Asesores de la FDA recomendaron que todos los mayores de 18 años reciban una dosis de refuerzo de la vacuna de Johnson&Johnson

Un comité de la Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU respaldó una segunda inyección al menos dos meses después de la primera dosis

Foto de archivo de una caja con la vacuna de Johnson & Johnson contra el COVID-19  (Foto: REUTERS/Vincent West)
Foto de archivo de una caja con la vacuna de Johnson & Johnson contra el COVID-19 (Foto: REUTERS/Vincent West)

Asesores externos de la Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU (FDA, por sus siglas en inglés) votaron este viernes por unanimidad a favor de recomendar a los reguladores que autoricen una segunda inyección de refuerzo de la vacuna COVID-19 de Johnson & Johnson para proteger mejor a los estadounidenses que recibieron esa vacuna de una sola dosis.

El Comité Asesor de Vacunas y Productos Biológicos Relacionados de la FDA respaldó las inyecciones para todos los receptores de J&J mayores de 18 años al menos dos meses después de su primera dosis. La FDA no está obligada a seguir las recomendaciones del comité asesor, pero suele hacerlo.

Después de escuchar las presentaciones de los científicos de J&J y de la FDA, los miembros del panel asesor preguntaron si la vacuna de dosis única de J&J debería considerarse realmente como una inyección de dos dosis para todo el mundo. Y señalaron los bajos niveles de anticuerpos neutralizantes del virus que provoca en comparación con las vacunas que utilizan tecnología de ARN mensajero (ARNm) de Moderna y Pfizer/BioNTech.

“Hay un imperativo de salud pública. Lo que estamos viendo es que se trata de un grupo con una eficacia general inferior a la que hemos visto con la vacuna de ARNm, por lo que es urgente hacer algo”, dijo el Dr. Arnold Monto, epidemiólogo de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Michigan, que presidió la reunión.

Imagen de archivo de un trabajador de la salud preparando una dosis de la vacuna de Johnson & Johnson contra el COVID-19  (Foto: REUTERS/Shannon Stapleton)
Imagen de archivo de un trabajador de la salud preparando una dosis de la vacuna de Johnson & Johnson contra el COVID-19 (Foto: REUTERS/Shannon Stapleton)

Una vez que la FDA apruebe los refuerzos, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EEUU harán recomendaciones específicas sobre quién debe recibir las vacunas. Está previsto que los asesores de los CDC se reúnan la próxima semana para debatir los refuerzos.

El jueves, el grupo de expertos respaldó por unanimidad las inyecciones de refuerzo de la vacuna COVID-19 de Moderna para los estadounidenses de 65 años o más y para los que tienen un alto riesgo de padecer una enfermedad grave o estar expuestos al virus en su trabajo.

Las agencias sanitarias estadounidenses autorizaron los refuerzos de la vacuna de Pfizer/BioNTech el mes pasado.

El presidente de EEUU, Joe Biden, expresó el jueves su confianza en que la FDA y los CDC acaben aprobando las dosis de refuerzo de Moderna y J&J y calculó que dicha aprobación puede llegar en las próximas dos semanas.

La gran mayoría de los 188 millones de estadounidenses que están totalmente vacunados contra el COVID-19 han recibido las dosis de Pfizer o Moderna, mientras que los receptores de J&J representan unos 15 millones.

(Con información de Reuters)

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR