Uruguay es hoy el destino turístico más caro de América Latina e incluso supera a lugares de Estados Unidos y Europa

El Centro de Estudios para la Realidad Económica afirma que “es difícil atraer turistas con el nivel actual de encarecimiento” y sugiere alternativas para ser “competitivo”

Compartir
Compartir articulo
Uruguay es el destino más caro de la región, según un estudio económico
Uruguay es el destino más caro de la región, según un estudio económico

(Desde Montevideo, Uruguay) - Los principales dirigentes de la Cámara de Turismo (Camtur) de Uruguay hicieron una gira por México y Estados Unidos y la conclusión al regreso fue que en Uruguay los precios no son mucho más altos que en otros destinos. “Hay que sacarse el chip de que Uruguay está caro”, dijo la presidenta de esa gremial empresarial, Marina Cantera. La empresaria pidió excluir de la comparación a Argentina, al que consideró un país “devastado”.

Sus declaraciones se dieron en la previa del Día Mundial del Turismo, una fecha que la Camtur eligió para presentar un informe del Centro de Estudios para la Realidad Económica y Social (Ceres), que estudió los números del sector. Una de las conclusiones a las que llega el análisis va en el sentido contraria a las declaraciones de Cantera: “Como Uruguay es caro hay que hacerlo competitivo”, dice el informe.

“Es difícil atraer turistas con el nivel actual de encarecimiento”, agrega el texto. El análisis concluye que Uruguay está un 66% más caro respecto al promedio histórico con Argentina; un 44% por encima de Brasil; un 31%, comparado a Chile; 27%, respecto a Estados Unidos; 26%, a la Unión Europea; y 23% a Paraguay.

Esa es la comparación histórica, pero si se tiene en cuenta el momento actual la brecha de precios con Argentina se acentúa. En julio, las compras en Uruguay eran un 126% más caras, de acuerdo al Observatorio de Precios de la Universidad Católica del Uruguay. Esta diferencia es “difícil de cambiar” en el mediano plazo y es una de las explicaciones para que el gasto de los turistas uruguayos en el exterior esté en máximos.

El río Gualeguaychú atraviesa Gualeguaychú, en la provincia argentina de Entre Ríos, a pocos kilómetros de la frontera con Uruguay.
El río Gualeguaychú atraviesa Gualeguaychú, en la provincia argentina de Entre Ríos, a pocos kilómetros de la frontera con Uruguay.

En el primer semestre, los uruguayos gastaron en el exterior USD 950 millones y más del 60% del total del consumo se concentró en Argentina. En Uruguay, en tanto, los turistas ingresaron USD 903 millones.

Para mitigar este impacto, la Camtur le presentó al gobierno una serie de medidas. La semana pasada, el Ejecutivo le otorgó al sector una subsidio por desempleo especial para los trabajadores de los hoteles, pero hay otras cuatro solicitudes que aún no fueron atendidas.

La Camtur pide el IVA tasa cero para los no residentes en los servicios turísticos, con el argumento que el turismo es la única industria exportadora que paga IVA. Además, solicita que se extienda el IVA tasa cero a los residentes en hoteles para incentivar el turismo interno.

La presidenta de la Cámara de Turismo de Uruguay, Marina Cantera, junto al ministro Tabaré Viera y el presidente Luis Lacalle Pou (Presidencia de Uruguay)
La presidenta de la Cámara de Turismo de Uruguay, Marina Cantera, junto al ministro Tabaré Viera y el presidente Luis Lacalle Pou (Presidencia de Uruguay)

Otro de los planteos de la gremial empresarial refiere a la situación de la frontera, particularmente afectada por la diferencia cambiaria con Argentina. Camtur pretende que haya medidas especiales para el sector termal, como la exoneración de los aportes a la seguridad social.

Otra propuesta con la que insisten los empresarios turísticos, especialmente los hoteleros, es sobre la regulación de vivienda turística vacacional, un proyecto de ley ingresado al Congreso pero que no ha avanzado en su trámite parlamentario.

Ceres sugiere que Uruguay debe buscar hacerse “competitivo” para paliar los efectos de ser un destino caro. Para lograrlo, recomienda mejorar la conectividad de la región y hacer más baratos los vuelos, de forma de diversificar la demanda.

La cantidad de visitantes que ingresaron a Uruguay ya superó los niveles previos a la pandemia, pero el gasto sigue por debajo. El turismo es un sector con ingreso en dólares, por lo que en este momento su rentabilidad está afectada dada la desvalorización de la divisa estadounidense en el país.

Si bien Uruguay es reconocido como un “destino sostenible”, en este rubro también hay “espacio para mejorar”, según Ceres. Las inversiones en turismo representan el 2,4% del total de los proyectos declarados promovidos por el gobierno, una cifra que entre 2009 y 2013 representó el 13,5%.