Donald Trump (Reuters)
Donald Trump (Reuters)

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, prometió el martes que no reabrirá el gobierno hasta que obtenga 5.000 millones de dólares para financiar el muro fronterizo al que aspira para cortar la inmigración ilegal, al cumplirse el cuarto día del cierre parcial del gobierno federal.

"No puedo decirles cuándo se abrirá el gobierno", dijo el presidente republicano a los reporteros en la Casa Blanca después de su teleconferencia anual de Navidad con las tropas estadounidenses. "Puedo decir que no estará abierto hasta que tengamos un muro, una cerca, como quieran llamarlo", subrayó.

El cierre afecta a varias ramas del gobierno (Reuters)
El cierre afecta a varias ramas del gobierno (Reuters)

En los últimos días, el presidente ha modificado su vocabulario con respecto a su prometida propuesta, abandonando la necesidad de que sea un muro propiamente dicho, y abriendo la puerta a una valla o un conjunto de barras de acero, lo cual podría abaratar los costos. "Es una barrera contra la gente que llega a nuestro país. Es una barrera contra las drogas. Hay un problema que se llama tráfico de personas, no vamos a dejar que eso suceda", afirmó.

La demanda de Trump de una muralla física en la frontera ha sido rechazada por los demócratas y algunos republicanos en el Congreso, llevando al presidente a rechazar un acuerdo presupuestario, llevando a una parálisis parcial del gobierno federal por falta de fondos.

Trump volvió a insistir en que el Congreso debe incluir en el presupuesto 5.000 millones de dólares para el muro; pero los demócratas siguen negándose a ceder y, por el momento, solo están dispuestos a destinar 1.300 millones a seguridad fronteriza, aunque con restricciones que impiden la construcción de la barrera.

Trump revisó los prototipos del muro en la frontera de México y EEUU el 14 de marzo de 2018, aunque no hubo mayores avances desde entonces (AFP)
Trump revisó los prototipos del muro en la frontera de México y EEUU el 14 de marzo de 2018, aunque no hubo mayores avances desde entonces (AFP)

El presidente también adelantó que en enero visitará algunos tramos de la verja fronteriza que separa a EEUU y México y que fueron construidos antes que llegara al poder. En Twitter indicó que había aprobado un contrato para la construcción de un muro de unos 185 kilómetros de extensión en Texas, aunque la Casa Blanca no ha ofrecido ningún detalle sobre el proyecto.

El jefe de la bancada demócrata en el Senado, Chuck Schumer, dijo el fin de semana que Trump "debe, lisa y llanamente, abandonar el muro" para que el gobierno federal vuelva a funcionar con normalidad.

(Con información de AFP y EFE)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: