Wall Street mantiene la dinámica positiva y volvió a terminar con nuevos récords

Con optimismo tras una serie de buenos resultados de grandes empresas, los inversores llevaron a nuevos límites los índices S&P 500 y Dow Jones. Tesla alcanzó una cotización de 1 trillón de dólares

Un cartel de la calle Wall Street en el distrito financiero en Nueva York (Foto: Reuters)
Un cartel de la calle Wall Street en el distrito financiero en Nueva York (Foto: Reuters)

Wall Street mantiene la dinámica positiva y este lunes empezó la semana de buena manera con los índice S&P 500 y el Dow Jones en nuevos récords. En tanto, la empresa Tesla de Elon Musk alcanzó una cotización de 1 trillón de dólares.

Según datos provisionales al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones subió un 0,18% o 64,13 puntos, hasta 35.741,15 unidades, y el S&P 500 avanzó un 0,48 % o 21,68 unidades, hasta 4.566,58. El índice compuesto del mercado Nasdaq ganó un notable 0,90 % o 136,51 enteros, hasta 15.226,71.

En general, las acciones han subido últimamente ya que las empresas han presentado informes de beneficios para el verano mucho más sólidos de lo que esperaban los analistas. Según FactSet, aproximadamente una de cada cuatro empresas del S&P 500 ha presentado sus informes, lo que significa que más empresas están superando las expectativas, y por un margen más amplio.

Hasta el momento, las empresas del S&P 500 han registrado beneficios en el tercer trimestre que superan en casi un 46% los niveles del año anterior. Según FactSet, las empresas del índice están en camino de registrar un crecimiento global de aproximadamente el 32,5%. Esto se compara con las expectativas de un crecimiento de aproximadamente el 27% cuando se cerró el tercer trimestre el 30 de septiembre.

Varios de los valores más influyentes del mercado tienen previsto presentar sus propios beneficios la semana que viene. Entre ellos se encuentran Apple, Amazon, Microsoft y la empresa matriz de Google, Alphabet. Dado que son las cuatro mayores empresas de Wall Street por valor de mercado, los movimientos de sus acciones tienen un enorme efecto en el S&P 500, incluso más que los de Tesla.

Facebook, la quinta empresa más grande del S&P 500, informará de sus resultados trimestrales después del cierre del mercado el lunes. Ha estado lidiando con la controversia sobre lo mucho que favorece la obtención de beneficios en lugar de perjudicar a sus usuarios.

Compradores en Nueva York (Foto: Reuters)
Compradores en Nueva York (Foto: Reuters)

La alta inflación, más persistente de lo esperado, también sigue creando ganadores y perdedores en el mercado.

Los productores de energía se mostraron fuertes después de que el precio del petróleo estadounidense superara los 85 dólares por barril durante la mañana. Es la primera vez que eso ocurre en unos siete años, aunque el precio retrocedió a medida que avanzaba la jornada.

Sin embargo, estas ganancias se vieron frenadas por las pérdidas de Kimberly-Clark, el fabricante de los pañales Kleenex y Huggies, y de otras empresas de productos de consumo que están luchando contra los efectos de la alta inflación.

Kimberly-Clark recortó su previsión de beneficios para todo el año 2021 debido a los mayores costes que está pagando por la energía y otros bienes. También es una de las muchas empresas que están lidiando con cadenas de suministro atascadas en todo el mundo mientras las economías se recuperan de la paralización de la pandemia. Sus acciones cayeron un 3 por ciento.

La alta inflación se ha mantenido, a pesar de que muchos economistas e inversores habían dicho anteriormente que esperaban sólo un brote “transitorio”.

Jerome Powell (Foto: Reuters)
Jerome Powell (Foto: Reuters)

El presidente de la Fed, Jerome Powell, dijo el viernes que es probable que la inflación se mantenga elevada hasta bien entrado el próximo año, en medio de cadenas de suministro atascadas y escasez. Eso podría presionar al banco central para que detenga los bajos tipos de interés que ha estado aplicando para apoyar a los mercados y a la economía.

El banco central se está preparando para ralentizar pronto sus compras mensuales de bonos destinadas a mantener bajos los tipos de interés a largo plazo, pero no parece inminente un movimiento en los tipos de interés a corto plazo.

Los tipos de interés históricamente bajos, junto con el fuerte crecimiento de los beneficios empresariales, han contribuido a que el S&P 500 se haya duplicado con creces desde el mínimo que marcó en marzo de 2020, en los primeros días de la pandemia.

La pandemia también se mantiene, por supuesto. Un resurgimiento de las infecciones durante el verano ayudó a frenar el crecimiento de la economía, y algunos en Wall Street se preocupan por el gran golpe que finalmente recibirán los beneficios corporativos a causa de ella.

Moderna subió un 4,7% después de presentar datos alentadores sobre el uso de su vacuna COVID-19 en niños.

(Con información de AP)

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR