¿Cómo se descubrió el cometa más grande del Sistema Solar que tiene 160 km de diámetro?

El ‘megacometa’ Bernardinelli-Bernstein es el hallazgo astronómico más importante de los últimos años. Tiene un volumen 10 veces mayor a cualquier cometa observado

El cometa Bernardinelli-Bernstein de 160 kilómetros, está 20 veces la distancia de la Tierra al sol, y se dirige hacia nuestro punto azul
El cometa Bernardinelli-Bernstein de 160 kilómetros, está 20 veces la distancia de la Tierra al sol, y se dirige hacia nuestro punto azul

Un nuevo visitante recorre nuestro Sistema Solar: un cometa nunca antes observado de una magnitud jamás vista y que proviene de la Nube de Oort. Este objeto extraterrestre fue designado como cometa el miércoles 23 de junio), solo una semana después de que los astrónomos lo observaron por primera vez como un pequeño punto en movimiento en las imágenes de archivo de la Cámara de Energía Oscura en el Observatorio Interamericano de Cerro Tololo en Chile.

El cometa ahora se conoce como Cometa C / 2014 UN271, o Bernardinelli-Bernstein en honor a sus descubridores, el estudiante graduado de la Universidad de Pensilvania Pedro Bernardinelli y el astrónomo Gary Bernstein. El cuerpo, que podría tener una impresionante anchura de 160 kilómetros, está 20 veces la distancia de la Tierra al sol, y se dirige hacia nuestro punto azul. Alcanzará su punto más cercano al sol en su órbita el 23 de enero de 2031, cuando estará un poco más allá de la órbita de Saturno, o aproximadamente 10,95 veces la distancia entre la Tierra y el sol.

Tendremos prácticamente 20 años para estudiarlo”, dijo Peter Vereš, astrónomo del Centro de Astrofísica de Harvard y Smithsonian y del Minor Planet Center, que identifica y calcula las órbitas de nuevos cometas, planetas menores y otros cuerpos rocosos lejanos. Esa es una oportunidad emocionante, dijo, porque es probable que el cometa sea un objeto casi prístino de la Nube de Oort, un campo de escombros rocosos y helados que probablemente rodee el sistema solar como una capa crujiente.

Alcanzará su punto más cercano al sol en su órbita el 23 de enero de 2031
Alcanzará su punto más cercano al sol en su órbita el 23 de enero de 2031

Objeto en órbita no identificado

El cometa Bernardinelli-Bernstein apareció por primera vez en los archivos de 2014 de Dark Energy Camera. Los expertos astrónomos pronto se dieron cuenta de que el objeto, que no parecía más que un punto, se movía con el tiempo mientras lo rastreaban durante 2015 y hasta 2018. Los astrónomos enviaron la observación al Minor Planet Center, que al principio clasificó el objeto como un asteroide o un planeta menor, ya que su superficie parecía ser químicamente inerte. Sin embargo, el informe del nuevo objeto hizo que los astrónomos aficionados apuntaran sus telescopios hacia el cielo, y algunos pronto notaron un “coma” o neblina de vapores y polvo que emanaban del objeto.

“Los cometas están activos porque el calor del sol y el viento solar hacen que se libere gas de la superficie. Es probable que la superficie se haya vuelto más activa en los últimos años a medida que el cometa se acercó más al sol”, dijo Vereš, lo que hizo que la actividad fuera más fácil de detectar.

Un largo viaje

Este mega cometa tarda aproximadamente 5,5 millones de años en completar su órbita, que es vertical al plano de los planetas, calcularon los investigadores del Minor Planet Center. En su punto más lejano, está aproximadamente a un año luz del sol. Según su órbita, es probable que el cometa sea un emisario de una región lejana y helada más allá de los bordes exteriores del sistema solar conocida como la Nube de Oort. Objetos como el cometa Bernardinelli-Bernstein probablemente formaron parte del sistema solar, dijo Vereš, pero fueron expulsados por interacciones gravitacionales con planetas grandes como Saturno y Neptuno.

Los expertos astrónomos pronto se dieron cuenta de que el objeto, que no parecía más que un punto, se movía con el tiempo mientras lo rastreaban durante 2015 y hasta 2018
Los expertos astrónomos pronto se dieron cuenta de que el objeto, que no parecía más que un punto, se movía con el tiempo mientras lo rastreaban durante 2015 y hasta 2018

Aunque la historia del cometa no es segura, este nuevo viaje puede ser su primera incursión en el sistema solar desde su destierro inicial. Eso es emocionante, porque los cometas de corta periodicidad que circulan dentro del sistema solar se alteran significativamente de su forma original, se hornean y disminuyen por muchas rotaciones alrededor del sol”, aseguró Vereš. Los cometas de periodicidad larga como Bernardinelli-Bernstein que permanecen en las partes externas del sistema solar no cambian tanto, lo que significa que son una cápsula del tiempo de condiciones en su formación en los primeros días del sistema solar.

“Estamos recibiendo más y más observaciones básicamente todos los días”, dijo Vereš. A simple vista, el cometa todavía se ve como un punto borroso y probablemente nunca será visualmente impresionante, dijo; pero los instrumentos sensibles en telescopios grandes pronto podrán detectar variaciones en la luz proveniente del cometa que pueden revelar las moléculas que salen de su superficie. Estos datos podrían revelar de qué está hecho el cometa.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR