Alejandra Espinosa, hija de la historiadora Diana Uribe, asesoró la creación de la película ‘Encanto’

“Es un homenaje a la diversidad colombiana. Es una película entrañable. Es muy bonita porque habla de la búsqueda de la identidad”, contó Alejandra Espinosa, sobre la cinta que se estrena este jueves 25 de noviembre

Encanto
Encanto

En su canal de YouTube, la historiadora colombiana Diana Uribe habló, orgullosa, de la labor que hizo su hija, Alejandra Espinosa Uribe, dentro de ‘Encanto’, la primera película animada de Disney inspirada en el país. Tal y como lo reveló ella misma, al lado de su hija, que fue invitada a participar del video para hablar en primera persona de lo que hizo en la cinta, Alejandra estuvo trabajando cuatro años con los creadores del largometraje para hacer de este una representación muy cercana a la realidad. Desde biólogos hasta arquitectos, entre otros profesionales, hicieron parte del equipo que le dio vida al relato de la familia Madrigal.

“Yo trabajé durante cuatro años asesorando la parte cultural de historia e identidad colombiana (...) era una labor muy grande de investigar sobre la época, de dar charlas con los directores, con los animadores, para que entendieran la historia de Colombia, para que entendieran el contexto histórico”, detalló la especialista.

Según lo que relató, aunque ‘Encanto’ no está basada en un momento histórico específico del país, o por lo menos no se aclara, sí era importante entender que la película estaría creada, más o menos, con base en la época que comprende los inicios del Siglo XX. Era relevante, entonces, revisar diferentes aspectos, desde la ropa de los personajes y las casas en las que vivían, hasta la vida en el pueblo y la forma de hablar.

“Eso involucró todo un trabajo de archivo, de ir a ver al Museo Nacional, y a la Biblioteca Nacional, fotos de la época. Todo un trabajo para contextualizar, que se supiera mucho de historia y que, sobre todo, se rescatara la diversidad colombiana y la diversidad de la historia indígena, afro e hispánica que hace nuestras tres raíces”, añadió.

De acuerdo con Alejandra, además de esos factores ya mencionados, era importante tener un buen referente respecto a la ruralidad para entender como eran las fincas por aquellos días y cómo funcionaba la vida en el pueblo, sus costumbres, por ejemplo. Recordó que tuvo la oportunidad de conocer a los creadores de la cinta que, así como le contó Carlos Vives a Infobae, hicieron un largo viaje por el país para identificar cosas llamativas e importantes que nutrieran la narrativa de los Madrigal.

Vivir en Barichara, en Santander, le dio una gran ventaja a Alejandra, pues, tras varios años de residir allá, pudo relatar, con detalles, como es la vida en una zona pequeña del país, a los directores de ‘Encanto’. “Para rescatar esa gran memoria cultural del país que es la ruralidad, porque la historia del país ha sucedido en los pueblos”, explicó.

Así como fueron importantes estos aspectos, Alejandra trabajo de la mano de los animadores que, detalle a detalle, ilustraron los gestos de los personajes de la cinta. Hablar mucho con las manos, por ejemplo, fue algo en lo que Espinosa Uribe hizo énfasis, y con lo que logró que se agregaran varios movimientos particulares de los colombianos. “Cómo hablamos, cómo nos saludamos, cómo movemos la boca, cómo somos de expresivos”, agregó.

Alejandra contó que se trató de un equipo de cerca de diez consultores de diferentes áreas del conocimiento que permitieron que la película, a pesar de ser animada y de ficción, fuera lo más apegada a la realidad.

“Hay una investigación tremenda. La idea es que la película se trata de una familia, y esa familia reúne un poco a Colombia y a su diversidad. Es un homenaje a la diversidad colombiana. Es una película entrañable. Es muy bonita porque habla de la búsqueda de la identidad, ese es un tema central, en lo que yo también trabajé mucho (...) una gran larga historia de buscarnos, reconocernos y apreciarnos como somos”, concluyó Espinosa.


Seguir leyendo:



TE PUEDE INTERESAR