bajo el control del crimen organizado, el martes 13 de abril reconoció el hecho. Así lo manifestó en varios mensajes de Twitter y a través de un video.

“No me voy a quedar ni callado ni cruzado de brazos ante quienes quieren seguir sembrando la violencia y el caos, burlándose de la autoridad y de la ley. Voy a recuperar Aguililla de las manos de los delincuentes”, escribió, seguido de una grabación de más de 7 minutos de duración.

Posterior a lo sucedido en Aguililla, el gobernador michoacano aseguró:

“Reforzaremos el despliegue de inteligencia operativa en la región del municipio de Aguililla porque no permitiremos que grupos delincuenciales hagan de las suyas. No nos quedaremos con los brazos cruzados”.

Aureoles Conejo también se ha enfrentado al presidente en varias ocasiones, por lo que se ha integrado a la llamada Alianza Federalista, un conglomerado de mandatarios estatales que surgió en marzo de 2020, para hacer frente a las decisiones del gobierno federal sobre el COVID-19.

Al manifestar una agenda política en común y, al mismo tiempo, en oposición al jefe del ejecutivo federal, decidieron fundar la Alianza Federalista en donde además de pedir más recursos e insumos para combatir al nuevo coronavirus en su estados, solicitaron la revisión del pacto fiscal debido a que consideran que las entidades del norte del país son las que más recursos aportan a la federación y no reciben lo necesario para resolver las necesidades de las entidades.

En junio del año pasado, el gobernador de Michoacán interpuso un recurso de inconstitucionalidad por el acuerdo que faculta a las Fuerzas Armadas a participar en tareas de seguridad hasta el 2024. Aunque aclaró que no era contra el presidente Andrés Manuel López Obrador ni contra los elementos de la Defensa Nacional y Marina, sino para aclarar sus funciones, el mandatario condenó el hecho.

Pero el manejo de la pandemia del COVID-19, también ha desatado la polémica entre ambos. Luego de que el mandatario “revelara” la presunta existencia de un grupo opositor a su gobierno denominado “BOA”, Silvano Aureoles le pidió al presidente “seriedad” y que se concentrara en atender la pandemia

“Presidente, sea serio. Basta de distractores, concéntrese en atender la pandemia. La gente se está muriendo”, apuntó el mandatario michoacano.

A pesar de los encontronazos entre ambos gobernantes y luego de la situación protagonizada por Aureoles Conejo en Aguililla, este miércoles López Obrador consideró que “todos cometemos errores”.

SEGUIR LEYENDO:

MÁS LEIDAS AMÉRICA

MAS NOTICIAS