La versión del gobierno de México sobre los incidentes en su embajada en La Paz

Voceros del gobierno de Andrés Manuel López Obrador denunciaron que policías bolivianos bloquearon la salida de diplomáticos españoles que estaban en la residencia de la embajadora mexicana, María Teresa Mercado

(Foto: Andrea Murcia/ Cuartoscuro)
(Foto: Andrea Murcia/ Cuartoscuro)

El Gobierno de México dio el viernes su versión sobre los episodios ocurridos en su sede diplomática en la ciudad de La Paz, en Bolivia. Voceros del gobierno de Andrés Manuel López Obrador denunciaron que policías bolivianos bloquearon la salida de diplomáticos españoles que estaban en la residencia de la embajadora mexicana, María Teresa Mercado.

Según un comunicado de la Cancillería mexicana, el cónsul de España en Bolivia, Álvaro Fernández, y la encargada de negocios de la embajada española, Cristina Borreguero, estuvieron más de una hora esperando a poder abandonar la residencia porque la policía boliviana impedía el paso de sus chóferes.

Los diplomáticos españoles se habían reunido con la embajadora mexicana para mantener una “reunión de cortesía” que duró unos 40 minutos y, al salir del domicilio junto a Mercado, se dieron cuenta que “los vehículos diplomáticos no llegaban” y que “no podían comunicarse con sus chóferes”.

Un vehículo policial estacionado frente al consulado mexicano en La Paz  (REUTERS/David Mercado)
Un vehículo policial estacionado frente al consulado mexicano en La Paz (REUTERS/David Mercado)

Siempre según el comunicado, la diplomática mexicana ingresó de nuevo a la residencia para observar el camino desde la terraza y, “al escuchar gritos, regresó con los dos visitantes y los invitó a reingresar a la residencia”.

“En ese momento los diplomáticos españoles fueron informados de que sus autos habían sido detenidos en el acceso de la urbanización hacia la residencia de México y no les permitían ingresar”, detalló el comunicado.

Tras varios intentos llamando al puesto de mando de la entrada de la urbanización “se les informó que no les permitirían pasar”.

Posteriormente, Borreguero se comunicó con representantes del Ministerio de Exteriores de Bolivia que “le indicaron que debían bajar a pie hasta la urbanización”, algo que los españoles se negaron a hacer “sin sus elementos de seguridad”.

La ministra interina de exteriores de Bolivia, Karen Longaric (REUTERS/David Mercado)
La ministra interina de exteriores de Bolivia, Karen Longaric (REUTERS/David Mercado)

“Más tarde los visitantes españoles fueron informados por la Cancillería de Bolivia que un auto de esa dependencia entraría por ellos, lo cual aceptaron. El automóvil arribó poco más de una hora después”, detalló el boletín.

Más temprano, medios bolivianos informaron que “cuatro personas encapuchadas” que viajaban en dos vehículos con identificaciones diplomáticas de la Embajada de España, intentaron “irrumpir” el viernes a la Embajada de México en La Paz.

Por su parte, la embajadora mexicana en Bolivia, María Teresa Mercado, escribió un mensaje en la red social Twitter —que después borró— en el que denunciaba que la policía detuvo y agredió al automóvil en el que se trasladaron funcionarios españoles. Además, indicó que a los alrededores del inmueble habían arribado automóviles militares “fuertemente armados”.

El tuit de María Teresa Mercado que más tarde fue borrado
El tuit de María Teresa Mercado que más tarde fue borrado

También Ricardo Monreal, senador mexicano, emitió un mensaje en el que repudió lo sucedido y aseguró que el episodio de hostigamiento con el personal diplomático español se trató de “una violación flagrante a la convención de Viena sobre relaciones diplomáticas”.

Mientras tanto, el gobierno interino de Bolivia anunció que denunciará a su par de España por interferir en sus asuntos internos por el episodio. En una conferencia de prensa, la canciller interina Karen Longaric defendió el accionar de las fuerzas de seguridad bolivianas -que no permitieron el ingreso de los encapuchados- y aseguró que el hecho constituye “un atropello que afecta profundamente la dignidad y soberanía del Estado boliviano”. La presencia de los encapuchados, detalló, consistió en una “amenaza de seguridad evidente a personal mexicano y el condominio”.

infobae-image

El pasado jueves, el canciller mexicano, Marcelo Ebrad, informó que el Gobierno de su país denunciará el hostigamiento de fuerzas de seguridad a sus sedes diplomáticas en Bolivia, ya que desde el 23 de diciembre se instalaron alrededor de 90 policías y soldados del Ejército frente a sus sedes diplomáticas.

encapuchados intentaron entrar a la embajada de méxico en bolivia

La aparición de fuerzas de seguridad bolivianas en la embajada de México surge después de que el pasado 15 de noviembre el país norteamericano recibiera a nueve solicitantes de asilo en su consulado y en la residencia del embajador en La Paz.

Con información de EFE

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Bolivia denunciará a España por injerencia en sus asuntos internos tras el incidente en la embajada mexicana

Tensión en La Paz: encapuchados intentaron ingresar a la embajada de México en dos vehículos diplomáticos de España