Para los economistas, la decisión de Axel Kicillof fue razonable pero sienta un mal precedente para la negociación de la deuda nacional

Los analistas señalaron que se mostró voluntad de pago y se evitó el default, aunque condiciona la estrategia que el gobierno nacional planea dar a conocer en marzo

xcasas@infobae.com
El gobernador Axel Kicillof realizó el anuncio en la gobernación de la ciudad de La Plata
El gobernador Axel Kicillof realizó el anuncio en la gobernación de la ciudad de La Plata

Los economistas consideraron que la decisión del gobierno de la provincia de Buenos Aires fue razonable, dentro de una negociación dura, pero consideran que se dio un mensaje más “acordista” que “rupturista”, lo que puede debilitar la posición del Gobierno de Alberto Fernández en la futura negociación por la deuda a nivel nacional.

Los analistas consideran que se dio un mensaje más acordista, que puede debilitar la posición del Gobierno de Alberto Fernández en la negociación por la deuda nacional.

Para los economistas Fernado Baer, economista de la consultora Quantum, "haber decidido pagar todo muestra algo de coordinación con la Nación, en el sentido de mostrar voluntad de pago y evitar escenarios de default. Pero la estrategia de negociación evidentemente no fue la correcta, el mensaje es acordista, lo cual debilita de alguna manera la posición de la Nación en la negociación que viene. Pero también muestra racionalidad y esfuerzo para resolver los problemas de la Argentina, por lo menos en esta etapa en la que el default puede profundizar la situación”.

Especialistas coinciden en que entrar en un default hubiese sido traumático (REUTERS/Marcos Brindicci)
Especialistas coinciden en que entrar en un default hubiese sido traumático (REUTERS/Marcos Brindicci)

Otros especialistas también destacaron que la decisión tomada por el gobernador de la provincia de Buenos Aires sentó un antecedente negativo para la negociación de la Nación. “El bloqueo de un fondo para la postergación es un mal precedente para la negociación de la Nación. Entrar en default hubiese sido traumático por la aceleración de la deuda de la provincia de Buenos Aires que eso implicaba. Sin embargo, pagar el 100 por ciento cuando tenía opción de pagar en cuotas, como mencionó que le ofreció el fondo Fidelity, suena poco razonable. Como negociación fue un fracaso, no se llegó a acordar nada finalmente”, señaló el economista Guido Lorenzo, director de LCG Consultora.

Con este razonamiento coincidió Camilo Tiscornia, director de C&T Asesores Económicos. “Tendrían que haber pagado de entrada; era poca plata y me parece que no ayudaba en el contexto de renegociación de la deuda nacional. Todo lo que siguió fue muy desprolijo. Me parece bien evitar el default pero para haber terminado en esto deberían haber pagado de entrada; quisieron vender el relato de que la provincia está fundida y les salió mal”, explicó. Marina Dal Poggetto, directora de la consultora de la Consultora EcoGo, señaló uno de los aspectos positivos del anuncio: “No pagar hubiera sido un problema para el gobierno nacional en términos de la demanda de pesos y de la renegociación de la deuda”, manifestó.

<b>Nunca se tendría que haber llegado a esto: se pusieron solos en este contexto, con un plazo muy corto para negociar y con un bono tan diseminado</b>

También opinó en ese sentido Gustavo Ber, del estudio Ber, que consideró que la decisión del Gobierno de Kicillof es conveniente y acompaña la renegociación soberana, de acuerdo al cronograma establecido, sin complicar el proceso. “La reacción de los inversores está siendo positiva, más allá de que deberán continuar atentos, ya que podría haber volatilidad según las señales a los avances sobre la deuda”, destacó.

Con todo, entre los analistas estuvieron de acuerdo en que el Gobierno provincial se puso en un contexto de negociación que no era aún necesario. "La provincia tomó la mejor opción, dentro de las alternativas que había. El default no era viable y hubiese salido mucho más caro. Nunca se tendría que haber llegado a esto: se pusieron solos en este contexto, con un plazo muy corto para negociar y con un bono tan diseminado. No se entendió la estrategia, pero había que tomar una decisión y fue la mejor. Ahora se inicia la renegociación de la deuda en general: con los vencimientos que tienen no les da para esperar que cierre la Nación. Se puede trabajar en conjunto, pero no esperarlos”, aseguró el analista financiero Christian Buteler.

Seguí leyendo

La historia de la deuda bonaerense que finalmente se pagará al borde del default: estrategias e intrigas entre Kicillof, el gobierno nacional y el mercado

COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS