Katherine Miranda insiste en “jugadita” del Partido Verde en audiencia del CNE

La representante a la Cámara de Representantes ratificó su versión de que el senador Iván Name sí sabía que sería candidato para la segunda vicepresidencia del Senado tras la derrota de Gustavo Bolívar

La representante 'verde', Katherine Miranda, destapa sus cartas para las elecciones legislativas y presidenciales de Colombia en 2022 / Archivo
La representante 'verde', Katherine Miranda, destapa sus cartas para las elecciones legislativas y presidenciales de Colombia en 2022 / Archivo

En la audiencia que convocó el Consejo Nacional Electoral (CNE) y a la que fueron citados varios congresistas, entre ellos el senador Iván Marulanda y la representante Katherine Miranda del partido Alianza Verde, entre otros, el magistrado Luis Guillermo Pérez analiza si hubo o no una violación al Estatuto de la Oposición tras la conformación de la mesa directiva de esa cámara.

En su testimonio, la representante Miranda, quien fue una de las primeras en denunciar que hubo una “jugadita” por parte de su partido para que Iván Name se quedara con la vicepresidencia del Senado en lugar de Gustavo Bolívar que perdió frente al voto blanco, dijo que Name ya le había dicho un día antes que él iba a estar en la mesa directiva, comentario que le extrañó.

“El 20 de julio nos reunimos y el senador Gustavo Bolívar me dijo que muy posiblemente iba a ganar el voto en blanco y que lo quería vetar. Yo le comenté la conversación que había tenido con Name donde me dijo que muy probablemente él iba a estar en la mesa directiva del Senado”, testificó Miranda.

La congresista lamentó profundamente la crisis que vive la oposición, pero aseguró que lo primero es hacer lo correcto. “No me siento actuando en contra de mi partido sino actuando conforme a los principios de mi partido. Aquí se puede crear un precedente grave, en que se van a seguir vetando a la oposición hasta que se determine que las mayorías elijan a nuestro representante”.

Miranda además aseguró que Name le contó que había llegado a un acuerdo con el senador Antonio Sanguino para que una vez Name le diera su voto para la presidencia del Senado, este le garantizaba también un voto para que se quedara con la segunda vicepresidencia.

La intervención de Iván Marulanda

Por su parte, en la intervención de Marulanda se conoció que ese 20 de julio, mucho antes de que se votara por la Segunda Vicepresidencia del Senado, fue cuando Name le contó de su postulación.

“Minutos antes de que se iniciaran las votaciones (a la segunda vicepresidencia), se me acercó a la curul el senador Iván Name y me manifestó que quería informarme que en la votación para la segunda vicepresidencia el número de votos en blanco superaría el número de votos por el senador Gustavo Bolívar. Agregó entonces, que postularían su nombre para ser elegido segundo vicepresidente”, dijo Marulanda.

Esto es importante dentro de lo que estudia el CNE, ya que el Estatuto de Oposición es claro en que solo se puede postular a alguien de un partido político que ya haya ocupado el cargo si los partidos de oposición llegan a un consenso. Situación que no se vivió ese día, pues Alianza Verde terminó postulando por su lado a Iván Name sin el apoyo del resto de las bancadas de oposición, pero sí con el apoyo de las mayorías del Senado, es decir, los partidos independientes y gobiernistas.

Ese día, la senadora Angélica Lozano aseguró que la decisión de nominar a Name para el cargo se dio en el receso de 10 minutos que pidieron ellos luego de que Bolívar fuera derrotado por el voto en blanco. “Sandra Ortiz lo nominó y yo le dije que primero esperáramos si los del Pacto HIstórico postulaban otro nombre. Pero no lo hicieron”, dijo Lozano a la Silla Vacía.

La versión de Marulanda se une a la de la representante también de los verdes Katherine Miranda, quien ese 20 de julio advirtió que ya le habían informado de una “jugadita” que iba a hacer su partido.

SEGUIR LEYENDO: