Imputaron por abuso a un pastor en Cafayate: investigan a qué culto pertenece

Gustavo Reimundo Ortíz desarrolla actividad espiritual con la comunidad. La Fiscalía solicitó su prisión preventiva por lo que Ortíz se encuentra detenido

El fiscal penal 2 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Rodrigo González Miralpeix, imputó a Gustavo Reimundo Ortíz, como autor del delito de abuso sexual simple por someter a tocamientos a una mujer, en la localidad de Cafayate
El fiscal penal 2 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Rodrigo González Miralpeix, imputó a Gustavo Reimundo Ortíz, como autor del delito de abuso sexual simple por someter a tocamientos a una mujer, en la localidad de Cafayate

El fiscal penal 2 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Rodrigo González Miralpeix, imputó a Gustavo Reimundo Ortíz, de 45 años, como autor del delito de abuso sexual simple por “someter a tocamientos a una mujer”, en la localidad de Cafayate. El acusado desarrolla actividad espiritual con la comunidad por lo que se investiga si pertenece a algún culto reconocido.

Luego de ser imputado, la Fiscalía solicitó su prisión preventiva por lo que Ortíz se encuentra detenido. La víctima es una mujer de la ciudad de Cafayate, 189 kilómetros al sur de la capital salteña, en los Valles Calchaquíes.

Denunció que el pasado 20 de febrero concurrió a una cena con una hija menor de edad y que, en determinado momento, la adolescente se sintió mal. Por ello, decidió llevar a la menor a su domicilio con ayuda del acusado. Según lo denunciado, cuando la acostaron en una habitación, Ortíz “la sometió a tocamientos pese a su resistencia”. La mujer aseguró que los hechos ocurrieron en presencia de sus otras hijas menores de edad.

Las fuentes detallaron que en el marco de la investigación se supo que el acusado despliega actividad espiritual con algunos miembros de la comunidad de Cafayate, por lo que se dispusieron las medidas tendientes a establecer en forma fehaciente si realiza tareas pastorales en algún culto reconocido.

Por los hechos que se le imputan, Ortíz permanece detenido
Por los hechos que se le imputan, Ortíz permanece detenido

Otros hecho de características similares ocurrieron en los últimos años en el país. En abril de 2019 un pastor evangélico fue detenido en la localidad bonaerense de Berisso acusado de abusar sexualmente de cuatro mujeres dos de ellas menores de edad – que frecuentaban la iglesia. Desde la investigación explicaron que el hombre las encerraba con la excusa de liberarlas de un supuesto “espíritu sexual”.

Todo ocurrió cuando una joven de 20 años que hacía cinco años que concurría a la iglesia “Manantial de Vida”, ubicada en la calles 149 Norte entre 10 y 11 de la localidad de Berisso, denunció que el pastor, un hombre de 57 años, la había encerrado en un cuarto y la había manoseado con el pretexto de “sacarle del cuerpo un espíritu sexual” que la atormentaba aprovechándose de un agudo cuadro de depresión que sufre.

A partir de la denuncia de la joven se ordenó una investigación, de la cual salieron a la luz otros tres casos con un modus operandi similar.

Otra víctima: una chica de 22 años detalló que el pastor la encerró en lo que él denominaba “el cuarto de la liberación” para abusar de ella. Según el relato, previo al manoseo, el hombre quitó el picaporte de la puerta para “que no se escape el espíritu”. El hombre, que administra la iglesia “Manantial de la Vida”, está además acusado de abusar sexualmente de otras dos fieles: dos menores de 15 y 17 años.

En septiembre de 2018 el pastor evangelista Alejo Insaurralde fue sentado en el banquillo de los acusados frente a la denunciante de los crímenes: su nieta Mariana Vidal. El hombre confesó su delito y fue condenado por abusar de la niña de doce años a ocho años y medio de prisión por “abuso sexual gravemente ultrajante agravado por el vínculo familiar con la víctima y la relación de guarda que tenía con la víctima al momento de cometerse los hechos”.

SEGUIR LEYENDO:

Últimas Noticias

MAS NOTICIAS