Luego del acuerdo entre oficialismo y oposición, Diputados comenzará a debatir en comisión el proyecto para postergar las elecciones

La iniciativa que ingresó a la Cámara Baja se analizará esta tarde en la comisión de Asuntos Constitucionales. Cuándo se aprobaría en el recinto

El oficialismo espera aprobar la semana próxima la modificación de la fecha de las elecciones (NA)
El oficialismo espera aprobar la semana próxima la modificación de la fecha de las elecciones (NA)

Este jueves la Cámara de Diputados comenzará a debatir en comisión el proyecto para modificar las fechas de las elecciones Legislativas 2021 a raíz de la situación epidemiológica en la que se encuentra el país. Al haber consenso entre oficialismo y oposición, una vez aprobada la iniciativa se oficializaría el cambio de días: las PASO serían el 12 de septiembre y las generales el 14 de noviembre.

En principio los comicios estaban fijados para el 8 de agosto (Primarias) y el 24 de octubre (generales), pero debido a la segunda ola de COVID-19, el Gobierno avanzó con el proyecto para modificar las jornadas electorales. El mismo fue girado a la Cámara Baja donde desde esta tarde, a las 17, comenzará a ser analizado en la Comisión de Asuntos Constitucionales, presidida por el legislador oficialista por La Pampa, Hernán Pérez Araujo.

La decisión de avanzar en la convocatoria a la comisión fue adoptada esta miércoles en una reunión de bloque encabezada por Máximo Kirchner, Cristina Álvarez Rodríguez y Cecilia Moreau, junto al presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa.

La intención del bloque del Frente de Todos es realizar una sesión especial la próxima semana para debatir la iniciativa y el dictamen sobre ganancias a las empresas para aliviar la carga fiscal a las pequeñas y medianas. El camino para avanzar quedó allanado el martes, tras el acuerdo logrado por Massa con la oposición para prorrogar el protocolo de funcionamiento mixto de la Cámara Baja.

Desde hace meses la postergación de las elecciones se encuentra en la agenda de la política, pero recién el último viernes se terminó de acordar entre las distintas fuerzas. Massa y el ministro del Interior Eduardo “Wado” De Pedro fueron las voces del oficialismo en la reunión virtual con los jefes de bancada de todos los bloques, y se comprometieron a incluir la “cláusula cerrojo” que exigió Juntos Por el Cambio: garantizar que las elecciones solo se postergarán por única vez, con argumento sanitarios, y no se suspenderán.

De esta forma, quedaría estipulado en el artículo 6 del borrador con la siguiente leyenda: “La presente ley no podrá ser modificada ni derogada durante el año calendario en curso, en tanto regula un derecho público subjetivo de los partidos políticos, instituciones fundamentales del sistema democrático, a elegir sus candidatos a los cargos electivos previstos en la Constitución Nacional”.

Eduardo "Wado" De Pedro y Sergio Massa encabezaron la reunión con los referentes de los bloques
Eduardo "Wado" De Pedro y Sergio Massa encabezaron la reunión con los referentes de los bloques

“Nos encontramos en un contexto de excepción y, en ese marco, en el imperioso desafío de garantizar el pleno ejercicio de los derechos políticos individuales y colectivos propios de nuestro sistema democrático. Ello nos impulsa a establecer las medidas que la situación epidemiológica nos impone para evitar una mayor propagación del virus, sin trastocar las reglas y fundamentos de nuestro régimen electoral”, sostiene la iniciativa.

En ese sentido, el texto destaca que “el aplazamiento de la celebración de los comicios a meses con temperaturas más elevadas permitirá optimizar la ventilación de los locales de votación y la implementación de los protocolos sanitarios”. A su vez, durante ese lapso de tiempo adicional, “se continuará avanzando con la masiva campaña de vacunación que lleva adelante el Estado Nacional junto a las 24 jurisdicciones, coadyuvando a un mejor cuidado de la mayor cantidad posible de argentinos y argentinas que deben cumplir con su deber cívico”.

La iniciativa propone además reducir de 50 a 45 días previos a la elección general el plazo para que las juntas partidarias proclamen sus candidatos; al tiempo que pospone cinco días el inicio de la campaña electoral de las elecciones generales para que coincida con la proclamación. Para ser aprobado, el proyecto requiere del respaldo de la mayoría absoluta de los miembros de cada cámara, 129 diputados y 37 en el Senado, por tratarse de una cuestión electoral.

El aval a la iniciativa del Poder Ejecutivo ya fue adelantado por la mayoría de los bloques parlamentarios de la Cámara Baja, por lo que se descuenta que el oficialismo logrará avanzar con el dictamen y contará con los votos para aprobarlo la semana próxima en el recinto.

No obstante, referentes de los bloques minoritarios plantearon una serie de observaciones. Por fuera de JxC, el resto de los espacios adelantaron que acompañarán el proyecto en la votación en general, pero abrieron el debate para que sea modificado en puntos que consideran sustanciales. Eduardo “Bali” Bucca, del bloque Justicialista, rechaza el pedido de Juntos por el Cambio para que no se habilite una nueva postergación de las elecciones. El diputado considera, teniendo en cuenta el aumento de los contagios y la incertidumbre sobre cuál será el cuadro epidemiológico en septiembre, que no se puede cerrar la posibilidad de modificar una vez más el calendario electoral.

Consenso Federal puso sobre la mesa el pedido para que además del cambio de fecha se apruebe el uso obligatorio de la Boleta Única de papel. Desde el Gobierno nacional consideran que no hay margen temporal para aplicarla ahora; sin embargo, el lavagnismo presentó un nuevo proyecto para que se instrumente a partir del 2023 pero que sea aprobado este año: “Así, aseguramos que esté vigente de aquí a dos años”.

El planteo lo encabezó el diputado Alejandro “Topo” Rodríguez en la reunión virtual del viernes pasado, en la que le pidió al ministro Wado de Pedro y a los referentes del Frente de Todos y de Juntos Por el Cambio “que no rechacen la boleta única de papel”. “Si no se puede aplicar este año, al menos que se apruebe ahora y rija en 2023″, exigió. A dicho pedido también se sumó el socialista Enrique Estévez.

SEGUIR LEYENDO: