Rafael Dudamel sabe que necesita arreglar rápido al Deportivo Cali y revela: “Comparto la inconformidad de la hinchada”:

Contra un rival inferior en los papeles, los Azucareros no lograron firmar una ventaja de local y ahora tendrán que buscar el pase a la siguiente fase de Sudamericana de visitantes

El Deportivo Cali, dirigido por Rafael Dudamel no pudo vencer en casa al FBC Melgar por la ida de los octavos de final de la Copa Sudamericana. Foto: cortesía Dimayor
El Deportivo Cali, dirigido por Rafael Dudamel no pudo vencer en casa al FBC Melgar por la ida de los octavos de final de la Copa Sudamericana. Foto: cortesía Dimayor

Comenzaron las fases eliminatorias de los torneos internacionales en Sudamérica y con estas también un nuevo ciclo deportivo para los equipos colombianos como el Deportivo Cali o el Deportes Tolima, los únicos conjuntos del país que siguen vivos, ya sea en Copa Sudamericana o Copa Libertadores. Ayer en la noche el turno fue para el Deportivo Cali, que recibió en su propia casa al F.B.C Melgar, equipo del ahora director técnico de la selección Colombia Néstor Lorenzo, por los octavos de final de la Sudamericana.

El encuentro en el que estaba previsto que los Azucareros ganaran por jerarquía y experiencia, terminó siendo más igualado de lo que esperaban y los oriundos de Arequipa, Perú le plantaron cara a los dirigidos por Rafael Dudamel y cerraron los 90 minutos de juego con el marcador en tablas a ceros (0-0), resultado importantísimo para el partido de vuelta.

En la rueda de prensa pospartido, Dudamel hizo un balance general de lo que demostraron sus jugadores en el juego inaugural del segundo semestre de competencias. Inició afirmando que El Superdepor no logró imponer dominancia en el encuentro porque hasta ahora están retomando un ritmo alto de competencia, mientras que el rival venía jugando constantemente:

Fue nuestro primer partido de la temporada y ellos están finalizando el torneo. Son un equipo con fluidez en su juego y un funcionamiento establecido. Sabíamos lo que íbamos a enfrentar. Destacamos la capacidad del rival y dentro de todo lo que fue el partido, tengo que reconocer el esfuerzo que hicieron los jugadores. Siendo el primero de la temporada, varios mostraron carácter y jerarquía para mantener firme al equipo”.

Le puede interesar: Contrarreloj individual en Copenhague: así se correrá la primera etapa del Tour de Francia

El timonel venezolano afirmó que El Decano necesita trabajar bastante en la construcción de una buena mentalidad defensiva, ya que demostró frustración al momento de no contar con la pelota bajo sus pies y verse bajo ataque. Este mismo aspecto fue el que los condenó el semestre pasado a realizar una de las peores campañas en la historia del Deportivo Cali:

“Para jugar y ganar a estos niveles hay que tener mucho temple, carácter y buen juego. Debemos fortalecernos en esos aspectos. Tenemos un plantel talentoso pero en la adversidad debemos ser más fuertes. Podemos hacerlo. Cuando no tenemos la pelota el equipo se frustra y no disfruta el saber defenderse. Y cuando la tenemos, somos consecuencia de esa emoción que reprochamos y no nos permite tener fluidez para jugar”

Finalmente, afirmó que entiende y comparte la inconformidad de la hinchada al ver a un equipo disperso y sin colectividad:

“Comparto la inconformidad de la hinchada porque quiere vernos hacer un mejor juego colectivo. Estamos trabajando en eso. Hay características de nuestros futbolistas que nos llevan a explotar lo mejor de ellos y hoy eso es la verticalidad; enfrentamos a un muy buen equipo, que nos estudió y con esa adversidad sacamos un 0-0 que deja la llave abierta para la vuelta”

Dudamel no solo necesita mejorar los resultados del conjunto vallecaucano inmediatamente por el bien del equipo, sino también por el propio suyo. Rafael tiene contrato con Deportivo Cali hasta diciembre de este año, pero si no logra alzar vuelo, las directivas le pueden cortar las alas de su contrato en el momento que lo vea indicado y básicamente se quedaría sin trabajo.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR