Ponzio bromeó con su retiro

Emigrado Exequiel Palacios al Bayer Leverkusen (a cambio de 24.100.000 dólares; 18 para la tesorería del club), Marcelo Gallardo debió reformular su receta en River. El domingo, en el primer duelo oficial de 2020 ante Independiente, el Muñeco sorprendió al incluir a Leonardo Ponzio en el elenco titular, dándole al equipo otra fisonomía. Pues bien, el Millonario ganó 2-1 y se subió a la cima de la Superliga.

La movida le dio un nuevo aire al mediocampista central, pronto a cumplir 38 años (el próximo 29 de enero). Ponzio es uno de los futbolistas que negocian su continuidad más allá de junio, cuando finaliza su contrato. Y aunque a fin de 2019 se especuló con que podría ponerle punto final a su carrera, en conferencia de prensa, el hombre surgido en Newell’s ilusionó a los hinchas de River: “Mi cabeza está en seguir, estamos hablando de la renovación, va por buen camino. No hay nada que oponga de ambas partes en continuar. En estos días se concluye todo y seguiré ligado a la institución. En mi mente está seguir y retirarme acá".

¿Y cuándo tiene previsto colgar los botines? Hace unos días, Marcelo Barovero (hoy en Rayados de Monterrey) comentó que cada vez que Ponzio le manda un mensaje, piensa que lo va a invitar a su partido despedida. Consultado sobre la frase y sobre la fecha del adiós, el experimentado futbolista respondió: “Voy a esperar a que Marcelo vuelva así me retiro”.

Más allá de la humorada, en 2019 debió lidiar con largos tramos de poca actividad, dado que el equipo estaba consolidado. ¿Cómo se convenció de continuar sin garantía de acción en el campo de juego? "El día a día me convenció. Tuve tres clubes en mi carrera, Newell’s, Zaragoza y River, y River va a ser el lugar en el que más estuve. Es el compartir, a la edad que me tocó llegar, lo que se logra. Hay que ser realista, mirar para el costado, hay pocos equipos que se le igualan a River, entonces abarca muchas cosas. Nuestras familias están viviendo cosas muy importantes, son parte de todo. En River, cuando nos vamos a casa y al otro día tenés ganas de volver a entrenar. Hay chicos de 20, 22 años, que pasaron por acá y declaran que quieren volver. Por algo es. Nuestros secretos son el trabajo, la dedicación y el sentido de pertenencia. Cada grupo que se fue formando así lo demostraba”, se explayó.

¿Y el futuro inmediato será con Ponzio en el elenco titular, como sucedió en Avellaneda? “Me voy a ver en el lugar en el que le pueda responder al equipo en el entrenamiento, a Marcelo, donde me toque. Cuando se va un jugador, que cuando se va es porque lo ha hecho muy bien, vemos cómo se cubre ese puesto. Tenemos que buscar entre los que estamos, brindarnos al máximo y a lo mejor con otro funcionamiento de equipo, ¿por qué no? Hace cinco años que tenemos una ideología que es tenencia, ataque, presión alta, y eso lo vamos a sostener”, concluyó.

SEGUÍ LEYENDO: