En México falta control sobre riesgos de ciertas sustancias contaminantesFOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA /CUARTOSCURO.COM
En México falta control sobre riesgos de ciertas sustancias contaminantesFOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA /CUARTOSCURO.COM

El 21 de abril de 1995, Carlos Gutiérrez se declaró culpable de un cargo de asesinato en primer grado. Tras una audiencia de sentencia, un panel de tres jueces encontró agravantes: tortura y depravación mental, pero también un atenuante: no tenía antecedentes penales.  Las agravantes superaban a los atenuantes y  Guitérrez fue condenado a muerte.

Gutiérrez asesinó a su pequeña hijastra de 3 años, Mailin. El 15 de junio de 1994 el hombre llegó a su casa después de un día de trabajo para darse una ducha, cada vez que Gutiérrez atrapaba a Mailin chupándole el pulgar la azotaba, la pateaba,la bañaba con agua helada o muy caliente, la obligaba a comer picante y su vómito, todo esto durante un año, pero ese día la mató a golpes.

Gutiérrez y Tara (su madre)  envolvieron el cuerpo de Mailin en una manta, condujeron a un lugar cerca de Fillmore, California, y arrojaron el cuerpo a un barranco, regresaron a Reno y luego denunciaron que alguien había secuestrado a Mailin.

El panel encontró específicamente que el asesinato no fue cometido mientras Gutiérrez estaba bajo la influencia de trastornos mentales o emocionales extremos.

Andrés Lugo sostiene que hay una relación entre crímenes violentos y exposición a neurotoxinas. (Foto: Juan Manrique/ Infobae México)
Andrés Lugo sostiene que hay una relación entre crímenes violentos y exposición a neurotoxinas. (Foto: Juan Manrique/ Infobae México)

Gutiérrez se encaminaba directamente a la pena de muerte cuando intervinieron abogados y médicos,  entre los que se encontraba Andrés Lugo, un toxicólogo que con base en el caso de Gutiérrez  y de otros 50 mexicanos condenados a muerte en los Estados Unidos, determinó que hay un factor común en estos casos de conductas antisociales. 

"Todas habían sufrido algún tipo exposición de neurotoxinas en México desde el vientre materno o durante alguna etapa de su infancia", dijo en exclusiva para Infobae México, el especialista.

El toxicólogo salvó la vida de estos 50 condenados a muerte en Estados Unidos.

El médico Andrés Lugo, con maestría en Toxicología Medica y Salud Pública por la Universidad de Texas, denunció que en México hay un ambiente altamente contaminado debido al desconocimiento de la protección contra riesgos sanitarios y el pobre control de industrias contaminantes.

"Hay una coincidencia en todos estos casos, hay una exposición  a sustancias neurotóxicas bajo unas condiciones de pobreza, insalubridad, carencia de recursos, mala nutrición y viviendas deficientes", aseguró el toxicólogo.

En México hay una regulación deficiente de sustancias, sostiene Lugo. (Foto: Cuartoscuro)
En México hay una regulación deficiente de sustancias, sostiene Lugo. (Foto: Cuartoscuro)

De acuerdo al lugar de nacimiento de los condenados, Lugo identificó 45 regiones de México como zonas en donde la población está expuesta a químicos dañinos como el glifosato.

El glifosato es la sustancia activa de la mayoría de los herbicidas usados en la agricultura y la jardinería. La Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) de la Organización Mundial de la Salud (OMS)  clasificó a esta sustancia como "probablemente carcinogénico para los seres humanos".

Estas zonas se encuentran principalmente, en estados de alta agricultura e industria como Sinaloa, San Luis Potosí, Sonora, Chihuahua, Michoacán, Nuevo León y Veracruz, aunque hay  en casi todos los estados.

"Las neurotoxinas causan daños a los lóbulos frontales, núcleos ejecutivos de comandos, provocan mutaciones en el DNA en áreas de desarrollo cognitivo que permiten socializar e interactuar", especificó.

"El daño es mayor si ocurre en la infancia pero se manifiesta años después cuando es adulta, y se vuelve impulsiva y altamente violenta".

Al conocer  las condiciones de vivienda y  el desarrollo de todas esas personas, y conocer la existencia de este tipo de sustancias neurotóxicas,  el toxicólogo empezó a estudiar con más detalle los daños  que producen en el cerebro humano.

Las sustancias se pueden encontrar en cultivos en México. (Foto: Cuartoscuro)
Las sustancias se pueden encontrar en cultivos en México. (Foto: Cuartoscuro)

"Las sustancias tóxicas que se usan en la agricultura, la minería, metalurgia y la industria química, llegan a áreas del cerebro y afectan su funcionamiento", aseguró Lugo.

Explicó que esas sustancias neurotóxicas afectaron la conducta de estas personas y se utilizan ampliamente en toda la agricultura,  dependiendo del tipo de cosecha, pero además de los agroquímicos, las sustancias como metales pesados y compuestos orgánicos volátiles, han sido absorbidos por las poblaciones en grandes cantidades.

"Muchos compuestos químicos llegan a áreas del cerebro  y se forman mutaciones, este efecto se desarrolla principalmente en épocas tempranas del desarrollo el niño o cuando  la mujer está embarazada.  El niño que crece en un sitio con contaminación,  empieza a sufrir mutaciones que después de quince o veinte o treinta años se manifiestan con conductas aberrantes y criminales", expuso el toxicólogo.

"Se tiene que investigar primero la fuente o fuentes de contaminantes ambientales, la exposición,  puntos o lugares donde se expone la gente y a la población que es vulnerable."

"En este caso es una persona que nació y creció en una área del estado de León, Guanajuato,  en donde existe una gran industria de producción de zapatos,  de la talabartería. Había una planta productora de químicos , "Química México",  una planta muy grande que producían productos altamente contaminantes,  la planta está cerrada actualmente pero durante muchos años todos los productos químicos fueron vertidos en los mantos acuíferos", dijo el médico.

"Y además durante la infancia,  estas personas,  por ejemplo en este caso,  trabajo en talleres donde él estaba expuesto a pegamentos a cementos a productos altamente neurotóxicos".

Agricultores y campesinos, pueden estar expuestos a químicos dañinos. (Foto: Cuartoscuro)
Agricultores y campesinos, pueden estar expuestos a químicos dañinos. (Foto: Cuartoscuro)

"Fue afectando tal manera que le causó el daño neurológico que se manifestó después en su conducta. Ese tipo de lesiones que ocurren en épocas tempranas del desarrollo se pueden prevenir,  cuando se interviene de manera inmediata se diagnostica donde hay contaminación,  donde hay productos extremadamente tóxicos, y  se hacen programas de evaluación temprana de niños y adolescentes para detectar conductas que empiezan a ser un problema".

"Yo creo que hay una alta coincidencia entre los altos índices de violencia y altos índices de agresividad. Hay una relación,  hemos demostrado en 50 casos, en 70 en total,  y se ha visto que hay una correlación de exposición a neurotoxinas y problemas de conducta, problemas de agresividad e impulsividad".

Monsanto el año pasado  fue multado con sanciones millonarias para compensar  los daños a personas que han padecido o  que están padeciendo de linfomas,  que está asociado con el glifosato.

"El problema en México ahorita es que hay distribuidoras de agroquímicos que venden productos con glifosato, además de que se venden todavía gran cantidad de productos que ya no deberían estar en el mercado", concluyó Andrés Lugo.