El Barcelona está en Tokio realizando la pretemporada con la mayoría de los futbolistas del plantel. Entre ellos el joven Carles Aleñá, quien afronta su segundo año como parte permanente de la plantilla. El español de 21 años fue protagonista de unas fuertes declaraciones en la previa al entrenamiento matutino.

El mediocampista habló ante los medios e hizo público su malestar con la directiva después de que le quitaran el dorsal número 21 y se lo dieran al nuevo refuerzo holandés Frenkie de Jong, procedente del Ajax.

"La verdad es que me sentó muy mal que la directiva no me enviara ni tan siquiera un mensaje para consultarme sobre el cambio de dorsal. Son cosas que pasan en este club que a veces no entiendo. No puede ser que le prometieran a De Jong que llevaría el 21 sin haber hablado conmigo antes", disparó Aleñá.

Carles Aleñá (izquierda) y Frenkie De Jong (derecha)
Carles Aleñá (izquierda) y Frenkie De Jong (derecha)

"Me supo mal, porque creo que yo siempre he tenido buenos gestos con el club. Simplemente un mensaje, pero no quiero meterme más en este tema. Ahora ya se ha acabado ahora a por los títulos", sentenció el español que también aclaró que su relación con el holandés es excelente y que le cedió el número encantado.

"Fue una cosa muy rápida. Sabía que le gustaba el 21, así me lo transmitió. Él me lo pidió con toda la humildad y me dijo que la decisión era mía. Lo hablamos con Frenkie y yo acepté de manera supernatural y creo que él hubiera hecho lo mismo por mí", aseguró.

En la presentación ante la prensa, De Jong, que aun no tenía un dorsal asignado, manifestó su deseo por utilizar el 21, el cual ya vestía en el Ajax por un motivo particular: "Me siento cómodo con ese número (…) Traje a toda mi familia a mi presentación en Barcelona, ​​excepto a mi abuelo Hans de Jong, el padre de mi padre. Murió cuando celebraba mi 21 cumpleaños. Inconscientemente también es una forma de homenaje. Era un gran aficionado del fútbol".

La plantilla del Barcelona está en Tokio REUTERS/Albert Gea
La plantilla del Barcelona está en Tokio REUTERS/Albert Gea

Así, el holandés lucirá la número 21 y Carles Aleñá deberá elegir entre las restantes. El español también aseguró que quiere dar "un paso adelante" en su segundo año con el primer equipo, "hacer lo que me pide el entrenador y luchar por la titularidad".

El mediocampista de 21 años es una de las promesas del Barcelona, salió de la cantera y disputó algunos minutos saliendo desde el banco de suplentes. El jugador sabe que tiene mucha competencia en el mediocampo con nombres como Arturo Vidal, Arthur, Sergio Busquets e Ivan Rakitc, entre otros, pero consideró que está listo para competir.

 

MÁS SOBRE ESTE TEMA: