El mexicano abrió el marcador al minuto 67 (Foto: Twitter)
El mexicano abrió el marcador al minuto 67 (Foto: Twitter)

Si el martes fue de Edson Álvarez y el miércoles de Héctor Herrera, este jueves fue de Javier "Chicharito" Hernández, quien anotó su primer gol con el Sevilla en su primer partido como titular.

El mexicano anotó su gol de tiro libre, una forma bastante inusual en él. Lo hizo al minuto 61, durante la presentación del Sevilla en la Europa League.

Otros dos goles le darían la ventaja al cuadro andaluz en su partido contra el Qarabag, en Azerbaiyán, en el estadio Tokif Bakhramov; Munnir El Haddadi anotaría el segundo al minuto 78, con un balón picado elegantemente por encima del arquero Asmir Begović. 

Sin embargo, el gol que se llevó la noche fue de Óliver Torres, que al minuto 84 sentenció el partido con una media tijera.

Javier Hernández no anotaba en una competición europea desde el 29 de septiembre del 2016, cuando anotó frente al Mónaco su gol número 100, vistiendo la camiseta del Bayer Leverkusen. Hasta el momento suma 14 tantos en Champions League: siete con el Manchester United, seis con el Bayer Leverkusen y uno con el Real Madrid. En la Europa League llegó a tres, los primeros dos con los Red Devils.

El domingo el Sevilla recibirá al Real Madrid de Zinedine Zidane, antiguo equipo del delantero mexicano, quien con 31 años cumplidos ha firmado por tres campañas por el Sevilla procedente del West Ham.  

El máximo goleador histórico del "Tri", se formó en las Chivas de Guadalajara de su Jalisco natal. Luego abandonó el fútbol mexicano en 2010 para fichar por el Manchester United, al que perteneció durante cuatro campañas, hasta su cesión al Real Madrid en la temporada 2014-15.

Tras su estancia en el cuadro blanco, el delantero de Guadalajara militó dos temporadas en el Bayer Leverkusen alemán antes de volver a Inglaterra en el verano de 2017 para jugar en el West Ham, con el que marcó 17 goles en 60 encuentros oficiales.

La noche de Edson Álvarez con el Ajax 

Así fue el gol del ex futbolista del América en su primer partido en la UEFA Champions League (Video: Twitter)

Edson Álvarez se convirtió en el primer mexicano en marcar gol durante su debut en la UEFA Champions League. El azteca anotó el segundo tanto del Ajax en su triunfo sobre el Lille de Francia en el partido correspondiente a la primera jornada de la fase de grupos del torneo continental.

El ex jugador del América debutó oficialmente con el equipo holandés en el torneo más importante del continente europeo a nivel de clubes y logró anotar tras ingresar al área por el costado derecho y cruzar su remate con la pierna derecha para vencer al portero rival a los 50 minutos de juego.

En el centro del campo, la pareja mexicano-argentina formada por Edson Álvarez y Lisandro Martínez dio unos excelentes resultados al Ajax, mientras que el tridente ofensivo formado David Neres, Hakim Ziyech y Dusan Tadic, con la cobertura del ex sevillista Promes, volvió a funcionar.

 El mexicano recibió en el área un pase casi vertical de Neres. Dejó que el esférico corriera unos metros y, con la diestra, hizo un disparo cruzado que terminó en el fondo de la red.
El debut soñado de Herrera en la Champions League
(Foto: Archivo)
(Foto: Archivo)

A Héctor Herrera le bastaron 15 minutos en el campo para demostrar su valía en el Atlético de Madrid. El mexicano no había podido debutar esta temporada con su nuevo equipo, pero apenas ingresó de cambio en la Champions League ante la Juventus, anotó el gol del empate sobre la hora en el Wanda Metropolitano.

El Atleti perdía 0-2 en su casa, pero el entrenador argentino Diego “Cholo” Simeone movió sus piezas cual experto ajedrecista y los colchoneros lograron igualar la pizarra gracias a una anotación fabricada por “HH”, quien consiguió un tiro de esquina y remató de cabeza tras el cobro para hacer estallar de júbilo al graderío.

En el minuto 90, la derrota ya parecía inalterable, pero el mexicano surgió dentro del área en un saque de esquina para cabecear el 2-2 del Atlético contra Juventus, un premio merecido para su equipo, capaz de rebelarse y nivelar el 0-2 con el que le había golpeado su rival.