Chiara Ferragni está pasando su mejor momento: se comprometió y está embarazada.
Chiara Ferragni está pasando su mejor momento: se comprometió y está embarazada.

Cuando Chiara Ferragni comenzó con su blog The Blonde Salad jamás imaginó que llegaría tan lejos. Con 30 años, la influencer italiana ocupa un lugar importante en la industria fashion. Tiene 11 millones de seguidores en Instagram (@chiaraferragni), tiene asistencia perfecto en los desfiles top y protagonizó las tapas de las más prestigiosas revistas.

Pero el "Poder Ferragni" no termina en Chiara; sus padres, sus hermanas y su pareja también están presentes en las redes y no les va nada mal.

Chiara, su mamá Marina Di Guardo y sus hermanas Valentina y Francesca.
Chiara, su mamá Marina Di Guardo y sus hermanas Valentina y Francesca.

#THEFERRAGNIS. Con este hashtag Chiara postea las fotos donde están sus padres y sus hermanas. Chiara es la mayor de tres hermanas que, como ella, también son rubias, de ojos azules y estilosas. Todo es herencia de su madre, Marina Di Guardo, que según la bloguera fue quien la inició en el mundo de la moda. A Marina (56) desde chica le apasiona escribir, pero recién en el 2012 publicó su primer libro: L'inganno della seduzione. A este título le han seguido otras novelas, la última publicada este año, y Chiara no se pierde ninguna presentación literaria.

La mamá de Chiara, Marina Di Guardo, es escritora y tiene 155 mil seguidores.
La mamá de Chiara, Marina Di Guardo, es escritora y tiene 155 mil seguidores.
Tres generaciones: Chiara, Valentina y Francesca junto a su mamá y su abuela.
Tres generaciones: Chiara, Valentina y Francesca junto a su mamá y su abuela.

Antes Di Guardo fue directora de un showroom de Bluemarine en Cremona. Nació en una familia de origen siciliano en la que, según sus propias palabras, no era muy valorada: "Mis padres, especialmente mi papá, me daban poca importancia porque era mujer". Y contó: "La relación entre madre e hija es una de las más difíciles, pero con ellas traté de no repetir los errores de mis padres". De Marina, Chiara heredó el amor por la fotografía. "Desde que me casé, guardé casi todos los álbumes de cumpleaños, festejos escolares, vacaciones, todo. Creo que esto influyó en Chiara cuando comenzó con sus fotos en Flickr".

Chiara y su papá Marco.
Chiara y su papá Marco.

La hermana menor de Chiara es casi su reflejo. Se llama Valentina y tiene 25 años. Se graduó en Comunicación en la Universidad Católica de Milán y tiene la intención de especializarse en moda y publicidad. "Puede que lo que sueñes hoy se convierta en tu vida mañana"; con esta frase Valentina corona su perfil de Instagram (@valentinaferragni). La joven del clan Ferragni adora la moda al igual que su hermana mayor, y acostumbra acompañar a Chiara a todos los desfiles. Cuenta con 1 millón 500 mil seguidores, todo gracias a sus instantáneas de lo que lleva puesto y a las selfies con modelos como Emily Ratajkowski. La joven comparte su fascinación por la moda con su novio, Luca Vezil, modelo italiano con quien posa ante las cámaras y en las redes sociales.

La bloguera y su hermana Valentina en el desfile de Dior. La menor de las Ferragni le sigue los pasos de cerca y cuenta con 1 millón 500 mil seguidores.
La bloguera y su hermana Valentina en el desfile de Dior. La menor de las Ferragni le sigue los pasos de cerca y cuenta con 1 millón 500 mil seguidores.
En buena compañía, Chiara junto a Valentina y Francesca (menos conocida) y su mamáMarina. Siempre sonrientes y elegantes.
En buena compañía, Chiara junto a Valentina y Francesca (menos conocida) y su mamáMarina. Siempre sonrientes y elegantes.

Al preguntarle a Chiara sobre Valentina, respondió: "Estoy asombrada de lo rápido que aumenta su número de seguidores en Instagram: llegó al millón de followers súper rápido y estoy segura de que va a sorprendernos mucho". Si ella lo dice… La hermana del medio, Francesca (29), es odontóloga, pero no por eso menos fashion. Comparte un gran parecido físico y tiene un estilo boho chic. Le gustan los deportes como el surf y el snowboarding. Francesca está enamorada de un guitarrista de una banda de heavy metal y sigue siendo una persona anónima, aunque en las redes (@franferragni) cuenta con más de 300 mil fans. Suele publicar fotos con sus hermanas, con su novio, sus vacaciones y en su trabajo. A Chiara, sus hermanas y su madre se suma el más discreto de la familia, Marco, el padre de las Ferragni. Son pocos los datos que se conocen de él: está divorciado de Marina, es italiano y muy deportista. En definitiva, una familia de lo más cool.

Chiara en la dulce espera con el cantante Fedez, quien cuenta con 4,6 M followers.
Chiara en la dulce espera con el cantante Fedez, quien cuenta con 4,6 M followers.

NUEVO INTEGRANTE. Este año la bloguera italiana dio dos importantes noticias a nivel personal: se comprometió en una romántica ceremonia y anunció su embarazo, del que está cursando el sexto mes. Su prometido es Fedez –Federico Leonardo Lucia–, un cantante de rap italiano que ocupa un lugar privilegiado en la industria de la música. Los medios se refieren a él como un "bad boy" por el look desenfadado, con jeans holgados y
t-shirts de Supreme. Fedez se destaca por hablar en sus canciones de temas que van desde el amor no correspondido hasta política o crisis sociales. ¿Su hito musical? Vorrei ma non posto, lanzado el año pasado y con casi 150 millones de reproducciones en YouTube. Paradojas de la vida, en esta canción el rapero elabora una crítica feroz a los blogueros, donde cita incluso a la que ahora es su prometida, con alusiones a la ropa de su mascota Matilda. Sin embargo, por mucho que se rebele contra el sistema, eso no ha evitado que siga ciertas tradiciones (particularmente cuando se trata de amor), como cuando tuvo un concierto en Verona, al que no sólo lo acompañó Chiara Ferragni, sino que la subió al escenario para pedirle matrimonio frente a miles de personas con el video de Forever Young… Entre lágrimas, ella le dijo que sí. La influencer y la estrella del rap. La niña bien y el niño malo. Así son Chiara y Fedez, que ya empezaron a recibir los primeros regalos para su hijo –se llamará Leo– y su mamá no ha tardado en compartirlo con sus 11 millones de seguidores de Instagram.

Textos: VALERIA MARIÑO (vmarino@atlantida.com.ar) Fotos: FOTONOTICIAS

LEA MÁS: