Infierno en Tamaulipas: el espeluznante hallazgo relacionado con el Cártel del Golfo

Algunas versiones extra oficiales dan cuenta de un presunto enfrentamiento y otros reportes señalan una ejecución directa; ambas perspectivas según los impactos de bala en los sujetos

Fuentes de seguridad confirmaron a este medio sobre los cadáveres (Foto: Especial)
Fuentes de seguridad confirmaron a este medio sobre los cadáveres (Foto: Especial)

Al menos seis cuerpos sin vida con visibles impactos de armas de fuego fueron localizados en el Ejido Los Corrales de Reynosa, Tamaulipas; presuntamente, estos hombres eran miembros del Cártel del Golfo, uno de los principales generadores de violencia en la entidad.

Desde la tarde de este 2 de marzo trascendió por versiones extra oficiales que los cadáveres estaban en esa zona, sin embargo, se hacía referencia a una denuncia anónima sobre el hallazgo. Infobae México verificó la autenticidad del reporte con fuentes de seguridad, sin embargo no se ofrecieron más detalles.

Según fotografías compartidas en redes sociales, se puede apreciar que los muertos estaban entre la maleza, portando chalecos balísticos y algunos de los cuales tenían la inscripción CDG, sigla habitualmente utilizada por integrantes del Cártel del Golfo en sus vehículos y narcomensajes.

Con visibles impactos de armas de fuego, huellas de sangre y bocabajo se presume un enfrentamiento, pero no se observan cartuchos percutidos ni armas (Foto: Twitter@IndomableLoba)
Con visibles impactos de armas de fuego, huellas de sangre y bocabajo se presume un enfrentamiento, pero no se observan cartuchos percutidos ni armas (Foto: Twitter@IndomableLoba)

Hasta el momento, la Fiscalía General de Justicia de l estado de Tamaulipas no ha reportado sobre este hecho, de tal modo que se desconocen las condiciones que llevaron a la muerte a los seis sujetos, no obstante las heridas de bala.

Algunos de los presuntos integrantes del Cártel del Golfo portaban ropa de camuflaje estilo militar, así como chalecos antibalas y portacargadores. Unos estaban bocabajo, con visibles rastros de sangre en las manos, rostro y parte trasera de la pierna. Alrededor de ellos hay objetos como celulares, pero no se observan armas ni cartuchos percutidos en las imágenes filtradas, como para presumir un enfrentamiento.

Apenas en el mismo Ejido Los Corrales fue reportado el asesinato de tres miembros de una familia. El 25 de febrero, alrededor de las 22:00 horas, hombres armados llegaron y ejecutaron a un adulto mayor de 87 años, otra mujer de 60 de edad y un joven de 26; en tanto que otra persona resultó herida.

El hallazgo de los cuerpos se dio durante la jornada de este 2 de marzo (Foto: Twitter@IndomableLoba)
El hallazgo de los cuerpos se dio durante la jornada de este 2 de marzo (Foto: Twitter@IndomableLoba)

Según reportes de la prensa local, los asesinos descendieron de tres camionetas, masacraron a las personas y huyeron del sitio. Otros informes apuntaron que los autores del crimen pertenecían al Cártel del Golfo y supuestamente, se trató de una equivocación. Las víctimas fueron llevadas al hospital, pero ya era demasiado tarde. Ahora, casi una semana después de esos hechos, se confirma el hallazgo de seis presuntos delincuentes en la misma zona.

De acuerdo con reportes oficiales de Tamaulipas y del gobierno de Texas, en Reynosa tienen su base tres cabecillas del Cártel del Golfo, quienes son objetivos prioritarios de las autoridades.

Por un lado están los hermanos cuates Sánchez Rivera: Ernesto, El M22 y Héctor, El M1/La Mimi, presuntamente ubicados en el municipio de Reynosa, pues serían miembros de Los Metros, remanente del Cártel del Golfo. Otro de ellos es Carlos Roel Collazo, El Chuy Sierra. Versiones extra oficiales lo habían identificado con operaciones en San Fernando en 2019, así como en presunta alianza con Los Metros, salido de Los Zetas.

Algunos presuntos integrantes del CDG portaban chalecos antibalas y portacargadores (Foto: Twitter@IndomableLoba)
Algunos presuntos integrantes del CDG portaban chalecos antibalas y portacargadores (Foto: Twitter@IndomableLoba)

Documentos de la Administración del Control de Drogas de EEUU (DEA) indican que el Cártel del Golfo mantiene su base de poder en Tamaulipas y en Zacatecas, donde podría tener alianzas con el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG). La agrupación que fundara Juan García Ábrego a mediados de 1980 en Matamoros, aún opera para el envío de heroína y cocaína mediante el transporte de carga que entra a EEUU en puntos de McAllen y Brownsville, Texas.

Dada su dinámica de operaciones entre clanes, el Cártel del Golfo cuenta con varios lugartenientes, entre quienes destacan los herederos de la familia Cárdenas Guillén, apellido del máximo líder cuando la agrupación mantenía un dominio al nivel de rivales como el Cártel de Sinaloa.

José Alfredo Cárdenas Martínez, el Contador, es ubicado como uno de los principales líderes desde Matamoros. Este capo es sobrino de Osiel Cárdenas Guillén, detenido en 2003, extraditado a EEUU en 2007 y quien saldrá libre en 2028 tras pactar colaboraciones con el gobierno norteamericano en 2010.

Los líderes criminales y sus plazas en Tamaulipas (Mapa: Infobae México/Jovany Pérez Silva)
Los líderes criminales y sus plazas en Tamaulipas (Mapa: Infobae México/Jovany Pérez Silva)

El Contador fue liberado por la justicia mexicana, por segunda vez, el 29 de octubre del año pasado, sería operador de la agrupación en Matamoros. Otro cabecilla de relevancia y quien habría negociado con el CJNG es Evaristo Cruz, alias el Vaquero, objetivo de las autoridades estadounidenses y presunto jefe del Cártel del Golfo.

Tras el quiebre con su brazo armado, los Zetas, en 2010, remanentes de estos grupos se han disputado el territorio de Tamaulipas sin que alguno haya podido imponerse al otro durante una década. De ahí que también figuran grupos rivales como Zetas vieja escuela, Cártel del Noreste y su Tropa del Infierno; así como Los Metros, Escorpiones o el llamado Cártel del Golfo Nueva Era.

SEGUIR LEYENDO: