Murió el elemento de la Guardia Nacional que había sido herido en un ataque la semana pasada

El hombre no sobrevivió a las heridas por arma de fuego que sufrió el pasado jueves, en una agresión contra su grupo en la localidad de Bochil, en Chiapas

El elemento había sido herido el jueves pasado (Foto ilustrativa: Juan José Estrada Serafín/ Cuartoscuro)
El elemento había sido herido el jueves pasado (Foto ilustrativa: Juan José Estrada Serafín/ Cuartoscuro)

Un elemento de la Guardia Nacional murió un par de días después de haber sido herido con una arma de fuego en el municipio de Bochil, en el estado de Chiapas, informaron las autoridades.

El hombre había sido trasladado a un hospital de Tuxtla Gutiérrez, capital del estado, ubicado en el sur de México, para ser atendido. La comunidad donde fue agredido se encuentra unos 36 kilómetros al noreste de la principal ciudad de la entidad. Sin embargo, nada pudieron hacer para evitar su fallecimiento.

El hombre había sido atacado junto a su unidad en la localidad chiapaneca el jueves. Sin embargo, en los últimos minutos de este sábado se confirmó que no había sobrevivido a la herida que sufrió unos días antes.

Tanto el secretario de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio Sandoval, como el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo, lamentaron su fallecimiento. “Nos unimos al luto que hoy embarga a la Guardia Nacional”, expresó el primero. “Que sus familiares y amigos hallen pronta resignación al saber que entregó valientemente su vida por la paz y la seguridad de México”, completó el segundo.

“Su sacrificio y firme convicción por salvaguardar la seguridad de la población nos inspira a seguir trabajando por el país”, señaló la Guardia Nacional en un comunicado.

Las agresiones contra el Ejército mexicano

También el jueves pasado, tres elementos del Ejército mexicano fallecieron después de la emboscada de un “grupo indeterminado de personas” mientras los uniformados realizaban un reconocimiento terrestre en un municipio de Guerrero, en el suroeste de México, informó la Secretaría de la Defensa Nacional.

El Ejército mexicano ha sido agredido en diversos puntos del país por la población (Foto: Cuartoscuro)
El Ejército mexicano ha sido agredido en diversos puntos del país por la población (Foto: Cuartoscuro)

“La Sedena informa a la opinión pública que en esta fecha, elementos del Ejército, al realizar reconocimientos terrestres en el municipio de Leonardo Bravo, en Guerrero, como parte de la ‘Operación de erradicación intensiva 3-19 en el estado’, para la destrucción de plantíos enervantes, fueron objeto de una emboscada por un grupo indeterminado de personas”, explicaron este jueves las autoridades.

La localidad, en el centro de Guerrero y a unos 35 kilómetros de Chilpancingo, la capital, se ubica en la zona de la sierra de dicha entidad, donde abundan los plantíos de marihuana y amapola, debido a que es una de las zonas de más difícil acceso para las fuerzas del orden.

Y es que las escenas de agresiones y sometimiento a miembros del Ejército en diferentes comunidades del país se han vuelto habituales y se han repetido en varias partes del país: ciudadanos han arremetido contra militares y policías, quienes sólo se repliegan por lo que, incluso, han resultado heridos. En lo que va del año, se han reportado al menos una docena de agresiones, aunque algunos elevan la cifra por encima de los 100 sucesos.

La Sedena ha advertido que responderá a las agresiones "en legítima defensa" (Foto: Presidencia de México)
La Sedena ha advertido que responderá a las agresiones "en legítima defensa" (Foto: Presidencia de México)

El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador ha insistido una y otra vez que el Ejército es “pueblo uniformado” y no debe atacar a la población. “Jamás utilizaré la fuerza para resolver conflictos, diferencias, protestas sociales, ese es el juramento que nosotros hacemos: no hacer uso de la fuerza, no reprimir al pueblo”, aseguró en su momento.

Es por ello que dio la orden de que las fuerzas no respondan aunque fueran agredidos, al argumentar que se respetarán los derechos humanos de la población. Sin embargo, la Sedena advirtió a principios de septiembre que tanto el Ejército como la Guardia Nacional “contestará las agresiones en legítima defensa”.

El tabasqueño ha señalado que las Fuerzas Armadas son "pueblo uniformado" y las represiones de otras épocas "se terminaron" (Foto: Galo Cañas/ Cuartocuro)
El tabasqueño ha señalado que las Fuerzas Armadas son "pueblo uniformado" y las represiones de otras épocas "se terminaron" (Foto: Galo Cañas/ Cuartocuro)

“Ante la ocurrencia de un delito, y en los casos en que el personal militar sea objeto de una agresión, se actuará conforme a los principios del Uso de la fuerza y su gradualidad, para proteger la vida e integridad física de los miembros de las Fuerzas Armadas”, explicaron.

LEE MÁS: Agredidos, sometidos, humillados: por qué los militares no se defienden de las turbas

Sin embargo, el mandatario mexicano, Comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, matizó la indicación en los días posteriores. “La recomendación es que no se abuse de la fuerza, que se actúe con respeto a los derechos humanos, que no suceda lo de antes, que había masacres, eso está prohibido, no se tolera en el gobierno esa actitud”, dijo en una de sus ruedas de prensa matutinas.

MAS NOTICIAS