El nuevo capitán de Copa Davis y Juan Martín del Potro en el pasado (Foto: NA)
El nuevo capitán de Copa Davis y Juan Martín del Potro en el pasado (Foto: NA)

"¡Qué mal la estoy pasando!", gritaba Gastón Gaudio en sus épocas de exitoso y carismático tenista. ¿Y si volviera a gritar eso ahora que es el capitán del equipo de Copa Davis? Agustín Calleri presidente de la Asociación Argentina de Tenis (AAT), ríe. "No, no me va a tirar esa frase, porque la va a pasar bien", dice Calleri a Infobae. "Él a veces la pasaba mal cuando jugaba, pero no siempre".

Y así parece ser, Gaudio ya no la está pasando mal. Vendió un discurso fresco y descontracturado en sus primeras apariciones públicas como capitán de la Davis y dio la sensación de tener todas sus ideas encaminadas, salvo la gran incógnita del año: Juan Martín del Potro.

¿Estará Del Potro en la "nueva" Davis de Madrid? Si se atiende a las últimas declaraciones públicas que el jugador hizo sobre el tema, la respuesta es un "no" rotundo. Pero alguna hendija habrá, porque Gaudio, Calleri y Gerard Piqué, el "dueño" de la Davis, están decididos a tener al número cuatro del mundo en la cita de noviembre. Todavía no se atreven a decírselo directamente, pero el momento de hablar con él llegará. Antes o después, pero llegará.

Juan Martín dejó el equipo de Copa Davis tras conquistar el título en 2016 (Foto: Adrián Escandar)
Juan Martín dejó el equipo de Copa Davis tras conquistar el título en 2016 (Foto: Adrián Escandar)

¿Por qué insistir con Del Potro, que tras la hazaña de 2016 en Zagreb dijo que se retiraba de la Davis? La respuesta por el lado argentino es obvia: porque con él hay posibilidades reales de ganar el torneo, lo que llenaría de dólares las arcas de una AAT que vive históricamente ahogada financieramente. El argumento por el lado de la organización es otro: sin Del Potro, el relanzamiento de la Davis podría mostrar apenas a Rafael Nadal como la única gran estrella junto a un mar de segundones.

Roger Federer, que promueve su propio negocio con la Laver Cup, no ve con simpatía la Davis. Ni a la "vieja" ni a esta nueva versión. Novak Djokovic también exhibe escasa pasión por el torneo, al que el alemán Alexander Zverev, tercero del ranking mundial, ya adelantó que no irá. Con Nadal confirmado, la presencia de Del Potro es vital para Piqué. Si la Davis se reformó porque las estrellas le daban la espalda, ¿qué se podría decir de una nueva versión en la que los mejores sigan brillando por su ausencia?

Gerard Pique es la cara visible de la nueva Copa Davis
Gerard Pique es la cara visible de la nueva Copa Davis

Así, el defensa central del Barcelona viene desplegando desde hace meses una sutil diplomacia para que lo ayuden a que Del Potro desembarque del 18 al 24 de noviembre en Madrid, donde Argentina disputará el Grupo C con Chile y Alemania.

"Con Piqué hablamos seguido", admite Calleri. "Él sabe que en Madrid hay muchos argentinos. Ellos también tienen la esperanza de que Juan Martín juegue. Y yo siempre tengo la esperanza de que quiera jugar".

¿Y quién es el nexo con Del Potro? Tan tandilense como él, Mariano Zabaleta podría a priori serlo, pero el vicepresidente de la AAT tuvo años atrás un encontronazo con el número uno del tenis argentino, y las heridas nunca terminaron de cerrarse. ¿Gaudio, quizás? "Creo que a esta altura (Del Potro) debe saber que soy el capitán", bromeó el ex tenista, que se cruzará con el jugador el mes que viene en Miami. ¿Va a hablarle del tema? No, dice. Y da a entender que el asunto debe ser tratado con cuidado extremo.

Mariano Zabaleta, vicepresidente de la AAT
Mariano Zabaleta, vicepresidente de la AAT

"Si a él le interesa hablar algo, preguntar por el nuevo formato, estoy ahí. Pero es muy prematuro, más aún con Juan Martín, que en esto de la Davis tiene sus espacios…". Y enarca las cejas Gaudio, que en su momento se molestó mucho con la elección de Daniel Orsanic, de muy buen vínculo con Del Potro, para la capitanía. Ahora tiene la oportunidad de demostrar todo lo que sabe, tras la decisión de que ya no lo acompañen Guillermo Cañas y Guillermo Coria, como sucedió en la serie del año pasado ante Colombia en San Juan.

Calleri explica la lógica de haber puesto todo el poder en manos del campeón de Roland Garros 2004: "En su momento se lo planteamos a los chicos. Tanto Guillermo (Coria) como Willy (Cañas) se pusieron a disposición, conscientes de la situación económica de la AAT. No cobraron un peso, la plata fue al área de desarrollo. A Gastón le gustó a experiencia de capitán, Willy vive en Miami y Guillermo tiene mucho trabajo en el año con los más chiquitos, eso le gusta mucho".

En diálogo con Infobae, Coria coincide con el grueso de lo que dice Calleri, aunque admite que le hubiera gustado sentarse en la silla en Madrid: "Si me decían que era yo, encantado. Al haber sido el capitán en San Juan, Gastón tenía la prioridad. La idea es seguir el proyecto y que el próximo capitán seamos Willy o yo. Estoy firme para ayudar donde me necesiten".

Coria, Cañas y Gaudio fueron los capitanes del año pasado (Foto: @AATenis)
Coria, Cañas y Gaudio fueron los capitanes del año pasado (Foto: @AATenis)

Y aunque es cierto que el capitán de la Davis hace bastante más que "alcanzar la toalla", como ironizó Guillermo Vilas en los años '70, la clave para llegar lejos pasa por la presencia de los mejores jugadores. Otra vez: por Del Potro, que vuelve hoy en Delray Beach al circuito tras cuatro meses de ausencia, lesión de por medio.

Calleri cree que él podría ser parte del "operativo seducción": "Yo tengo buena relación con él, no tengo problema. Pero es muy temprano para comenzar a hablar de Copa Davis. Con todos".

¿Y Del Potro, qué dice? Austero al extremo en su contacto con la prensa, carece hoy de voceros autorizados. Lo que vale en su caso es lo que diga él, y poco más. Pero Calleri y Gaudio lo tienen clarísimo: van a intentar convencerlo. "Lo mejor que nos puede pasar es que Juan Martín juegue y del resto no vaya ninguno". La Davis de Madrid bien vale soñar un poco. Y si presidente y capitán reciben un "no", nadie podrá decirles que no lo intentaron. En semanas o meses, Del Potro escuchará una propuesta sustentada en dólares y corazón: "Queremos que vuelvas a la Davis".

Seguí leyendo: