Para Alfaro, Andrada es una pieza vital. Y lo quiere con ritmo para los octavos de final de la Copa Libertadores (Foto: Gabriel BOUYS / AFP)
Para Alfaro, Andrada es una pieza vital. Y lo quiere con ritmo para los octavos de final de la Copa Libertadores (Foto: Gabriel BOUYS / AFP)

Esteban Andrada pasó de pelear la titularidad en el arco de la Selección en la Copa América a quedarse afuera de la competencia apenas horas antes del decepcionante debut frente a Colombia (Argentina cayó 2-0). El arquero, de 28 años, sufrió un traumatismo durante un entrenamiento, que le provocó un derrame articular.

El parte médico que dio a conocer el cuerpo médico del combinado nacional generó polémica: el jueves a la noche, el departamento de comunicación informó que padecía "una sinovitis post traumática en el entrenamiento, la cual se evaluará su evolución día a día", e incluso solicitaba por medios informales que no se exagerara el cuadro. Durante la mañana siguiente llegó la desafectación. "El jugador, que sufrió traumatismo de rodilla derecha, evolucionó desfavorablemente presentando un importante cuadro de derrame articular, no encontrándose apto medicamente para participar de la Copa América", publicó la Selección en su sitio oficial.

Pues bien, con Andrada ya de regreso en Buenos Aires y durante el primer día de pretemporada del plantel que dirige Gustavo Alfaro, Boca dio su parte médico sobre el caso: "Dolor residual de menor intensidad asociado a una leve sinovitis en la rodilla derecha. Se indica reposo por 72 horas y nueva evaluación para comenzar con trabajos de rehabilitación el jueves. El plazo de recuperación será evaluado en virtud de la respuesta al tratamiento".

La conclusión, más allá de que el el "Xeneize" son optimistas respecto de la evolución del mendocino, no hay precisiones sobre el tiempo que le demandará la recuperación. Todavía en Brasil, Andrada había advertido que "si desinflama y me deja trotar, no es nada. Pero si me impide hacer eso, capaz me tengo que hacer una artroscopia. Pueden ser tres, siete o 30 días".

Alfaro necesita a Andrada para el debut oficial de la temporada, que será ni más ni menos que la ida de los octavos de final de la Libertadores ante Atlético Paranaense en Brasil, el miércoles 24 de julio. Y lo quiere con ritmo. En consecuencia, desea que al menos juegue alguno de los amistosos previos que Boca jugará en el exterior. El miércoles 3 de julio se medirá frente a América de México en el estadio Red Bulls de Nueva Jersey, y el sábado 6 contra Chivas de Guadalajara en el estadio Seattle Sounders de la ciudad estadounidense.

La tercera prueba será el miércoles 10 ante Xolos de Tijuana en el estadio Caliente mexicano. Tras la misma, el "Xeneize" emprenderá el regreso a Argentina. ¿Estará Andrada en el primer paso de la temporada hacia el sueño de la Libertadores? ¿Cuándo le costará la lesión en la Selección?

SEGUÍ LEYENDO: