El ministro Daniel Arroyo en algunas zonas donde ya se entregó la tarjeta alimentaria
El ministro Daniel Arroyo en algunas zonas donde ya se entregó la tarjeta alimentaria

Tras haber finalizado el operativo en la ciudad entrerriana de Concordia, la más pobre según el Indec, esta semana el Gobierno comenzó a distribuir la Tarjeta Alimentar en el conurbano bonaerense y la información preliminar de las cadenas de supermercados es que las ventas traccionaron fuerte en las localidades elegidas para arrancar. En algunos casos, representaron un promedio del 30% de la venta total.

El Ministerio de Desarrollo Social prevé repartir 557.000 plásticos en la provincia de Buenos Aires. Comenzó el lunes en los partidos de Hurlingham (5.000 tarjetas); San Fernando (5.000); San Martín (11.400); Morón (5.900); Almirante Brown (24.500); Avellaneda (9.300) y La Matanza (63.000). Si bien se distribuyó una porción importante del total, todavía resta finalizar en estas localidades.

El calendario de entregas

Según fuentes de la cartera que dirige Daniel Arroyo, el 27 continuará la entrega en Merlo, San Miguel, Malvinas Argentinas, Lomas de Zamora y Quilmes, mientras que la semana siguiente, la primera de febrero, será el turno de Ituzaingó, Moreno, Tres de Febrero, Tigre, José C. Paz, Lanús, Esteban Echeverría y Florencio Varela. El operativo finalizará el 10 de febrero en San Isidro, Vicente López, Ezeiza y Berazategui, por lo que en cuatro semanas la tarjeta Alimentar estará distribuida en 24 municipios del conurbano.

Los fondos previstos por el Gobierno para girar a estas casi 560.000 tarjetas alcanzan a $2.800 millones, de los cuales $1.800 millones corresponden a los 24 partidos del conurbano. Las madres/padres que cobran la Asignación Universal por Hijo (AUH) y tienen un solo hijo recibirán por mes $4.000 para gastar en alimentos y bebidas (excepto las alcohólicas), mientras que los que tengan dos hijos o más obtendrán $6.000 mensuales.

En la provincia de Buenos Aires se entregarán 557.000 tarjetas
En la provincia de Buenos Aires se entregarán 557.000 tarjetas

La entrega se realiza en lugares determinados por el Gobierno, donde se montan operativos específicos para entregar la tarjeta con personal del Banco Nación. Se le da el plástico al beneficiario y se le ofrece tener una charla de nutrición y mejores formas de compra. Siempre hay un porcentaje de tarjetas que no se pueden entregar porque las personas no asisten al lugar o porque cambiaron de número de celular y no reciben el aviso. Ese beneficiario puede luego ir a buscar su tarjeta a la sucursal del Nación de la zona.

Impacto en las cadenas de supermercados

La tarjeta comenzó a ser entregada en los primeros partidos del conurbano el lunes, y el martes los beneficiarios comenzaron a usarla. Pasaron pocos días aún, además de que no se completó la distribución en las primeras localidades, pero las cadenas de supermercados empezaron a percibir una mayor afluencia de visitas entre el martes y hoy.

Los fondos previstos por el Gobierno para girar a estas casi 560.000 tarjetas alcanzan a $2.800 millones, de los cuales $1.800 millones corresponden a los 24 partidos del conurbano

Incluso, desde una importante compañía con fuerte presencia en el conurbano aseguraron a Infobae que en algunas sucursales las ventas de alimentos con la tarjeta representaron hasta el 40% de la facturación total. “Va subiendo y se empieza a notar en las zonas donde se distribuyeron, especialmente en la localidad de San Martín”, dijeron en otra cadena.

“Las ventas vienen bien, pero igualmente por ahora nada en comparación con lo que generaron acciones bancarias, como la del Bapro del 50%”, enfatizaron en otro supermercado.

Las cadenas de supermercados ya comenzaron a informar a sus clientes qué pueden y qué no comprar con la tarjeta
Las cadenas de supermercados ya comenzaron a informar a sus clientes qué pueden y qué no comprar con la tarjeta

Varias provincias ya firmaron el convenio para arrancar con la distribución de las tarjetas y el objetivo es que en marzo ya esté operativo en todo el país. Con respecto a lo que desde el Gobierno habían adelantado sobre la devolución del IVA a una canasta de alimentos saludables, con el objetivo de que los $4.000 a $6.000 les rindan más a los beneficiarios de la tarjeta, ahora se está repensando este esquema y “hay varios formatos en análisis”.

Una alternativa que podría ser más viable es generar una canasta de productos determinados a un precio más bajo para estas personas, dijeron fuentes oficiales.

Seguí leyendo: