Actualmente el Estado Méxicano libra una batalla contra el narco que aún no ha ganado (AP)
Actualmente el Estado Méxicano libra una batalla contra el narco que aún no ha ganado (AP)

Después de doce años de una sangrienta guerra contra el narco, México todavía no encuentra una estrategia efectiva para combatir al crimen y la inseguridad en todos sus niveles.

En entrevista con Infobae, Francisco Rivas Rodríguez, director del Observatorio Nacional Ciudadano (ONC), una organización especializada en temas de seguridad, mencionó que los motivos que explican el crecimiento del crimen en el país son un conjunto de fallas y una serie de factores no tan fáciles de detectar.

“La detención del Chapo, el surgimiento de nuevos cárteles de la droga, la decisión de combatir algunos delitos por encima de otros, la política del control de armas… Son un sinfín de factores”

En el año 2017 el país registró la cifra más alta de homicidios de la historia con 31.174 personas asesinadas, lo que representó un aumento del 27% con respecto al 2016. Sin embargo, el 2018 podría ser aún más sangriento.

Otro elemento importante, argumentó, es la falta de perseverancia que enfrenta el Estado Mexicano en la implementación de la estrategia contra el crimen en su territorio:"Crecemos un poco la policía, crecemos otras instituciones como la Procuraduría (Fiscalía)…pero luego las olvidamos y se deja el tema de lado" consideró el funcionario.

Según su punto de vista, es un problema que tiene que ver con la mala costumbre de querer improvisar a la hora de tomar decisiones. Actualmente, dijo, no existe un modelo claro de seguridad y justicia. No hay una idea sustentada en una base sólida. Las decisiones se toman desde un punto de vista político y no técnico.

Actualmente no existe en México un modelo sólido de seguridad
Actualmente no existe en México un modelo sólido de seguridad

Una tercer elemento es la falta de recursos. Francisco Rivas se pronunció a favor de duplicar los elementos de la policía y los trabajadores de los ministerios públicos, no sin antes dejar en claro que deben tener condiciones dignas de trabajo.

“No le podemos pedir a un policía ni a un agente del ministerio público que trabaje 24 horas. Es ilógico que vayan hacer un buen trabajo. El reto no es que el próximo año presente menos delitos. El reto es que los mexicanos tengamos instituciones confiables y suficientemente capaces”

La legalización de las drogas no es la solución 

Joaquín ‘el Chapo’ Guzmán fue extraditado a Estados Unidos
Joaquín ‘el Chapo’ Guzmán fue extraditado a Estados Unidos

Otro problema, es que el crimen es como un negocio, por ejemplo, si la policía implementa operativos en la zona donde trabajan los delincuentes, naturalmente estos se van a mover de sitio. Si están en el estado de Michoacán, se van ir al estado de Jalisco.

Por otro lado, Rivas aseguró que el Estado Mexicano no es capaz de controlar un mercado y frenarlo. Además de que hace falta una iniciativa coordinada a nivel nacional, empezando desde lo local, se sabe que la estrategia de la "guerra contra el narco" de detener a los cabecillas sólo ha provocado una descentralización que trasladó el crimen a otras zonas donde antes no se percibía, como en los estados turísticos de Quintana Roo y Baja California Sur. Esto dio pie a que surgieran nuevas formas de negocio que superan a las fuerzas policiales.

Los llamados narcobloqueos ya llegaron incluso a la capital mexicana
Los llamados narcobloqueos ya llegaron incluso a la capital mexicana

"Es sumamente ingenuo legalizar las drogas pensando que así va desaparecer la violencia. La legalización debe ser por un tema de derechos" opinó Francisco Rivas.

Descomposición Social

Otra piedra angular en el crecimiento de la inseguridad tiene que ver con la descomposición social, cuya presencia abarca todo el país. Esta cuestión atrae temas tan delicados como la impunidad, los errores en la toma de decisiones y la política de seguridad en general.

Cambiar el sistema penitenciario para poder generar una verdadera reinserción social; hacer una detección temprana de los jóvenes en condición de riesgo; focalizar y puntualizar temas de prevención… Son sólo algunas de los puntos que se deberían tratar para enfrentar este problema.

De acuerdo con los últimos resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), realizada por el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI), el 75.9% de los mexicanos mayores de 18 años consideraron que la ciudad donde viven es peligrosa. 

MÁS SOBRE ESTE TEMA: