El Besiktas perdió 4 a 1 en su visita al Kasimpasa y cerró el 2018 sexto en la Superliga turca, a 9 puntos del líder Estambul BB, algo impensado para un equipo que pretende pelear el torneo.

Entre las contrataciones de inicio de temporada se destaca el arribo del arquero Loris Karius, proveniente del Liverpool. El alemán fue protagonista por su mala actuación en la caída del equipo inglés ante el Real Madrid en la final de la Champions League, al fallar en dos de los goles del conjunto blanco.

Desde entonces, el portero de 25 años, quedó marcado y no pudo volver a su mejor nivel, hasta llegar al sábado cuando volvió a cometer dos errores graves.

Karius falló en el 2-1 parcial, cuando quiso evitar que un balón se vaya al tiro de esquina y terminó regalándole el balón al delantero rival. Luego, en el segundo tiempo, no pudo contener un tiro sencillo de media distancia que se le escurrió entre las manos.

El alemán está a préstamo en el Besiktas y en octubre, medios turcos informaron que el club podría concluir el préstamo en enero, es decir, antes de tiempo, debido a su mal rendimiento.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: