Qué es el Fonden: el fideicomiso para atender desastres naturales que pretende desaparecer López Obrador

Este martes, los diputados decidirán si desaparecen 109 fideicomisos y fondos con la finalidad de obtener estos recursos

Foto: EFE
Foto: EFE

Como si fuera una ironía del destino, el mismo día que en la Cámara de Diputados se discute la posibilidad de desaparecer 109 fideicomisos y fondos -entre ellos el Fondo de Desastres Naturales, Fonden- el huracán “Delta” categoría 4, tiene en alerta máxima a Quintana Roo y a la Península de Yucatán, el cual se espera, toque tierra la madrugada de este miércoles.

Ante la instrucción del presidente Andrés Manuel López Obrador, de desaparecer estos fideicomisos con la finalidad de “hacerse de recursos para afrontar la pandemia del COVID-19”, los legisladores de Morena y sus aliados se alistan para aprobar la orden del Jefe del Ejecutivo.

Pero la posible desaparición del Fonden, es uno de los casos que más alarma ha desatado, ya que es el instrumento con el que el gobierno federal auxilia a la población que haya sido afectada por un fenómeno natural, como el que hoy amenaza a las costas de la Península de Yucatán.

¿Qué es el Fonden?

Imagen de archivo (FOTO: ARMANDO MONROY /CUARTOSCURO)
Imagen de archivo (FOTO: ARMANDO MONROY /CUARTOSCURO)

Se trata de un instrumento financiero, dentro del Sistema Nacional de Protección Civil, de donde salen los recursos para enfrentar emergencias que, al ser consecuencia de los efectos de la naturaleza, no se pueden presupuestar.

El dinero -que es de todos los mexicanos-, sirve para tener recursos inmediatos para la reparación de infraestructura y de los bienes de las personas que hayan resultado afectadas. Los recursos los maneja el gobierno federal a través de la Secretaría de Hacienda y de Gobernación.

El Fonden fue originalmente creado como un programa dentro del Ramo 23 del Presupuesto de Egresos de la Federación de 1996, y se hizo operacional en 1999 cuando se emitieron sus primeras Reglas de Operación. Se divide en prevención, respuesta y reconstrucción.

Su objetivo es “atender los efectos de Desastres Naturales, imprevisibles, cuya magnitud supere la capacidad financiera de respuesta de la dependencias y entidades paraestatales, así como de las entidades federativas”.

Para acceder a los estos recursos, cada estado tiene la responsabilidad de emitir una declaratoria de desastre en menos de 72 horas después del suceso y el gobierno federal es el encargado de entregar los recursos, en especie o en efectivo y depende de la gravedad en la que se encuentre la población y la infraestructura afectada, la cual se determina a través de un censo de daños de un comité de evaluación técnica.

Imagen de archivo (EFE)
Imagen de archivo (EFE)

Aunque México es un país altamente vulnerable a los efectos de la naturaleza como sismos o huracanes, el Fondo de Desastres Naturales ha recibido menos dinero. Tan solo este año, se le otorgaron 3,353 millones de pesos, lo que significa 11.2% menos frente a lo aprobado en 2019 y el presupuesto más bajo desde 2010, cuando se aprobaron 219 millones.

La Ciudad de México, sumamente sensible a los efectos de sismos e inundaciones a causa de las lluvias, cuenta además con el Fondo de Atención a los Desastres Naturales (Fonaden), fue creado en octubre de 2015.

El argumento de los legisladores de Morena para desaparecer los fondos y fideicomisos -cuya propuesta original fue de la diputada Dolores Padierna, esposa de René Bejarano- fue que los estos recursos eran necesarios para hacer frente a la emergencia sanitaria ocasionada por el COVID-19, argumentando que la mayoría de los fideicomisos carecían de la suficiente transparencia y rendición de cuentas en su operación.

Sin embargo, en la Evaluación de Procesos del Fonden de este año, el Colegio de México alertó que este fideicomiso es el único instrumento financiero o programa que tiene el Estado mexicano para atender a la población afectada por un desastre natural perturbador.

Destacó que el principal reto a corregir del Fonden es que en él intervienen varias instancias federales y estatales, y por tanto se debe mejorar la coordinación entre instituciones y órdenes de gobierno, además de que se debe corregir que la normatividad no hay una fecha establecida y vinculante para la liberación y entrega de recursos financieros para las labores de reconstrucción, por lo que esta labor suele tomar mucho tiempo.

05/10/2020 El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador
POLITICA CENTROAMÉRICA MÉXICO
PRESIDENCIA DE MÉXICO
05/10/2020 El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador POLITICA CENTROAMÉRICA MÉXICO PRESIDENCIA DE MÉXICO

Este martes, el presidente Andrés Manuel López Obrador pidió comprensión a los beneficiarios de los fideicomisos y fondos que se busca eliminar, ya que, dijo, se tendrá un mejor control de sus recursos, se seguirán entregando los apoyos pero sin aviadores.

Durante su conferencia de prensa en Palacio Nacional, aseguró que los beneficiarios ya no tendrían que esperar para recibir los recursos, al tiempo que insistió, se está cumpliendo con uno de los compromisos que anunció el día de su toma de posesión como presidente.

“Vamos a poner orden, son más de 100 fideicomisos creados por ley, pero hay otro tanto igual, no creados por ley sino con un acuerdo del Ejecutivo, se habla de 200 fideicomisos. ¿Qué hará Hacienda?, recoger todos esos recursos y entregarlos, nadie se va a quedar sin apoyo, si de esos fideicomisos dependen los deportistas de alto rendimiento no tiene ninguna preocupación porque va a seguir”, dijo.

MÁS DE ESTE TEMA:

Morena insistirá en la desaparición de 109 fideicomisos en la Cámara de Diputados: Mario Delgado

“Eran fondos sin control”: López Obrador garantizó apoyos para beneficiarios de fideicomisos que desaparecerán, pero se hará una revisión

Investigadores aseguran que desaparición de fideicomisos será un golpe a la ciencia

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos