La temporada de huracanes del Atlántico ha comenzado oficialmente y los pronósticos para este año no son nada alentadores. Desde el Centro Nacional de Huracanes, el lugar donde se monitorean todos fenómenos atmosféricos que ocurren en la región, advierten que las previsiones indican una actividad superior a lo habitual.

La portavoz del Servicio Nacional de Meteorología de los Estados Unidos, Maria M. Torres, indicó que podrían registrarse "entre 10 y 16 tormentas, de las cuales se podrían originar entre 5 y 9 huracanes".

De esos, según los pronósticos, se podrían formar entre uno y cuatro de los huracanes más fuertes, con categoría 3, 4 o 5.

Imagen satelital del huracán María antes de su paso por Puerto Rico (NOAA/Reuters)
Imagen satelital del huracán María antes de su paso por Puerto Rico (NOAA/Reuters)

Para hacer estas previsiones, los expertos tienen en cuenta algunos aspectos como la temperatura del agua o la velocidad de los vientos.

Robert Molleda, meteorólogo de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los EEUU
Robert Molleda, meteorólogo de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los EEUU

"Es una combinación de factores", remarca Robert Molleda, meteorólogo de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA por sus siglas en inglés), que tiene su sede en Miami (Florida).

(AFP Photo / Brendan Smialowski)
(AFP Photo / Brendan Smialowski)

"Los principales son la temperatura del mar, las condiciones del viento en las capas superiores de la atmósfera y la humedad registrada en el trópico, entre otras cosas", añadió.

Desde este centro, preparado para soportar las condiciones climáticas más severas, trabajan un equipo permanente para controlar la trayectoria de los ciclones que se forman en el cuenca Atlántica.

"Siempre estamos monitoreando el trópico, analizando los datos de los satélites y, cuando nos percatamos del potencial de algún fenómeno, lo observamos muy de cerca para ver cómo se podría desarrollar", aseguró Molleda, de 49 años y licenciado en Meteorología de la Universidad Estatal de la Florida.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC, en inglés)
El Centro Nacional de Huracanes (NHC, en inglés)

Lo importante es estar preparado

No ha pasado ni un año desde que el huracán María provocara grandes destrozos en Puerto Rico tras su paso por la isla, con pérdidas millonarias y un saldo aproximado de 4.600 muertes. También Harvey e Irma, que afectaron algunas zonas de Houston (Texas) y Florida, respectivamente, que también alcanzaron vientos de hasta 300 kilómetros por hora.

El huracán María dejó destrozos millonarios en Puerto Rico (Archivo)
El huracán María dejó destrozos millonarios en Puerto Rico (Archivo)

Por eso, los expertos quieren tenerlo todo bajo control, y advierten a la población que es esencial estar bien preparado.

"Es importante que las personas no esperen hasta el último momento. Todos deberían tener suficiente agua y comida enlatada suficiente, ya que, así, podrán pasar esta situación de emergencia de la mejor manera posible", agregó Torres al respecto.