Gustavo Alfaro expresó diversas críticas luego del empate con Argentinos (FotoBaires)
Gustavo Alfaro expresó diversas críticas luego del empate con Argentinos (FotoBaires)

Gustavo Alfaro y Boca cerraron el 2019 en la Bombonera con un empate 1-1 ante Argentinos Juniors en un duelo entre líderes de la Superliga. A modo de balance y con mucha autocrítica, el entrenador dejó entrever su malestar por el mercado de pases que realizó el equipo en el medio de la participación en la Copa Libertadores.

“Hay cosas que están en el debe y otras en el haber. Tuvimos muchos problemas para conformar el plantel durante el año. Se fueron muchos jugadores de jerarquía. Otros vinieron, pero no vinieron en tiempo y forma como nosotros hubiésemos deseado. Es el caso de Toto Salvio o de Daniele De Rossi. Se nos fueron Nández y Pipa Benedetto cuando habíamos jugado octavos de Copa”, inició su discurso sobre el tema.

Sin detenerse, aclaró: “Te aseguro que buscamos un nueve por cielo y tierra. No podíamos traerlo a Paolo Guerrero porque ya estaba fichado por Copa Libertadores, pero siempre fue el nombre que nos interesaba. Buscamos las alternativas. Quisimos traer un volante por izquierda: Acuña o Meza, y no se pudo traer. Siento que en ese aspecto como que nos faltaron algunas cosas del equipo y las tratamos de ir supliendo. Lo de Toto fue una negociación que se alargó demasiado pero no por nosotros. La idea era subirlo al avión para Estados Unidos y lo tuvimos recién en la semana previa para jugar el primer partido con Paranaense”.

¡Si Paolo Guerrero no había jugado Copa Libertadores, por ahí era el 9 de Boca en este momento!”, aseguró. “La urgencia era buscar un nueve para la Copa Libertadores. Contra ese tipo de circunstancias nosotros chocamos; y no por falta de decisión”. “Tanto el caso de Soldano como el de Hurtado eran de venir eventualmente como el tercer delantero, para ir probándolos. Después, por cuestiones de necesidad, terminas tirándolo a la cancha", explicó.

“Te aseguro que hablamos con cuatro delanteros de primera línea y no los pudimos traer. No es que Boca no quiso”, agregó.

Sobre su continuidad, reconoció que ya empezaron a sondearlo de otros clubes: “Empezó a sonar el teléfono de mi representante pero la respuesta es una sola: hasta que no se resuelva el tema de Boca no voy a evaluar absolutamente nada. Mi objetivo es tratar de terminar este proceso en Boca”.

Lejos de alejarse de los temas polémicos, el DT expresó su mirada sobre el debate en torno a la continuidad de Carlos Tevez. “A él le duele mucho perderse este momento. Las conjeturas que se pueden hacer en torno a su continuidad o no, obviamente juegan en su cabeza porque es un ser humano, tiene sensaciones y sentimientos muy profundos hacia lo que es Boca. De la parte nuestra, la intención es que Carlos continúe, que Carlos decida su propio destino como tiene que decidirlo un ídolo de Boca. Si quiere continuar, retirarse, seguir jugando... A los ídolos hay que respetarlos”.

Al mismo tiempo, elogió la actitud del Apache: “Tuvimos un año difícil como lo es siempre en Boca, por más que salgas campeón o no. Siempre es complejo y difícil, pero nosotros no tuvimos nada internamente, nada, nunca. Y eso no quiere decir que no hubo opiniones encontradas. Esa armonía que este año pudo vivir el plantel se debe al liderazgo de Carlos y de otros muchachos”.

Seguí leyendo: