Este fue el error procesal por el que se anuló la sentencia contra el falso “chamán” violador

El autoproclamado “taita” se aprovechó de su conocimiento en plantas sagradas y su posición de poder para abusar de varias mujeres que confiaron en él para buscar sanación física y espiritual.

Édgar Orlando Camacho abusaba de las mujeres durante las tomas de yagé que ofrecía.
Édgar Orlando Camacho abusaba de las mujeres durante las tomas de yagé que ofrecía.

En diciembre de 2019, Édgar Orlando Camacho, el falso chamán que usó su título para abusar sexualmente de varias mujeres en Cundinamarca, fue condenado a 29 años de cárcel por los delitos de acceso carnal o acto sexual con persona puesta en incapacidad de resistir.

Este miércoles 28 de octubre, el Tribunal Superior de Cundinamarca anuló la sentencia, debido a un error procesal cometido por una jueza en Guaduas. De acuerdo con El Espectador, el vicio residió en que la togada, durante la audiencia en mayo de 2019, debía mencionar los casos puntuales y los hechos por los que se le condenaría a Camacho, pero en diciembre de ese mismo año, la juez incluyó a una nueva víctima.

Este error llevó a que la Fiscalía y la defensa de las víctimas apelaran el fallo y solicitaran que Camacho fuera condenado por los siete casos denunciados y no solo cuatro. El condenado también apeló la decisión, pero pidiendo su absolución.

Por ahora, el expediente del caso tiene que regresar al despacho de la jueza de Guaduas que lo condenó en primera instancia y deberá volver a redactar la sentencia para incluir solo a tres víctimas, como lo anunciaba el sentido del fallo condenatorio.

Esto debería permitir que las víctimas vuelvan a apelar la sentencia, para solicitar que la totalidad de las víctimas abusadas puedan ser incluidas en la condena, lo que llevaría al aumento de la pena. Así las cosas, el expediente volvería a ser revisado por el Tribunal Superior de Cundinamarca, en segunda instancia.

El abogado Carlos Fernando Guerrero, que defiende a cinco de las víctimas, habló con El Espectador y aseguró que era de esperarse la nulidad del fallo por parte del alto tribunal.

“Tenemos tranquilidad que se mantendrá la condena por tres de las víctimas y cuando volvamos a apelar insistiremos en la condena para el resto de las víctimas. Lo más importante es que la persona involucrada sigue privada de la libertad porque su orden de privación de libertad no fue afectada por la nulidad del tribunal”, afirmó Guerrero.

Por su parte, Camacho deberá seguir detenido en la cárcel La Picota de Bogotá esperando que este error se arregle.

¿Quién es el falso Chamán?

Édgar Orlando Camacho trabajó en su juventud con el Estado dentro de proyectos culturales en las comunidades indígenas. Esto le permitió viajar a zonas donde aprendió sobre medicinas ancestrales y uso de plantas sagradas como el yagé, bebida alucinógena que usó para aprovecharse de las mujeres.

Con este conocimiento se autodenominó “taita”y creó la Comunidad Carare, en el municipio de La Vega, Cundinamarca. En la finca El Sol Naciente, donde ocurrieron la mayoría de abusos sexuales, este falso chaman creó la IPS Maya Pijá que ofrecía sanación a sus pacientes.

Desde 1999, algunas menores de edad contaron que Camacho se sobrepasaba con ellas, pero no fue sino hasta 2012 que una joven de 17 años habló con su padre y le confesó todos los abusos que había sufrido por parte del falso.

El relato logró que otras mujeres denunciaran lo ocurrido. Estas declaraciones coinciden con lo relatado por las víctimas del barrio Polo Club, en Bogotá.

En la primera instancia, la justicia dijo que el supuesto “taita” se aprovechó de sus conocimientos en medicina tradicional para violar a las mujeres y así ejercer su posición de poder.

Le puede interesar

Cancillería dice no tener conocimiento de posibles reuniones del embajador Francisco Santos con la campaña de Trump

Investigan presuntos abusos por parte del Gaula en San Marcos, Sucre

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos