Bitcoin y criptomonedas: 13 preguntas y respuestas sobre el fenómeno en una jornada que volvió a mostrar la alta volatilidad de los “activos digitales”

La caída de hoy puede sorprender ´por la oportunidad y porque se dio a poco del debut en Wall Street de una plataforma de criptoactivos, pero al igual que sus imitaciones tiene un historial de fuertes fluctuaciones. Cómo nació, quiénes la “emiten”, intermediarios y otras preguntas sobre la cripto más popular

The logo del Bitcoin en Marsella, Francia.  REUTERS/Eric Gaillard/File Photo
The logo del Bitcoin en Marsella, Francia. REUTERS/Eric Gaillard/File Photo

Los inversores en bitcoin han tenido un viaje agitado. La criptomoneda más popular tuvo una serie de récords en 2021, apenas tres años después de que su precio colapsara en 2018. Vista antes como territorio de nerds, libertarios y vendedores de droga, todavía hoy hay pocos signos de que pueda convertirse en una forma útil de dinero para la mayoría de las transacciones. Pero las últimas oscilaciones han llegado de la mano de grandes inversores que especulan que bitcoin tendrá una amplia aceptación y cambiará las finanzas mundiales.

1-¿Por qué “volvió”?

-El precio del bitcoin se cuadruplicó a fines de 2020 y subió todavía más en 2021, gracias a una serie de desarrollos que ampliaron su alcance. El 14 de abril, el valor de la plataforma de transacciones de criptoactivos Coinbase Global superó brevemente los USD 100.000 millones en su debut bursátil, dando mayor legitimidad al mundo cripto. Grandes jugadores financieros también crearon fondos que facilitan a los inversores sumar criptomonedas a su cartera. Entre los partidarios de bitcoin se cuenta Elon Musk, el provocador CEO de Tesla, que invirtió más de USD 1.000 millones en bitcoin y comenzó a aceptarla como medio de pago en la venta de sus vehículos eléctricos. Al mismo tiempo, el torrente de dinero volcado a los mercados financieros por los bancos centrales durante la pandemia renovó el debate acerca de si esas movidas pueden avivar la inflación, generando interés en la idea de que bitcoin podía llenar el tradicional rol del oro como una cobertura contra la inflación.

2-¿Es otra burbuja?

-Cada oscilación energiza a los creyentes en bitcoin y hace que ésta gane más atención. El valor total de las criptomonedas superó los 2 billones (millones de millones) de dólares por primera vez el 5 de abril. Startups como Robinhood y Revolut hicieron de las cripto una parte clave de sus aplicaciones bancarias y de transacción. Pero invertir en criptomonedas sigue siendo volátil y riesgoso: es un instrumento sigue siendo un activo no regulado sujeto a los caprichos de un mercado voluble. La suba de bitcoin a principios de 2021 ha sido tan veloz que empequeñece todos los otros booms de activos financieros de los últimos 50 años.

Los logos de bitcoin y otras cripto en una ATM en Alemania 
REUTERS/Arnd Wiegmann/File Photo
Los logos de bitcoin y otras cripto en una ATM en Alemania REUTERS/Arnd Wiegmann/File Photo

3-¿Quiénes compran y usan bitcoin?

-Financistas prominentes como Mike Novograts y Alan Howard han invertido cientos de millones de dólares en bitcoin y otras criptomonedas. Una encuesta de Fidelity Investments en 2020 halló que 36% de los inversores institucionales respondieron que tenían criptomonedas en su cartera y más del 60% mostró interés en ellas, contra menos del 50% en 2019. Bitcoin es todavía un mercado de pocas transacciones, donde los llamados “tiburones” controlan grandes cantidades y tienen gran influencia. Menos de 2% de las cuentas anónimas pueden ser rastreadas en la carpeta digital que controle 95% de la existencia de bitcoins, según una investigación de Flipside Crypto. La salida de un “tiburón” –algo más probable ahora que bitcoin no es solo territorio de los creyentes sino de financistas pragmáticos- puede tener fuertes repercusiones en el ecosistema cripto.

4-¿Cuál es el atractivo para los inversores?

-En breve: codicia y temor. Los fanáticos de bitcoin argumentan que la suba de fines de 2020 y principios de 2021 no es comparable a otras euforias, porque se trata de un activo que “maduró” con el ingreso de inversores institucionales. Rendimientos nulos o negativos en activos tradicionales como bonos soberanos están llevando a los fondos de cobertura a buscar alternativas, y hay temor a quedar afuera de una suba que batió récord tras récord. Mientras los críticos han sostenido que el bitcoin inevitablemente colapsará nuevamente, algunos han revisado sus ideas, simplemente porque suficiente cantidad de gente empezó a creer en bitcoin. También se debate más si bitcoin es un escudo contra alguna debilidad del dólar.

5-¿Por qué se compara al bitcoin con el oro?

-Por su escasez, el oro ha servido tradicionalmente de cobertura contra la inflación y llegó un récord en agosto de 2020. Los gobiernos pueden emitir demasiado dinero y por lo tanto desfondar su moneda, pero las empresas mineras no pueden inundar el mercado con oro, es el razonamiento. Parte del atractivo de bitcoin está en que no es controlada por los gobiernos y sus políticas monetarias y que su provisión está limitada incluso más estrictamente que la del oro digital”, aun con baja inflación. Si el bitcoin atrayera la misma cantidad de fondos actualmente invertidos en oro, a largo plazo podría subir hasta USD 146.000, calcularon estrategas de JPMorgan Chase.

Elon Musk, el mediático e iconoclasta CEO de Tesla, que llegó a mover la cotización del bitcoin a fuerza de tuits. Y también, porque la empresa decidió aceptarlo como medio de pago EFE/Wu Hong/Archivo
Elon Musk, el mediático e iconoclasta CEO de Tesla, que llegó a mover la cotización del bitcoin a fuerza de tuits. Y también, porque la empresa decidió aceptarlo como medio de pago EFE/Wu Hong/Archivo

6-¿Bitcoin está legitimado como inversión?

-Los inversores institucionales puede sentirse más cómodos con bitcoin, gracias a mejores salvaguardias, a pesar del surgimiento de historias de millonarios que perdieron fortunas por no recordar su contraseña. En los últimos años, bitcoin desarrolló una plataforma financiera más sustancial. Hay servicios de custodia y comercialización, con licencias y credenciales, orientados específicamente a los grandes inversores regulados. Algunas autoridades monetarias requieren a bancos y otros intermediarios mantener registros y rendir informes para verificar la identidad de sus clientes en ciertas transacciones. Cierto número de Bancos Centrales, incluyendo la Reserva Federal de EEUU y el Banco Central Europeo, estudian digitalizar sus monedas, lo que representa una validación de la tecnología blockchain en la que reposa bitcoin. Pero bitcoin y otras criptomonedas se vinculan a estafas, lavado de dinero, evasión fiscal, ciber-robos y otros delitos.

7-¿Pero qué es exactamente bitcoin?

-Nacido de las frustraciones de la crisis financiera de 2008, es una forma de dinero que se destaca por lo que no es: no es una moneda que uno pueda sostener en sus manos. No es emitido ni respaldado por ningún gobierno. En definitiva, bitcoin y sus imitaciones son conjuntos de protocolos de software para generar “tokens” digitales y rastrear transacciones de modo que sea muy difícil reusar o falsificar tokens. Un bitcoin tiene valor en la medida que los usuarios acuerden que lo tenga.

8-¿De dónde viene el sistema bitcoin?

-El software original fue desplegado en un “documento blanco” de 2008 de una persona o grupo de personas con el seudónimo Satoshi Nakamoto, cuya identidad es desconocida, a pesar de algunos intentos de presentarse por él. Juegos online usan desde hace mucho tiempo monedas virtuales. La idea clave detrás de bitcoin es blockchain, una carpeta visible pero largamente anónima que registra las transacciones de bitcoin. La manía sacudió el marcado en 2017, cuando el precio del bitcoin saltó de USD 789 a USD 19.000 y surgieron miles de imitaciones publicitando sus “tokens”. El colapso subsiguiente dejó enormes pérdidas.

La criptomoneda ha ido desarrollando una infraestructura financiera que le permite llegar a un público cada vez más amplio. En la imagen, ATM para operar en bitcoins  EFE/EPA/JUSTIN LANE/Archivo
La criptomoneda ha ido desarrollando una infraestructura financiera que le permite llegar a un público cada vez más amplio. En la imagen, ATM para operar en bitcoins EFE/EPA/JUSTIN LANE/Archivo

9-¿Qué es blockchain?

-Piense en qué sucede cuando hace una transacción online. Verifica que Ud tenga los fondos, sustrae la suma ordenada de un lugar específico de una gigantesca base de datos sobre cuentas y saldos bancarios, y le acredita la suma debitándola de otro lado. Uno puede ver el resultado, pero la transacción está bajo control bancario. Uno confía en que el banco está moviendo la cantidad que ordenó, y el banco se asegura de que Ud no pueda volver a gastar ese dinero. Blockchan es una plataforma que cumple las mismas funciones, pero sin participación de ningún banco o autoridad central.

10-¿Quién cumple las funciones bancarias para bitcoin?

-Se hace por consenso en una red descentralizada. Las transacciones de bitcoin se pude hacer en sitios que ofrecen “billeteras electrónicas” que cargan los datos a la red. Las nuevas transacciones se juntan por lote y se emiten a la red para verificación por parte de los llamados “mineros” de bitcoin. Los viejos fanáticos de bitcoin señalan que en 2020 cayó a la mitad la cantidad de nuevos bitcoin que pueden emitir los mineros para verificar transacciones, como otra razón de su resurgimiento. Esa reducción a la mitad ocurre cada tres o cuatro años y ralentiza la “acuñación” de nuevos bitcoin, cuya producción cesará por completo se llegue a 21 millones de unidades emitidas. Se estima que eso no ocurrirá hasta el año 2140. La cantidad de bitcoins emitidos era de 18,5 millones hacia fines de 2020.

11-¿Quién puede ser “minero” de bitcoin?

-Cualquiera, si tiene computadoras super-rápidas y mucha electricidad a disposición. Los datos de transacción están encriptados en una fórmula que se puede resolver solamente a través de prueba y error a escala masiva. Los “mineros” usan poder computacional de gran escala para ser los primeros en resolver el encriptado de un bloque de operaciones. Si su resultado es verificado y validado por los demás mineros, los datos son agregados a una cadena de bloques de datos y el minero exitoso es recompensado con un nuevo bitcoin. Como cada bloque tiene datos vinculados a bloques anteriores, cualquier intento de gastar un mismo bitcoin dos veces exigiría revisar muchos bloques de la cadena. Además, como los mineros compiten entre sí, se fiscalizan los resultados a cada paso.

El gran cartel del Nasdaq en Times Square, Nueva York, exhibe el logo de Coinbase, suerte de bolsa cripto que empezó a cotizar el miércoles pasado en Wall Street  (Gabby Jones/The New York Times)
El gran cartel del Nasdaq en Times Square, Nueva York, exhibe el logo de Coinbase, suerte de bolsa cripto que empezó a cotizar el miércoles pasado en Wall Street (Gabby Jones/The New York Times)

12-¿Podría otra criptomoneda suplantar a bitcoin?

-A media que la cantidad de criptomonedas y tokens se multiplican –ya son varios miles- bitcoin sigue siendo la más conocida, valiosa y testeada a lo largo del tiempo. Es también la que es considerada una potencial reserva de valor. Otras, como Ethereum, se usan para otras cosas, como emitir “tokens” a usar en aplicaciones financieras descentralizadas. Las llamadas “stablecoins”, como Tether, atan su precio al dólar u otras monedas y algunas respaldan su valor manteniendo reservas.

13-¿Cómo puedo comprar bitcoin o invertir en él?

-Hay diferentes maneras, con diferentes riesgos. Se pueden comprar directamente a través de plataformas de cambio como Coinbase. Inversores acreditados también pueden invertir en vehículos como el Bitcoin Investment Trust, que sigue el precio del bitcoin. Ahora también los inversores pueden comprar y vender futuros de bitcoin y pronto podría ser posible comprar bitcoin en fondos bursátiles, si los reguladores lo aprueban. Pero esté alerta: incluso la gente que cree en el futuro del bitcoin piensa que hay por delante un recorrido agitado. La gran escalada del bitcoin de 2017 fue seguida por una caída que duró un año y llevó a una pérdida del 83% respecto del máximo anterior.

(Con información de Bloomberg)

SEGUIR LEYENDO:

Información provista porInvertir Online