Argentina, frente al mayor desafío educativo de su historia

La ONG Cimientos llama a la construcción de consensos y la articulación público-privada para brindar una solución a la inequidad educativa

“La crisis socio económica y los 8 meses sin clases presenciales aumentarán exponencialmente los índices de deserción escolar, siendo los jóvenes de contextos vulnerables los más afectados. Antes de la implementación de la educación remota de emergencia sólo 1 de cada 2 jóvenes lograba obtener su título secundario. Hoy seguramente esa proporción sea aún más dramática. Argentina está ante el mayor desafío educativo de toda su historia: el involucramiento de todos los actores sociales será la única solución para que dejemos de perder estudiantes”, advirtió Marcelo Miniati, director ejecutivo de Fundación Cimientos.

Cimientos es una organización no gubernamental que trabaja hace más de 23 años en pos de la equidad educativa mediante la implementación de programas que favorecen la terminalidad de la escuela secundaria pública, la continuidad educativa en estudios superiores y la inserción laboral de jóvenes en situación de vulnerabilidad de todo el país. Sus programas se implementan hoy mediante la articulación público - privada y gracias al apoyo de 6.649 donantes individuales y 130 donantes corporativos, aportes que permiten acompañar a 1.980 estudiantes de 72 escuelas secundarias públicas de todo el país.

“La educación pública es el futuro de nuestro país. Es fundamental y urgente trabajar a favor de generar consensos básicos para situar a la educación en el centro de la agenda de las políticas públicas para lograr la equidad educativa. El Estado, el sector privado y las organizaciones de la sociedad civil debemos trabajar mancomunadamente para lograr que todos los jóvenes del país tengan las mismas oportunidades educativas sin importar su lugar de nacimiento, pidió Miniati. “A lo largo de nuestra historia como organización pudimos comprobar que si todos los actores relevantes nos comprometemos a cumplir el objetivo de que todos los jóvenes puedan terminar la escuela secundaria, esto es posible. Para ello, es primordial que nos involucremos”, concluyó.

Programa Futuros Egresados

El Programa Futuros Egresados de Cimientos se lleva a cabo dentro de la escuela y mediante una beca económica y un acompañamiento personalizado, busca lograr el egreso efectivo de los estudiantes. El acompañamiento a cargo de un tutor o tutora trabaja en el desarrollo de habilidades socio-emocionales tales como planificación, organización del tiempo, autoconcepto, responsabilidad y autonomía. Este programa es posible gracias a la articulación entre la escuela pública, el sector privado y la ONG.

Tal es el caso de la E.E.S.T. Nº1 Manuel Belgrano y E.E.S. Nº8 Nuestra Sra. de Luján del municipio de Tres de Febrero (provincia de Buenos Aires), en el que gracias al apoyo de la empresa local El Jumillano y de Metrovías, Cimientos acompaña a 16 estudiantes, quienes además son participantes activos de actividades de voluntariado corporativo, acercando así a sus colaboradores con los jóvenes becados en actividades de enriquecimiento mutuo.

En lo que respecta a Tres de Febrero, a través de su área de Responsabilidad Social y Sustentabilidad que depende de la Secretaría de Trabajo y Producción liderada por Daniela Ramos, lleva adelante acciones para lograr un trabajo articulado para favorecer la educación, la capacitación y la inserción laboral. Es fundamental la articulación porque cuando nosotros logramos políticas que involucran al sector público, al sector privado y al sector educativo, en el caso concreto de Cimientos, los resultados siempre son mejores. Porque incluso cuando determinadas cuestiones puedan tener una demora por el trabajo que genera el consensuar entre varios, el resultado siempre es más rico, la mirada es más profunda y la intervención es más certera”, explicó Daniela Ramos.

Este involucramiento activo de los actores favorece la terminalidad educativa y la inserción laboral en el municipio. “Creemos que la inclusión tiene relación directa con la educación. Por eso es que decidimos trabajar a favor de la equidad educativa en contextos vulnerables. Muchos chicos que egresan de la escuela secundaria que fueron acompañados por Cimientos y Metrovías luego son incorporados a la empresa en su primer trabajo formal en relación de dependencia”, comentó Nadia Magalí Zapata, Coordinadora de Comunicación Externa y RSE de Metrovías.

El programa, mediante sus acciones de voluntariado corporativo, que consisten en un involucramiento activo de los empleados que asisten a actividades de acompañamiento, llevan adelante charlas vocacionales y realizan visitas guiadas en las empresas, también repercuten favorablemente en el clima laboral de las empresas que acompañan a Cimientos. Cuando involucrás a toda la empresa en acciones de voluntariado y solidarias, los resultados se multiplican. Desde el clima laboral hasta las ganas de seguir haciendo más cosas. El impacto que tenés y lo que contagia involucrando a toda la empresa en el proceso es mucho más potente”, concluyó Héctor Darritchon, Gerente General de El Jumillano.

Continuación en Estudios Superiores e Inserción Laboral

Cimientos también trabaja para favorecer la continuidad en estudios superiores y la inserción laboral en un primer empleo de calidad y formal. Con este objetivo, entre otros ejemplos, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires enlaza junto a la Universidad Metropolitana por la Educación y el Trabajo (UMET) para que jóvenes de contextos vulnerables, que egresaron de la escuela secundaria con el acompañamiento de Cimientos, puedan continuar sus estudios universitarios en esa institución.

La UMET tiene en su génesis la articulación ya que es una universidad creada hace 7 años por los sindicatos con la intención de que los hijos e hijas de los afiliados tengan la posibilidad de realizar sus estudios superiores y formarse como profesionales de distintas áreas. La universidad tiene convenios con más de 50 sindicatos que le permite becar a casi la totalidad de sus estudiantes.

“La articulación es vital, es central en una universidad como la nuestra. Es muy difícil pensar hoy el trabajo y una articulación fuerte del Estado sin el sector privado y otros sectores de la sociedad civil. Siempre pensando que es necesario un Estado fuerte que regule. Para nosotros son importantes todas las articulaciones que se puedan hacer en este sentido”, comentó Gustavo Galli, Director de Extensión de la UMET.

La UMET también articula con el sector privado para llevar adelante las prácticas profesionales de los últimos años de las carreras universitarias. “La universidad busca que haya una articulación potente entre el trabajo y la formación, es así que todas las carreras de la universidad tienen prácticas profesionales. Queremos que las y los estudiantes hagan experiencia en lugares de trabajo. La articulación para las prácticas profesionales se realiza con los sindicatos, con el propio Estado para que tengan contacto con el empleo público, organizaciones sociales de la sociedad civil y el sector privado. Estas líneas de articulación se llevan adelante en función de las carreras y los perfiles que proponen”, finalizó Galli.

Un último ejemplo del rol fundamental del trabajo en conjunto de los diferentes sectores de la sociedad es la experiencia con las Becas Universitarias de Pan American Energy (PAE), que se lleva adelante mediante la colaboración de Cimientos y universidades públicas en la región del Golfo San Jorge (Chubut y Santa Cruz) y la provincia de Neuquén. Actualmente, dicha articulación permite que 79 jóvenes, que son primera generación familiar en estar cursando estudios superiores, puedan, mediante una beca económica y un acompañamiento personalizado, capacitarse en carreras afines a la industria de la energía, buscando que una vez recibidos puedan insertarse en el mercado laboral de la región.

Desde PAE trabajamos, a través de nuestra área de sustentabilidad, para mejorar la calidad de vida de las comunidades cercanas a nuestras operaciones. Para ello buscamos sostener una mirada y un compromiso genuino a mediano y largo plazo. Buscamos impulsar programas con una mirada a mediano y largo plazo, que tengan una fuerte articulación público – privado”, explicó Agustina Zenarruza, Gerente de Sustentabilidad de PAE. La empresa basa sus programas de impacto social en el trabajo conjunto con el Estado y las organizaciones de la sociedad civil. “Si queremos generar un cambio sostenible y genuino es necesaria la articulación con quienes llevan adelante la política pública local. Tenemos la premisa de trabajar siempre en la articulación público – privado. Buscamos aportar herramientas a los dueños de las políticas públicas para que puedan desarrollar mejor su propia tarea”, finalizó Zenarruza.

Para conocer más del trabajo de Cimientos y ver cómo colaborar, se puede visitar www.cimientos.org

MAS NOTICIAS