Este sería el capo detrás del laboratorio de coca en la finca del exembajador Sanclemente

Según uno de los mayordomos que decidió hablar, nada de lo que pasó en la finca se hizo a las espaldas del exfuncionario diplomático

La policía encontró y destruyó un laboratorio capaz de producir una tonelada de cocaína al mes en una finca de la familia del embajador de Colombia en Uruguay, Fernando Sanclemente, ubicada a unos 60 kilómetros de Bogotá, según una fuente oficial.
La policía encontró y destruyó un laboratorio capaz de producir una tonelada de cocaína al mes en una finca de la familia del embajador de Colombia en Uruguay, Fernando Sanclemente, ubicada a unos 60 kilómetros de Bogotá, según una fuente oficial.

De acuerdo con lo que confesaron los mayordomos que trabajaban para el exembajador Fernando Sanclemente, el financiador del laboratorio que producía cocaína en la finca del exfuncionario sería el esmeraldero Julio Lozano Pirateque, considerado como el jefe de alias ‘El loco barrera’. Según reveló Noticias Caracol, la confesión, hecha por uno de los trabajadores de esa propiedad, ya se encuentra en manos de la Fiscalía General de la Nación. “El financiador del laboratorio es el señor Julio Lozano, sé que es un esmeraldero de Guateque y Guayatá”, comentó el testigo.

“Él fue el que financió todo el grupo y quien tenía la ruta de enviar cocaína para España”, agregó uno de los dos trabajadores que decidieron hablar ante las autoridades. Ese medio de comunicación detalló que los mayordomos no solo involucraron el nombre de Lozano en el tema, sino que, además, aseguraron que el laboratorio que se encontraba en la finca no era el único.

Según los dos hombres, habrían más en La Calera, otro entre los municipios otros de Chocontá y Machetá, uno más en La Mesa, otro en La Peña, uno en San Antonio y dos en San Luis de Gaceno, en Boyacá. “La transportaba en el carro que encontraron el día del allanamiento en la finca, y en una Toyota cara de sapo, color blanca, que manejaba un hombre, acompañado de un extranjero (...) Nunca se hizo a espaldas del señor Fernando Sanclemente”, añadieron.

“Toda la droga que producían estos laboratorios era trasladada a la frontera entre Cúcuta y Venezuela”, explicaron los testigos que, a su vez, revelaron que el predio de la finca de Sanclemente estaba arrendado por tres millones de pesos.

“El 18 de agosto de 2019, me reuní con los señores Miguel Gómez, Jorge Luis Castillo, Pablo Emilio Castillo y Dumer Bohórquez, alias ‘El gordo o don Ángel’, para llegar a un acuerdo sobre el lote que necesitaban para el laboratorio. El día 4 de septiembre de 2019, se llegó al acuerdo (...) y comenzaron a trabajar el 10 de septiembre de 2019. Se demoraron una semana haciendo la cocaína”, manifestó uno de los mayordomos, de acuerdo con lo que informó el noticiero.

El embajador Fernando Sanclemente (foto: Cancillería)
El embajador Fernando Sanclemente (foto: Cancillería)

Fue en febrero del 2020 cuando medios de comunicación del país informaron de la existencia de la finca. Por aquellos días, Sanclemente aseguró que se sentía sorprendido y que se declaraba como víctima de los eventuales y posteriores hallazgos. El predio se descubrió en medio de un operativo de las autoridades el miércoles 12 de ese mes. La Cancillería de Colombia comentó que la propiedad “ha estado en manos de la familia del embajador Fernando Sanclemente Alzate desde hace 44 años y que se ha dedicado en el pasado a la cría de caballos de carrera, lechería y cría de ganado Angus, entre otros”.

“La familia Sanclemente y la Organización DANN se sienten sorprendidos y víctimas de los eventuales hallazgos. En consecuencia, prestarán como corresponde todo el apoyo que demanden las autoridades para esclarecer esta penosa situación”, puntualizó el Ministerio de Relaciones Exteriores.

Julio Lozano Pirateque
Julio Lozano Pirateque

Según los mayordomos, el 22 de septiembre de 2019 se hicieron las primeras pruebas en el laboratorio. “Hicieron 10 kilos. Después, en octubre, hicieron 28 kilos (...) El 4 de enero, 52 kilos; 24 de enero, 55; y en febrero, 55 kilos”, detallaron los testigos que, de la misma manera, aseguraron que, en promedio, se llegaron a producir 100 kilos mensuales.

El mayordomo que hizo la confesión, que según la revista Semana se hizo en una hoja con puño y letra, Sanclemente se había encargado de desaparecer cualquier prueba que lo implicara en estas acciones criminales. “Tenía fotos y archivos. Él me quemó el computador donde tenía la contabilidad y demás cosas (...)”. Noticias Caracol informó que la defensa de Sanclemente tiene pruebas para demostrar que la quema de las supuestas pruebas nunca ocurrió.


Seguir leyendo:


TE PUEDE INTERESAR