El delito del “huachicoleo” cuesta millones de pesos a México. (Foto: Cuartoscuro)
El delito del “huachicoleo” cuesta millones de pesos a México. (Foto: Cuartoscuro)

Este jueves el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció su plan para combatir el robo de combustible de ductos de Pemex, que significa pérdidas por 66,300 millones de pesos al año a la paraestatal y equivalen a 10% del total de la producción petrolera mexicana.

El Ejecutivo desplegó a efectivos del Ejército y la Marina en instalaciones estratégicas de Petróleos Mexicanos (Pemex), pero también cuenta con que la población apoye su estrategia contra el "huachicoleo", como se le conoce coloquialmente a esta actividad ilícita.

"Denuncia el robo de hidrocarburos", pidió el gobierno mexicano a través de un mensaje de Twitter a la población.

"Protejamos a Pemex es de todas y todos", agrega el comunicado que incluye la línea de atención en el que las personas pueden reportar a las autoridades tomas clandestinas y venta ilegal de combustible.

La población puede llamar al número telefónico: 01 800 228 9660 o escribir al correo electrónico: vigilante@pemex.com.

"Juntos sociedad y Gobierno defendemos lo que es de la nación", agrega el comunicado.

Tatiana Clouthier, ex jefa de campaña de AMLO y diputada federal, se sumó al llamado gubernamental compartiendo la iniciativa.

"Contribuye desde donde te toca; marca si se requiere, YA", pidió desde su cuenta de Twitter.

López Obrador aseguró la mañana del viernes que "buscará convencer" a quienes se dedican a la actividad que dejen de hacerlo. "Pueden decir que somos ingenuos, pero nosotros sostenemos que la gente es buena… que se dedica a conductas antisociales por las circunstancias".

El mandatario sostuvo que en la compleja red de robo de hidrocarburos están involucradas bandas criminales, mandos medios y altos funcionarios de Pemex, todos bajo el visto bueno del presidente de la República.

"Un negocio jugoso ilícito siempre lleva el visto bueno del presidente", dijo López Obrador en referencia a la venta de huachicol.

"Ya basta de hipocresía… 'El señor presidente, el señor gobernador, se ve que tiene buenas intenciones, se ve que quiere ayudar, pero sus funcionarios no le ayudan' (dicen), falso, si el gobierno no funciona bien, es porque las cosas no funcionan bien de arriba para abajo", expresó.

"¿Cómo un presidente no se va a dar cuenta de lo que está haciendo un secretario, un director general… ¿y qué, vamos a esta siguiendo el juego de supuestamente castigando la corrupción solo con chivos expiatorios, que es lo que se ha hecho en todo el periodo neoliberal", agregó.

Autoridades resguardan toma irregular. (Foto: Cuartoscuro)
Autoridades resguardan toma irregular. (Foto: Cuartoscuro)

El presidente reiteró que prefiere seguir una política de "punto final" y no perseguir a los altos funcionarios. Aseguró que pondrá a consulta de la población si hay que perseguir a los expresidentes por casos de supuesta corrupción como éste.

"La corrupción en nuestro país era parte del sistema, el gobierno funcionaba a partir de la corrupción, el gobierno era un facilitador de la corrupción, era su función principal, facilitar el saqueo, facilitar el que unos cuantos se quedaron con bienes del pueblo, de la nación, eso se terminó", advirtió.

"Vamos a ver qué opina la gente (consulta) qué nos dicen cuando tengamos la reforma al artículo 35, una consulta y la pregunta es '¿quieres que se abran expedientes en contra de Carlos Salinas, Ernesto Zedillo, Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, por actos de corrupción cometidos durante el periodo neoliberal que originaron la crisis de México o estás de acuerdo como lo sostiene el actual presidente de que se ponga punto final y que iniciemos una etapa nueva sin corrupción y sin impunidad, sí o no?'… algo así, yo voy a defender el punto de que veamos hacia adelante", concluyó.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: