La afirmación de un ex Boca: “Jugué en el Morumbí, en el Bernabéu y en el Camp Nou pero ninguno se compara a la Bombonera”

El futbolista se refirió a lo que sintió cuando pisó el césped del estadio Xeneize. También habló de su descreimiento el día que lo llamaron para sumarse al club y del preocupante motivo que desencadenó su salida

El brasileño Baiano llegó a Boca en el 2005
El brasileño Baiano llegó a Boca en el 2005

El brasileño Baiano llegó a Boca en el 2005 con una difícil misión: cubrir el espacio vacante que Hugo Benjamín Ibarra había dejado en el lateral derecho. Sin embargo, su tarea no pudo completarse ya que tan solo jugó un puñado de partidos y se fue del club. Años después, reveló el motivo de su corta estancia en el Xeneize, experiencia que, aunque fue breve, le dejó grandes recuerdos.

Cuando me llamó (Mauricio) Macri no lo podía creer, en ese momento venía de Las Palmas en España y estaba en muy buen nivel. Pensé que era una broma. ¡Me tuvo que llamar de vuelta por qué le corté! Cuando me volvió a llamar le tuve que pedir disculpas porque no le había creído”, contó el brasileño sobre cómo fue su inesperado -hasta para él- desembarco en el club de la ribera.

Sin embargo, en sus primeros entrenamientos con el plantel, uno de sus compañeros le hizo sentir el rigor: "Yo iba e iba por el lateral derecho y (Raúl) Cascini, (Diego) Cagna y (Guillermo) Barros Schelotto me miraban, hasta que en un momento me agarra Guillermo y me dice: ‘Baiano, vos venís para ser figura de la mitad de la cancha para atrás, no para adelante’”.

Su salida del Xeneize fue precipitada y se debió a un hecho que ocurrió en un partido entre otros equipos. Según contó Baiano en el programa “Mundo Boca”, incidió directamente aquel episodio vivido en un partido entre Quilmes y San Pablo, cuando el defensor argentino Leandro Desábato quedó detenido por haber lanzado insultos racistas hacia el delantero brasileño Grafite.

El lateral derecho jugó solo 16 partidos y se fue del club
El lateral derecho jugó solo 16 partidos y se fue del club

"Aquella situación me jugó en contra. Fue un mes muy complicado para mí, me buscaban de todos lados para hablar de ese tema, de Argentina y Brasil para hablar de eso. En una sala de prensa un día había periodistas de todo el mundo. Los rivales usaban esa situación para sacarme del partido. Mis compañeros en ese momento no me respaldaron y yo no estaba muy fuerte de la cabeza para soportar ese momento, los rivales me decían cosas muy feas por una situación que no era mía”, reveló.

Luego, agregó: “Cuando entraba a los partidos la gente pensaba que el que entraba era Grafitte, esa situación me superó, tuve que poner dinero para irme del club, los dirigentes no querían que me vaya pero la situación me desbordaba, yo estaba muy nervioso, por eso pedí irme”.

Más allá de los preocupantes motivos que desencadenaron su salida del club, Baiano guarda un gran recuerdo de su paso por Boca. Tal es así que aseguró: “Jugué en el Morumbi, en el Bernabéu y en el Camp Nou pero ninguno se compara a la Bombonera, es única. La gente de Boca es única, jugar ahí es incomparable”.

“A cualquier jugador Brasileño le recomendaría venir a Boca, que no lo dude. Hoy me arrepiento de haberme ido, de no haber soportado ese mes tan duro que me hizo irme del club”, concluyó.

SEGUÍ LEYENDO:

Oscar Córdoba, mano a mano con Infobae: “El Boca de Bianchi fue campeón del mundo, ¿este River lo fue?”

Un ex jugador de River se contagió de coronavirus en Brasil

La medida que tomó Russo con el plantel de Boca para los próximos días de la cuarentena

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos