Bancada “provida” convoca a ayuno y oración para “renovar el corazón” de los colombianos en la crisis

La senadora uribista ‘Charo’ Guerra y expresó que las oraciones ayudarían a renovar el corazón de los colombianos en este momento.

María del Rosario Guerra en su intervención en medio del debate contra el ministro de Defensa en el Senado.
María del Rosario Guerra en su intervención en medio del debate contra el ministro de Defensa en el Senado.

En el noveno día del paro nacional en Colombia, la senadora del Centro Democrático, María del Rosario Guerra, compartió un comunicado en sus redes sociales en el que, junto a la ‘bancada provida’ del Congreso, convocan a una jornada de oración este 7 de mayo “para que Dios Todopoderoso renueve con su misericordia el corazón de todos los colombianos en este momento de dificultad”.

Además de la propuesta que incluye ayuno este viernes, la congresista admite que algunos temas como la vacunación el contagio por covid-19, el desempleo y la reactivación productiva han causado que las personas estén marchando. “Entendemos las preocupaciones ciudadanas, todas legitimas”.

“Como congresistas comprometidos con la defensa de la vida en todas sus dimensiones continuaremos trabajando, articulados con el Gobierno Nacional, para conectar salidas a la coyuntura actual. Invitamos a todos los colombianos a no permitir que la insatisfacción o desacuerdo, propios de una sociedad, sean la excusa para sumir a Colombia en día de horror, sino que sean articulados en la construcción de un mejor país”, señala el comunicado.

Finalmente la bancada vuelve a insistir en elevar súplicas a Dios “por la patria”, recalcando que son gente buena, trabajadora y pujante “que merecemos mucho más de las crudas escenas de vinolencia y caos que estamos viviendo por estos días”.

Estos son los legisladores que hacen parte de dicha bancada:

Senado de la República: Esperanza Andrade (Conservador); Nora García (Conservador); Juan Carlos García (Conservador); Amanda Rocío González (Centro Democrático); María del Rosario Guerra (Centro Democrático); Paola Holguín (Centro Democrático); Carlos Felipe Mejía (Centro Democrático); Eduardo Pacheco (Colombia Justa Libres); Edgar Palacio (Colombia Justa Libres); John Milton Rodríguez (Colombia Justa Libres); Milla Patricia Romero (Centro Democrático); Jonatan Tamayo (Decentes) y Santiago Valencia (Centro Democrático).

Cámara de Representantes: Carlos Eduardo Acosta (Colombia Justa Libres); Erwin Arias (Cambio Radical); Edwin Ballesteros (Centro Democrático); Germán Blanco (Conservador); Christian Garcés (Centro Democrático); Ángela Patricia Sánchez (Cambio Radical); Álvaro Hernán Prada (Centro Democrático); Margarita Restrepo (Centro Democrático); Gabriel Vallejo (Centro Democrático); José Jaime Uzcátegui (Centro Democrático) y Juan Fernando Espinal (Centro Democrático).

La oposición

En respuesta a las dos demandas contra el delito de aborto que estudia la Corte Constitucional, mujeres de distintas edades y partes del país lanzaron una campaña en redes sociales para solicitarle al tribunal que permita el aborto libre hasta la semana 14 en Colombia. Ante la posibilidad de que la Corte, como ha hecho en el pasado, se inhiba de tomar una decisión que avance en los derechos de las mujeres y le pase la responsabilidad al Congreso, #14porColombia ofrece razones para no desaprovechar esta oportunidad histórica.

Han pasado 15 años desde la sentencia C-355 de 2006 que despenalizó el aborto en tres causales. A pesar de que en los años siguientes la Corte ha reconocido el aborto como derecho, hoy 70 mujeres al año siguen muriendo por abortos clandestinos y hay más de 5.000 procesos abiertos en Fiscalía por el delito de aborto. Adicionalmente, las EPS, los hospitales y los prestadores de salud han creado obstáculos administrativos que no permiten que las mujeres accedan efectivamente al aborto. Eso ha generado una crisis de salud pública y una desprotección de los derechos de las colombianas.

A pesar de que existen las tres causales legales para abortar, las EPS no están atendiendo a las mujeres que necesitan del procedimiento y por el contrario, les están poniendo trabas para acceder a estos servicios. Finalizando el 2020, se conoció que la Superintendencia Nacional de Salud ha sancionado a diferentes EPS e IPS por negar el servicio de interrupción del embarazo a mujeres que cumplen con las causales. Hasta el momento se han puesto sanciones con multas por un total de 629 millones de pesos.

SIGA LEYENDO