La oposición de Nicaragua denunció un atentado contra varios de sus miembros: “Es parte de la intimidación del régimen”

Según el dirigente opositor Juan Sebastián Chamorro, los atacantes eran “paramilitares”, pero la policía aún no se pronunciado. Otro asesor de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia dijo que el vehículo de los agresores llevaba una bandera del partido de Ortega, pero como era de noche no les pudieron ver rostros

Daniel Ortega creó un ejército paramilitar para sofocar la rebelión ciudadana que inició en abril del 2018 en Nicaragua. Inicialmente negó su existencia y la atribuyó a montajes, luego dijo que eran ciudadanos sandinistas armados para defenderse y finalmente aseguró que era “policías voluntarios”.
Daniel Ortega creó un ejército paramilitar para sofocar la rebelión ciudadana que inició en abril del 2018 en Nicaragua. Inicialmente negó su existencia y la atribuyó a montajes, luego dijo que eran ciudadanos sandinistas armados para defenderse y finalmente aseguró que era “policías voluntarios”.

Fuentes de la oposición en Nicaragua aseguraron el lunes que desconocidos dispararon contra dos vehículos en los que viajaban al menos siete miembros de su coalición, entre ellos el dirigente juvenil Max Jerez, sin causar víctimas.

“Denunciamos el atentado contra miembros de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD) ocurrido en la Libertad”, un municipio ubicado 190 km al sureste de Managua del departamento de Chontales, dijo el grupo en Twitter.

infobae-image

Entre los opositores se encontraba Eliseo Núñez, asesor de la coalición, quien contó que el atentado se produjo cuando los opositores volvían a Managua desde Chontales, donde habían realizado una jornada de reuniones de carácter organizativo en varios municipios.

“Nos interceptaron en la salida del pueblo, se bajaron a disparar” unos tipos desde un carro negro que estaba estacionado a un lado de la carretera, pero aparentemente solo querían intimidar porque no hirieron a nadie, dijo Núñez a la AFP.

Núñez dijo que el vehículo de los agresores llevaba una bandera del partido del gobierno, pero como era de noche no les pudieron ver rostros.

Esto “es parte de la intimidación del régimen”, comentó Núñez.

Según el dirigente opositor Juan Sebastián Chamorro, los atacantes eran “paramilitares”, pero la policía aún no se pronunciado.

“El régimen tiene miedo a la organización del pueblo. Esto sólo demuestra una vez más que nada está normal” en Nicaragua, cuestionó la ACJD.

La ACJD forma parte de una coalición nacional que la oposición planea lanzar el próximo 25 de febrero para luego constituirse como partido político para enfrentar al gobernante Frente Sandinista del presidente Daniel Ortega en las elecciones del 2021.

La violencia política en Nicaragua se disparó a raíz de las masivas protestas que estallaron durante varios meses en 2018 contra una reforma al seguro social que luego se convirtió en una demanda de salida de Ortega, en el poder desde el 2007.

Según grupos humanitarios la represión dejó al menos 328 muertos, cientos de encarcelados y 85.000 exiliados.

(Con información de AFP)

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Una guerra silenciosa en Nicaragua: masacran a indígenas para despojarlos de sus tierras

MAS NOTICIAS