Las perlitas del debut de Messi en el PSG: el abrazo calcado con Neymar, una estadística casi perfecta y dos patadas de recepción

El argentino se estrenó con el PSG este domingo en la victoria ante el Reims por 2-0 por la cuarta jornada de la Ligue 1

Lionel Messi tuvo su esperado debut con el París Saint-Germain (PSG) este domingo en Reims, en la 4ª jornada de la Ligue 1 francesa, cuando entró en juego en el minuto 65 para reemplazar a Neymar, después de haber visto la etapa inicial y parte del complemento desde el banco de los suplentes.

Justamente en su ingreso se dio una de las perlitas de la noche francesa porque su abrazo con el brasileño provocó que en las redes sociales recuerden la final entre la Argentina y Brasil de la Copa América. Al final de ese encuentro, ambos jugadores se abrazaron tras la consagración de la Albiceleste y la imagen de este domingo fue prácticamente la misma, aunque en un contexto diferente.

El abrazo entre Lionel Messi y Neymar volvió a verse este domingo
El abrazo entre Lionel Messi y Neymar volvió a verse este domingo

Si bien se vio al delantero jugar lejos del área y con menos explosividad de la que tiene acostumbrado al mundo del fútbol, sí se pudieron notar algunas pinceladas que auguran un futuro glorioso en su nuevo equipo. A su vez, algunos encuentros con Kylian Mbappé, autor de los dos tantos del cotejo, también fueron positivos para la afición parisina que espera sacarle rédito a esa sociedad.

Messi, quien no pudo patear al arco, intentó 20 pases en el partido y tuvo una eficacia del 95% en ellos. Además 20% fueron hacia adelante. Vale aclarar que cuando él ingresó el marcador ya estaba 2-0 por lo que el trámite parecía liquidado.

Si bien la bienvenida del público para el rosarino de 34 años fue con ovación, la de los rivales no fue con tanto cariño. En su breve tiempo en el terreno de juego, el ex Barcelona recibió dos infracciones, una de ellas muy dura por parte de Munetsi, quien le dio una patada en su pierna izquierda justo cuando parecía que se le escapaba. Esto podría servir como un anticipo del juego áspero que suele verse en la Ligue 1.

El astro argentino, ganador de seis Balones de Oro, pudo lucir la camiseta número 30 casi tres semanas después de su llegada al club francés, procedente del Barcelona. Su último partido había sido la final de la Copa América que Argentina ganó a Brasil el pasado 11 de julio.


Tras este encuentro en Reims, el campeonato francés se toma un parón por los partidos internacionales y Messi es esperado para jugar con Argentina en los próximos clasificatorios para el Mundial de Qatar 2022, que el combinado de Lionel Scaloni disputará frente a Venezuela, Brasil y Bolivia.

La próximo presentación del PSG será en el Parque de los Príncipes ante el Clermont el domingo 12 de septiembre. De no haber inconvenientes, La Pulga sería titular en ese encuentro. Sin embargo, todas las luces estarán puestas en el primer duelo de la Champions League contra el Brujas en Bélgica el 15 de septiembre pro la primera fecha del Grupo A en el que también están el Manchester City y el RB Leipzig, una de las grandes sorpresas de los últimos años del fútbol alemán.

SEGUIR LEYENDO: