José Antonio Yepez Ortíz, alias el “Marro” es señalado como líder del Cártel de Santa Rosa de Lima que opera en Guanajuato (Foto: Especial)
José Antonio Yepez Ortíz, alias el “Marro” es señalado como líder del Cártel de Santa Rosa de Lima que opera en Guanajuato (Foto: Especial)

El jueves apareció una manta colgada de un puente vehicular en Guanajuato con un mensaje dirigido al presidente de México.

"Andrés Manuel López Obrador te exijo que saques a la Marina, Sedena (Secretaría de la Defensa Nacional) y fuerzas federales del estado, si no te voy a empezar a matar gente inocente para que veas que esto no es un juego y que en Guanajuato no los necesitamos", decía el mensaje que apareció en las inmediaciones de la refinería de Petróleos Mexicanos (Pemex) en Salamanca.

"Es una manta dirigida a quien está realizando esta lucha contra el huachicol", confirmó Jesús Ramírez Cuevas, vocero del presidente, quien dijo que también fue encontrado un vehículo en las cercanías de la refinería que contenía un aparente dispositivo explosivo que resultó ser una "falsa alarma", de acuerdo con López Obrador.

El mensaje dirigido al presidente (Foto: @DCCDMX)
El mensaje dirigido al presidente (Foto: @DCCDMX)

El presidente inició su estrategia para atacar el delito de "huachicol" el pasado 21 de diciembre. Ese día anunció que iba desplegar a fuerzas militares para la vigilancia de ductos "ordeñados" por la delincuencia, sobre todo en los estados de Guanajuato, Hidalgo, Estado de México y Tamaulipas.

La historia del "Marro"

De acuerdo con las autoridades, la amenaza contra el mandatario escrita en la manta fue firmada por "El Señor Marro", líder del Cártel de Santa Rosa de Lima, una de las organizaciones dedicadas al robo de hidrocarburos que operan para dos de los más grandes cárteles de la droga: El Cártel de Sinaloa y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

Ese mensaje apreció un par de días después que la Marina y el Ejército aseguraron un predio en la comunidad de San Salvador Torrecillas, en el municipio de Villagrán, donde confiscaron unos 40 vehículos que eran usados por el Cártel de Santa Rosa para la distribución de combustible robado, de acuerdo con Zeta Tijuana.

Según informes de inteligencia, "El Marro" fue detenido hace 10 años por los delitos de robo y delincuencia organizada, pero consiguió su libertad gracias al pago de una fianza. Supuestamente fue integrante del CJNG.

Imágenes del Cártel de Santa Rosa de Lima (Foto: Archivo)
Imágenes del Cártel de Santa Rosa de Lima (Foto: Archivo)

Su nombre completo es Antonio Yépez Ortiz y de acuerdo con autoridades federales en 2014 trabajaba para un líder "huachicolero" identificado como David Rogel Figueroa, alias "El Güero". Sin embargo, con el paso de los años "El Marro" fue subiendo de rango y se cree que en 2017 se convirtió en el líder de la organización y actualmente, junto con sus hermanos, se encarga de coordinar una red criminal dedicada, principalmente, al robo de combustible.

Cada uno de sus familiares tiene una función específica: uno se encarga de conseguir información y corromper a las autoridades, mientras que otro funge como operador financiero. Según reportes de inteligencia, la hermana del "Marro", identificada como Karem Lizbeth Yépez Ortiz, es la operadora en Celaya.

La banda del "Marro" controla los territorios de Celaya y Villagrán, pero también tiene presencia en Cortázar, Salamanca, Santa Cruz de Juventino de Rosas, Irapuato y el Valle de Santiago.

Un documento interno de Pemex y de la Policía Federal (PF) sobre el Mercado ilícito de combustibles detalló que Yépez Ortiz tiene siete domicilios en la región.

“El Marro” es el líder del Cártel de Santa Rosa (Foto: Especial)
“El Marro” es el líder del Cártel de Santa Rosa (Foto: Especial)

Amenazas entre cárteles

El martes 29 de enero el Cártel de Santa Rosa fue acusado de provocar bloqueos en la carretera libre Celaya-Salamanca para evitar que el Ejército y la Marina realizaran un operativo contra el "huachicol".

En octubre del 2017 se difundió un video donde la organzación del "Marro" amenaza al Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG). "Cuando quieran los vamos a quitar de nuestro estado", dice una voz que se encuentra entre un grupo de hombres encapuchados armados con fusiles de grueso calibre.

La guerra entre ambas organizaciones ha desatado un ambiente de caos en Guanajuato, en donde la tasa de homicidios se triplicó en menos de un año, pasando de mil 423 asesinatos en 2017, a 3 mil 290 en 2018, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

La zona de operación del "Marro" se encuentra entre Salamanca y Celaya, a poco kilómetros de la XII Zona militar. A pesar de ello, se estima que su organización roba al mes un millón y medio de litros de combustible.