La convención republicana retiró a una oradora que tuiteó sobre una teoría conspirativa antisemita

Mary Ann Mendoza iba a hablar sobre su hijo Brandon, un oficial de policía asesinado en 2014, pero compartió información de odio y de creencias paranoicas impulsadas por el movimiento de QAnon

Eric Trump, the son of U.S. President Donald Trump, pre-records a speech for the Republican National Convention telecast in the nearly-empty Mellon Auditorium in Washington, U.S. August 25, 2020. REUTERS/Jonathan Ernst
Eric Trump, the son of U.S. President Donald Trump, pre-records a speech for the Republican National Convention telecast in the nearly-empty Mellon Auditorium in Washington, U.S. August 25, 2020. REUTERS/Jonathan Ernst

Una partidaria del presidente estadounidense Donald Trump que iba ser oradora el martes en la Convención Nacional Republicana fue retirada del programa a último momento después de que trasmitiera una conspiración judía para controlar el mundo, informaron medios estadounidenses.

Mary Ann Mendoza iba a hablar sobre su hijo Brandon, un oficial de policía asesinado en 2014 por un conductor ebrio que se encontraba ilegalmente en Estados Unidos.

Pero su intervención fue cancelada luego de que compartiera el martes en Twitter creencias paranoicas y antisemitas impulsadas por el movimiento de teoría conspirativa QAnon.

En el relato compartido, los Rothschild, una famosa familia de banqueros judíos de Alemania, crearon un complot para aterrorizar a los “goyim” no judíos, con supuestos detalles de su esquema que incluían planes para “hacer que los goyim se destruyan entre sí” y “robar a los goyim de sus propiedades territoriales “.

Basándose en siglos de difamaciones antisemitas, el hilo afirmaba que las fuerzas judías malévolas en la industria bancaria tienen como objetivo esclavizar a los no judíos y promover guerras mundiales. Lleno de referencias a QAnon, el hilo del usuario de Twitter @WarNuse afirmaba que el Titanic se había hundido para proteger a la Reserva Federal, y que cada presidente entre John F. Kennedy y Donald Trump era un “presidente esclavo” de una camarilla global.

Hágase un favor y lea este hilo”, tuiteó Mendoza, miembro de la junta asesora de la campaña de Trump, a sus 41.000 seguidores.

Luego borró su mensaje y se disculpó: “Compartí un hilo largo antes sin leer cada uno de los mensajes que contenía. Me disculpo por no prestar atención al tono de todo el mensaje”. “No refleja de ninguna manera mis sentimientos o mis ideas”, agregó.

Trump dijo la semana pasada que no sabía “mucho” sobre los seguidores del movimiento QAnon. “Entiendo que les agrado mucho, lo que aprecio”, afirmó en rueda de prensa.

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: