Mientras disfruta de un gran año en el Bailando y prepara la temporada 2020 de su programa, Marcelo Tinelli se tomó un tiempo para celebrar el cumpleaños número 29 de Candelaria. Se mostró feliz con su presente familiar y habló de los dos temas que marcan la agenda del espectáculo por estos días: el casamiento de Pampita y la pelea entre Diego Maradona y Claudia Villafañe.

“Quedé en juntarme el fin de semana con el Chueco (Adrián Suar), a ver si el domingo podemos, para ver el programa del año que viene, estamos en el año 31, Bailando 2020 y algunas cosas que quiero agregarle”, dijo en diálogo con LAM sobre la nueva temporada que ya están comenzando a esbozar.

Tinelli dijo que la idea es arrancar “en abril o mayo”: “Hace tiempo (estoy) pensando cuándo arrancar y cómo va a ser el formato. Creo que algunas puntas de este año que parecieron interesantes las vamos a repetir el que viene también. Queremos ver el número de participantes de acuerdo a la fecha en la que arranquemos”.

Además, se mostró feliz con el rating que el ciclo logró este año: “¡Yo no lo puedo creer! Más allá de que la televisión económicamente no acompañe porque la crisis es muy grande, estoy sorprendido con picos de rating que hace cuatro años no hacíamos".

Luego, el conductor se metió en la pelea entre Maradona y Villafañe: “Me da mucha pena por el gran cariño que le tengo a Diego y la amistad con Claudia. Mis hijas son amigas de las hijas y me da pena esto, Claudia es una persona que quiero mucho, es muy amiga de la directora de la fundación Ideas del Sur. Y a Diego lo amo, de vez en cuando hablo o nos mandamos un mensaje, más allá de las idas y vueltas, somos personas cercanas, de la misma generación, hemos vivido buenos y malos momentos, espero que se puedan arreglar”.

Por otro lado, confirmó que está invitado al casamiento de Pampita con Roberto García Moritán, el próximo 22 de noviembre, aunque no sabe si asistirá: “Agradezco que nos llamaron a mí y a Guille para ir. Soy sincero, me cuesta ir a este tipo de eventos, se enojan mis amigos si no voy al cumple de 50, no quiero decir que voy y después no”.

(Crédito: Darío Batallán/Teleshow)
(Crédito: Darío Batallán/Teleshow)

Antes de entrar a la fiesta por el cumpleaños número 29 de Candelaria, dijo que se sorprendía de que sus hijas ya eran grandes: “Me quedo con la imagen de chiquita, cuando nació que la fue a visitar Carlín Calvo a la clínica a San Isidro”. Sin embargo, bromeó: “Uno está mas grande, pero tiene algo que compensa: un hijo de 5”.

Para cerrar, se puso reflexivo al pensar en su familia: “Esta es la vida que tenemos y hay que disfrutarla más allá de los buenos y malos momentos. Hay momentos difíciles que hay que aceptar y tomar como enseñanza y otros que son buenísimos, soy creyente en que de lo malo sale lo bueno y que hay que tener perseverancia”.

SEGUÍ LEYENDO