Sergio Fajardo habla sobre la acusación de la Fiscalía y sus expectativas para 2022

El exgobernador paisa asegura que no posee “descalificaciones” políticas y por eso seguirá en el panorama electoral.

Sergio Fajardo, exgobernador de Antioquia, Colombia. Foto: Colprensa.
Sergio Fajardo, exgobernador de Antioquia, Colombia. Foto: Colprensa.

Sergio Fajardo, excandidato a las elecciones presidenciales del 2018 y una de las ‘fichas’ del centro para los comicios electorales del 2022, se enfrenta a una acusación de la Fiscalía General de la Nación por anomalías en un contrato que implicó el desembolso de 77 millones de dólares cuando gobernó Antioquia.

Esta denuncia ocasionó fuertes cuestionamientos de la opinión pública a la Fiscalía y el mismo Fajardo se ha referido en algunas ocasiones al tema. Pues bien, esta vez habló sobre su acusación con la revista Semana y aseguró que se enteró cuando escuchó la noticia en medios de comunicación porque, según reveló, el ente acusador no lo notificó previamente.

Sergio Fajardo, exgobernador de Antioquia, Colombia. Foto: Colprensa.
Sergio Fajardo, exgobernador de Antioquia, Colombia. Foto: Colprensa.

Igualmente, el exgobernador antioqueño asegura que se pasó toda la Semana Santa “pensando en todo lo que tiene que ver con el caso, hablando con personas, una cantidad de mensajes y de apreciaciones en el mundo digital”.

Aunque dice que este proceso le preocupa, lo ha tomado con “espíritu tranquilo” y por eso responderá ante la justicia y respetará la institucionalidad. Por otro lado, Fajardo menciona que no tiene mayores detalles sobre la imputación de cargos en su contra y esperará “a ver en qué consiste, estoy respondiendo por un título genérico que se anuncia allí”.

Cuando Semana le preguntó al también exalcalde de Medellín la razón por la que pagó en dólares y no en pesos, que es la divisa de Colombia, el dirigente aseguró que cuando llegó a gobernar el departamento antioqueño había una significativa deuda interna, ahí se encontró con la empresa Findeter y por eso:

“Miramos el perfil de la deuda que teníamos y lo que buscamos fue cambiar ese perfil y buscar mecanismos para aliviar y tener mayores recursos con el fin de avanzar en nuestro plan de desarrollo”, expresó.

El político, actualmente investigado por dicha contratación, dijo, además, que con Findeter llegó a un acuerdo y fue “pasar una parte de la deuda que está en pesos a dólares”, con el aval de la organización. En ese aparte explicó los porcentajes con los que ‘negoció' los intereses de la deuda y asegura que en ese momento “era con una tasa de 5,3 por ciento a diez años con tres años de gracia”.

Fajardo negó que en dicho contrato hubiese “negligencia”, dice que su gobierno se guio por los indicadores del Ministerio de Hacienda y por se defendió diciendo que “ese crédito tiene unas condiciones especiales y lo hicimos de manera diligente de acuerdo con la normativa vigente”.

¿Persecución política?

El exmandatario antioqueño aprovechó su espacio en Semana para asegurar que los colombianos tienen múltiples cuestionamientos contra las altas instituciones del Estado y ha trabajado desde que conoció la noticia para “no tener el marco mental de que esto (la acusación de la Fiscalía) es una persecución política en mi contra”.

“Perder la confianza en las instituciones es el daño más grande en la sociedad. (...) La gente piensa, ¿de qué grupo es, a quién quiere proteger, a quién quiere hacerle daño?”, critica el entrevistado, mientras reconoce que tiene conocimiento de su responsabilidad como figura pública y por eso responderá ante la justicia de acuerdo al marco legal.

Además, aseguró que esta acusación del ente acusador colombiano está relacionada con su sucesor en la gobernación, Luis Pérez Gutiérrez.

Por otro lado, dice que no sabe por qué hasta ahora salió a flote esta investigación. Sin embargo, se mantiene firme en que dicho proceso no lo afectará políticamente, teniendo en cuenta su posible candidatura presidencial el otro año, dice que, aunque no es fácil, es la oportunidad para “alimentar la convicción política de que Colombia tiene que cambiar”.

“(...) Quiero participar con la coalición, en la consulta de marzo del año entrante, espero ser la persona escogida para liderar a Colombia e ir a las elecciones”, expresa Fajardo en Semana, mientras se defendió diciendo que no tiene descalificaciones para hacer parte del espectro político del país.

A quienes lo critican, Fajardo dice que “no tienen mi respeto” y se auto echó flores diciendo: “yo fui elegido el mejor gobernador de Colombia con nuestro equipo”.

SEGUIR LEYENDO: