Lori Loughlin y su esposo Mossimo Giannulli entrando a una corte de Boston, Massachusetts, Fue acusada de conspirar para sobornar a empleados de la Universidad de California del Sur para asegurarse la admisión de sus dos hijas. REUTERS/Josh Reynolds
Lori Loughlin y su esposo Mossimo Giannulli entrando a una corte de Boston, Massachusetts, Fue acusada de conspirar para sobornar a empleados de la Universidad de California del Sur para asegurarse la admisión de sus dos hijas. REUTERS/Josh Reynolds

La actriz de la serie Full House Lori Loughlin y, su esposo, el diseñador de modas Mossimo Giannulli, y otros nueve padres adinerados fueron acusados el martes de nuevos cargos federal mientras los fiscales los presionan a admitir su culpa en un escándalo de sobornos a universidades para que acepten a sus hijos.

Los padres fueron acusados de asociación ilícita para cometer soborno dentro de un programa federal. El cargo acusa a los padres de sobornar a funcionarios en una organización que recibe al menos 10.000 dólares en fondos federales.

Están acusados de pagar para que sus hijos sean admitidos a la Universidad del Sur de California. Los 11 padres se declararon antes inocentes de otros cargos en el caso.

Se encuentran entre las 52 personas acusadas de participar en un amplio esquema de sobornos y otras formas de fraude para garantizar el ingreso de sus hijos a universidades prestigiosas.

Es la segunda vez que los fiscales formulan nuevos cargos. En abril, agregaron lavado de dinero a las acusaciones iniciales de fraude y asociación ilícita.

El fiscal federal Andrew Lelling en Boston dijo que los nuevos cargos derivan de una investigación en curso. Los cargos impulsarían su meta de achacarles a los acusados la “total responsabilidad por corromper el proceso de admisiones universitarias a través de trampas, sobornos y fraude”, dijo en un comunicado.

Lori Loughlin y Mossimo Giannulli se declararon inocentes REUTERS/Brian Snyder/File Photo
Lori Loughlin y Mossimo Giannulli se declararon inocentes REUTERS/Brian Snyder/File Photo

Los abogados de Loughlin y Giannulli no respondieron de inmediato ante las nuevas acusaciones. La pareja está acusada de pagar 500.000 dólares para que sus dos hijas fueran admitidas a USC como miembros del equipo de remo, aun cuando ninguna practica ese deporte. Loughlin y Giannulli se han declarado inocentes.

William “Rick” Singer se declaró culpable en marzo de los cargos de haber facilitado el engaño en los exámenes de ingreso a la universidad y de haber ayudado a sobornar a los entrenadores deportivos en las instituciones para presentar a los hijos de sus clientes como falsos atletas.

Felicity Huffman se declaró culpable en mayo y fue sentenciada a 14 días de prisión.

Esta semana se dieron a conocer imágenes de ella en una prisión de California. Recibió la visita de su esposo, el actor William H. Macy, y su hija menor, Georgia Grace Macy.

Las fotos de la actriz Felicity Huffman en prisión (Grosby Group)
Las fotos de la actriz Felicity Huffman en prisión (Grosby Group)

La intérprete no pudo aguantar las lágrimas en mayo pasado mientras se disculpaba por haber pagado USD 15.000 a una organización benéfica falsa para que alterara los resultados del examen de admisión a la universidad de su hija Sophia.

Lo siento profundamente por los estudiantes, los padres y las universidades que han resultado impactadas por mis acciones. Me disculpo con mis hijas Sophia y Georgia, y con mi marido Will (el actor William H. Macy). Los he traicionado”, afirmó.

La red de sobornos atrajo un total de USD 25.000.000 y fue considerada la mayor estafa de admisión universitaria descubierta en la historia de Estados Unidos.

Con información de AP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: