Quedan sin vender USD 9.000 millones de la última cosecha de soja, trigo y maíz

El gobierno apunta a dictar medidas para incentivar la liquidación. “Los anuncios del Banco Central solo producen más incertidumbre y preocupación a los productores”, aseguraron desde las entidades del campo

El gobierno busca incentivar la venta de la última cosecha agrícola
El gobierno busca incentivar la venta de la última cosecha agrícola

Mientras crece la expectativa en el mercado y entre los productores sobre posibles anuncios del gobierno para hacer frente a la difícil situación cambiaria y al ingreso de dólares al país, las miradas de los funcionarios están puestas una vez más en la comercialización de la última cosecha agrícola, en medio de una elevada incertidumbre que complica al negocio agropecuario.

A partir de la información recogida por este medio, en el ámbito privado, la cifra que apunta el gobierno para que los productores comercialicen, son casi USD 9.000 millones de producción de soja, maíz y trigo que están sin vender. Cerca de un año atrás, sin el cepo cambiario, los productores accedían en el mercado a los dólares reales, y actualmente si quieren acceder a los mismos, solamente se llevarían unos USD 5.100 millones de dólares. Esto muestra la caída del poder de compra por los efectos del cepo.

En la oleaginosa quedarían por comercializarse unas 26 millones de toneladas, por un valor de USD 7.280 millones de dólares. En maíz, son 10 millones de toneladas sin vender, que significan a precios actuales unos USD 1.650 millones. Finalmente, en trigo tan solo faltan por comercializarse 188 mil toneladas y son casi 36 millones de dólares.

Días atrás y en momentos en que el gobierno anunció, a través del Banco Central, una profundización del cepo cambiario, desde las entidades del campo que conforman la Mesa de Enlace advirtieron sobre las consecuencias negativas que las nuevas medidas provocarán sobre la producción agropecuaria y la economía argentina en general.

“Lejos de generar un clima favorable a la inversión y la confianza, los anuncios del Banco Central solo producen más incertidumbre y preocupación a los productores. Hay que generar un horizonte de certidumbre para la inversión y la generación de empleo”, manifestaron los presidentes de Sociedad Rural Argentina, Coninagro, Confederaciones Rurales Argentinas y Federación Agraria.

Hasta agosto pasado, el ingreso de divisas por las exportaciones agrícolas, según los datos de la Cámara de la Industria Aceitera y del Centro de Exportadores de Cereales (Ciara-CEC), llegó a los USD 13.346 millones y se encuentra en los niveles más bajos de los últimos 11 años. Hay que recordar que hubo el año pasado una venta anticipada de los productores, tras el triunfo electoral de Alberto Fernández y la posibilidad de un aumento de las retenciones, que finalmente llegó días después de la asunción de la actual administración nacional.

Detalles de la comercialización de maíz (Agrofy)
Detalles de la comercialización de maíz (Agrofy)

En la última encuesta realizada por el Centro de Agronegocios y Alimentos de la Universidad Austral, la mitad de los productores expresó que la mercadería que todavía no comercializó la utilizará como reserva para cubrir los gastos de alquileres y otros costos de producción, mientras que menos de un 10% respondió que aguardaba precios más altos para venderla. “Lo que no se vendió, la mitad es para cubrir gastos que son en dólares y un cuarto por atraso percibido del dólar, cobertura frente a la inflación o por no saber que hacer con los pesos”, dijeron los encargados de realizar el relevamiento.

Comercialización

En medio de todo este contexto, la información aportada por el consultor Dante Romano, en base a datos del Ministerio de Agricultura, hasta el pasado 16 de septiembre se comercializó el 64% de la última cosecha de soja. Son unas 31.600.000 toneladas, de las cuales 23.770.000 toneladas son negocios con precio, de una cosecha total de 49.600.000 toneladas. Las toneladas que faltan comercializarse significarían unos 7.280 millones de dólares a valor dólar oficial. “El ritmo de comercialización se mantiene por debajo del ritmo de campañas anteriores, pero dentro del promedio”, dijo el especialista.

Detalles de la comercialización de soja (Agrofy)
Detalles de la comercialización de soja (Agrofy)

En lo que respecta al maíz, al 16 de septiembre pasado se comercializaron 36.800.000 toneladas, lo que representa un 73,6% de una cosecha total de 50 millones de toneladas. En este caso, las toneladas que faltan comercializarse significarían unos 1.650 millones de dólares a valor dólar oficial. Según Dante Romano, “el ritmo de comercialización se mantiene adelantado respecto a años anteriores, donde las compras a precio representan el 60,1% de la producción, y alcanzan los 30,1 millones de toneladas”.

Y por último, sobre el trigo de la campaña 2019/2020, para Romano la cosecha está comercializada con precio en un 99%, y solamente quedan stocks viejos. Por ejemplo, en el sur de la provincia de Buenos Aires hay productores con trigo de más de una cosecha.

Seguí leyendo:

Las lluvias que se registraron el último fin de semana provocaron alivio en la campaña agrícola



COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS