Boca deberá rediseñar su mapa futbolístico tras la salida de Tevez: casi no hay delanteros y tendrá nuevo capitán

La baja del Apache es otro dolor de cabeza para un Miguel Ángel Russo que prácticamente no tiene alternativas en el ataque

Russo se queda sin variantes en la ofensiva (FotoBaires)
Russo se queda sin variantes en la ofensiva (FotoBaires)

La confirmación de la salida de Carlos Tevez significó un baldazo de agua fría en el barrio de La Boca y uno de los más afectados y sorprendidos fue Miguel Ángel Russo. El entrenador xeneize, que estuvo presente en la Bombonera en la conferencia de despedida, tendrá una ardua labor para reestructurar sus líneas por la fuga de varios valores que ya no están en el club y otros que están a punto de despedirse. Tras la eliminación contra Racing en las semis de la Copa de la Liga, el DT advirtió que “ya vamos a hablar” sobre el tema refuerzos. Hoy ese tema pasó a ser más urgencia que prioridad.

Fue un tema recurrente desde que Juan Román Riquelme tomó las riendas del Consejo de Fútbol: ¿quién debía ser el 9 de Boca? Ante la falta de gol de Franco Soldano muchos pedían de arranque a un Ramón Ábila que sufrió reiteradas lesiones y no era del gusto del técnico. Entonces fue hora de improvisar a Tevez como falso 9 y hasta darle minutos a Mauro Zárate en esa posición. La última alternativa fue Luis Vázquez, al que el cuerpo técnico fue llevando de a poco. Tras este mercado de pases, la línea alta quedará diezmada.

Wanchope, borrado por el CDF y Russo tras recuperarse de una operación de hernia inguinal, fue el primer en decir adiós y arregló un préstamo con Minnesota United de la MLS hasta diciembre. El segundo delantero que confirmó su despedida fue Mauro Zárate, disgustado por la falta de minutos y continuidad. El ex Vélez ya rescindió y aunque fue tentado por Racing, su destino también sería la liga norteamericana.

Wanchope, Tevez y Pipa Benedetto, tres importantes delanteros que ya partieron
Wanchope, Tevez y Pipa Benedetto, tres importantes delanteros que ya partieron

Cuando todo hacía parecer que Tevez se mantendría como líder futbolístico para ir en busca de la séptima Copa Libertadores del club en el segundo semestre del año, el Apache pegó el portazo y puso punto final a su carrera profesional. Por la envergadura de su historia, peso propio y actualidad futbolística, la baja más sensible para Miguel Russo.

Esto traerá varias consecuencias, entre ellas, la designación de un nuevo capitán. Carlos Izquierdoz, quien lució la cinta cada vez que Tevez no estuvo disponible, será el nuevo referente en cancha y vestuario. El otro que se probó el brazalete en el último tiempo fue Emmanuel Mas, quien muy posiblemente se marche de la institución. La primera alternativa que surge en la subcapitanía es Frank Fabra, teniendo en cuenta su experiencia y la cantidad de tiempo que lleva en la Ribera (llegó en 2016). Y asoman otros nombres importantes como Lisandro López, Eduardo Salvio, Marcos Rojo y Esteban Andrada (siempre y cuando no emigre).

Franco Soldano, muy ponderado por el resto de sus compañeros pero criticado por la opinión pública por su falta de gol, se irá porque no harán uso de su opción de compra valuada en 5 millones de euros. El cordobés retornará a Olympiakos de Grecia y probablemente sea negociado en un mercado que puede llegar a mantenerlo en el medio argentino.

Mauro Zárate, otro que dijo adiós
Mauro Zárate, otro que dijo adiós

A Cristian Pavón se le vence el contrato a mediados de 2022 y en Boca saben que tienen que negociarlo ahora porque a principios del año próximo quedará habilitado para hablar con otros clubes antes de salir en condición de libre (así al club no le quedaría un peso por su pase). No lo rematarán, pero hubo varios sondeos y da la sensación de que no continuará pese a que exhibió buen nivel y es del gusto de Russo. La relación de la gente que lo representa con el Consejo está completamente rota.

El caso de Sebastián Villa es muy particular. Es uno de los jugadores a vender pero también clave en el funcionamiento del equipo. Desde hace rato sueña con ser transferido a Europa, desde donde ya recibió sondeos. No fue convocado a la selección colombiana para las Eliminatorias y la Copa América por la denuncia por violencia de género que arrastra desde el año pasado (elevaron la causa a juicio oral en las últimas horas). Posee vínculo hasta 2024: ¿seguirá?

Resulta desolador pensar en la delantera de Boca en el futuro inmediato. Si Pavón y Villa son vendidos, los únicos dos atacantes que permanecerán en el plantel profesional son los juveniles Luis Vázquez (centrodelantero de 20 años) y Exequiel Zeballos (extremo de 19). Mientras el Consejo insiste por las contrataciones de Nicolás Orsini (Lanús) y Norberto Briasco (Huracán), lo que dificulta aún más el panorama es que la Conmebol permitirá solamente 5 inclusiones (modificaciones) en la lista de buena fe de cara a los octavos de final de la Libertadores. Si a estos dos potenciales refuerzos se les suman Marcelo Weigandt (acordó su regreso) y Esteban Rolón (inminente refuerzo), Boca tendrá solamente una plaza más para ampliar sus alternativas en ataque -para la Copa- a la vez que piensa en un lateral derecho más.

Russo deberá ingeniárselas para plantar en cancha un ataque competitivo el próximo martes 13 de julio por la ida de los octavos de la Libertadores ante Atlético Mineiro. ¿Qué delanteros comenzarán la pretemporada el 18 de junio? Hoy la delantera azul y oro es una incógnita.

SEGUIR LEYENDO: