La cantante de música regional mexicana enfrenta una dura batalla (Foto: Instagram)
La cantante de música regional mexicana enfrenta una dura batalla (Foto: Instagram)

La cantante mexicana Diana Reyes está por cumplir 20 años de trayectoria, pero a la par de su éxito ha tenido que enfrentar una dura batalla contra un severo caso de miopía que, según los médicos, la hará perder la vista si la ciencia no encuentra un remedio.

"La Reina del Pasito Duranguense", que también ha incursionado en música de banda y ha sobresalido en el mercado latino en Estados Unidos, habló con la prensa mexicana sobre la enfermedad que heredó de su mamá.

Tengo un problema de la vista desde que nací, un problema que también lamentablemente tiene mi mamá. Es un problema progresivo que aunque me opere, sigue caminando.

La cantante intentó detener el problema, pero confesó que la cuenta regresiva a la ceguera persiste.

Y es que explicó que se hizo una operación láser, cuyo efecto de 10 años ya concluyó. También tuvo un transplante córnea en el ojo izquierdo, pero después de esa intervención quirúrgica decidió no someterse a ninguna otra operación.

"Ahora estoy con unos lentes híbridos que me hacen en EEUU y así he podido salir adelante. Es un problema que sigue creciendo y que probablemente en el futuro pierda la vista", confesó ante los medios.

Ante la pregunta de si está lista para el momento en que no pueda ver más, estableció:

Es algo que uno no espera, pero estoy consciente de la situación. No es que esté preparada como tal porque todavía no lo he sentido

Explicó que su vida cotidiana se ha afectado: "Ahorita me quito el lente derecho y no veo nada; para bajar los escalones se me complica mucho y no veo nada, en la noche me ando tropezando con todo".

Diana Reyes ha visitado médicos en México y Estados Unidos, pero en ambos casos le han dicho el mismo diagnóstico: hasta el momento no hay solución.

"Tuve una segunda opinión que por el momento no hay un tratamiento ni una solución. Mi esperanza es que la ciencia va avanzando, mi fe es que a lo mejor el día de mañana salga algo que puede remediarlo", aseguró sin mostrarse débil, sino confiada de que nunca perderá la vista.

En su cuenta de Facebook ha escrito: "Cuando me deprimo siempre pienso: 'En la vida siempre hay alguien que la está pasando peor que yo'. Pienso en ellos y hago una oración para que sus vidas cambien y que Dios los bendiga con salud".