Este lunes, en conferencia de prensa, la Fiscalía de Puebla informó que ya hay tres personas detenidas en relación con el asesinato de los tres estudiantes de medicina en Puebla, dos colombianos y uno de originario de Veracruz, además del chofer de Uber que los trasladaba.

Asimismo detallaron que se recuperó el automóvil de la plataforma UBER robado y el decomiso de otro vehículo que habrían empleado los presuntos asesinos, es el resultado de las primeras investigaciones llevadas a cabo por la Fiscalía General del Estado

El encargado de despacho de la dependencia, Gilberto Higuera Bernal, confirmó que dos de las víctimas son originarias de Colombia, una del estado de Veracruz y aunque no informaron el móvil del asesinato, sí confirmaron que existían pruebas suficientes para vincularlos al crimen.

La Fiscalía de Puebla, la Universidad Popular Autónoma de Puebla y la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla confirmaron que tres de los cuerpos hallados en Huejotzingo eran estudiantes de la facultad de Medicina, dos de ellos producto de un programa de intercambio con Colombia y uno más originario de Veracruz, quienes realizaban su servicio social en el Hospital General de Cholula. En marzo regresarían a Colombia al acabar su servicio social.

Los detenidos también acudieron al Carnaval de Huejotzingo

Los jóvenes fueron identificados como José Antonio Parada Cerpa de 22 años y Ximena Quijano de 25 años, ambos originarios de Colombia; además de otro joven estudiante originario de Veracruz, Francisco Javier Tirado y el chofer de la unidad Uber, José Manuel Vital de 28 años, que radicaba en Puebla.

Higuera Bernal agregó que los universitarios contrataron al taxi de la plataforma Uber luego de haber acudido este fin de semana al carnaval de Huejotzingo.

Durante la conferencia de prensa, Higuera Bernal agregó que a las 22:15 horas del domingo, las víctimas solicitaron el servicio de transporte Uber, por lo que les fue proporcionado un vehículo de la marca GM tipo Beat, de color gris plata, modelo 2020 y placas del Estado de Puebla, el cual era conducido por Josué Manuel Vital de 28 años, con domicilio en San Lorenzo Almecatla, junta auxiliar del municipio de Cuautlancingo.

Posteriormente, en la Fiscalía recibieron la notificación de los cuerpos el lunes a las 10 horas. Asimismo detallaron que las indagatorias los llevaron con el paradero de tres personas que estarían relacionados con el crimen, además confirmaron que los detenidos también acudieron al Carnaval de Huejotzingo.

Video: @RubiDelRazo/Twitter.

En un video que circuló en redes sociales mostró a los jóvenes cuando suben a bordo del Uber para ir al centro de Puebla, sin embargo sus cuerpos fueron hallados Santa Ana Xalmimilulco.

Higuera Bernal estuvo acompañado del secretario de Gobernación, David Méndez; ambos expresaron sus condolencias a las familias de las víctimas y se comprometieron a esclarecer el múltiple homicidio.

“Malditos sean por quitarle los sueños a mi mejor amigo”

El asesinato de los jóvenes causó indignación, por lo que varios estudiantes de medicina se manifestaron en las instalaciones del gobierno local para exigir justicia y un alto a los altos índices de asaltos, asesinatos y feminicidios en Puebla.

En redes sociales también los amigos de los estudiantes se manifestaron, una de ellas, Ivonne, amiga de Francisco Javier Tirado, le dedicó un emotivo mensaje donde le agradeció su amistad y condenó su asesinato.

El gobernador de Puebla, el morenista Miguel Barbosa, también se refirió a los hechos y aseguró que no quedarán impunes.

Con un pase de lista por los jóvenes estudiantes de la BUA y UPAEP inició la manifestación de cientos de jóvenes que salieron desde el Paseo Bravo rumbo a Casa Aguayo.

Conductores de Uber también realizaron una manifestación en boulevar 5 de Mayo por la muerte de Josué, el conductor asesinado junto con tres estudiantes de medicina.

Video: Gobierno de Puebla.

Ambas universidades a las que asistían los jóvenes de no más de 25 años sentenciaron los acontecimientos. Por su parte la BUAP escribió:

“Francisco Javier fue una de las víctimas de la inseguridad que prevalece en el estado (...) Exigimos a las autoridades competentes el esclarecimiento de tan lamentables hechos y que se aplique todo el peso de la ley a quien resulte responsable”, exigieron.

Por su parte, la UPAEP también emitió un comunicado en el que lamentó la muerte de los colombianos y expresó la contundente:

“Indignación y preocupación por la escalada de inseguridad y violencia que vive nuestro estado y nuestro país, que condena a las familias a vivir en una constante zozobra e incertidumbre”, señalaron.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: