Jair Bolsonaro, presidente de Brasil (Reuters)
Jair Bolsonaro, presidente de Brasil (Reuters)

Jair Bolsonaro declaró este sábado que no permitirá que Brasil se acerque a "políticas que no han funcionado en ninguna parte del mundo", al referirse a un posible triunfo del kirchnerismo en las elecciones generales del próximo 27 de octubre en la Argentina.

"Oremos a Dios para que nuestra querida Argentina, más al sur, sepa cómo proceder, a través de su pueblo, para no retroceder. La libertad no tiene precio, estamos dispuestos a dar nuestras vidas por ella", dijo el presidente de Brasil durante una ceremonia de graduación de cadetes de la Academia Militar de Agulhas Negras.

Es la cuarta vez que Bolsonaro se expresa sobre la situación con el gobierno de Mauricio Macri desde el triunfo de la fórmula Alberto Fernández – Cristina Kirchner en las elecciones primarias del pasado 11 de agosto en Argentina.

Su primera declaración al respecto ocurrió el lunes 12 de agosto, cuando opinó que una derrota de Macri puede provocar otra crisis migratoria en Sudamérica. "Gente de Rio Grande do Sul, si la izquierda regresa en Argentina, podemos tener aquí un nuevo estado de Roraima (estado brasileño fronterizo con Venezuela). Y no queremos eso: hermanos argentinos huyendo hacia aquí, en vista de las cosas malas que parecen estar pasando allí si estas elecciones celebradas ayer se confirman ahora en el mes de octubre", expresó en un acto en la localidad de Pelotas, en Rio Grande do Sul.

Luego, el miércoles 14 de agosto, Bolsonaro consideró que Argentina "se hundirá en un caos" porque los "bandidos izquierdistas" que triunfaron en las primarias "seguirán el camino de Venezuela", al referirse a la victoria del candidato presidencial Alberto Fernández junto a la ex mandataria Cristina Fernández de Kirchner.

Bolsonaro hizo ese comentario en la mañana del miércoles en un acto en el nordeste del país y obtuvo gran repercusión en los medios de comunicación de la región.

Pocas horas después, ese mismo miércoles, el mandatario brasileño hizo su tercera declaración sobre la Argentina a través de Twitter: "Fernández-Kirchner recibió el 47 por ciento de los votos. Como resultado, el peso se depreció de 45 a 59, una pérdida del 30%; el riesgo país subió de 860 a 1800 puntos y las acciones perdieron el 50% de su valor. Los precios comienzan a acercarse a los valores de un país cada vez más similar a Venezuela".

Jair Bolsonaro y Mauricio Macri (Efe)
Jair Bolsonaro y Mauricio Macri (Efe)

Alberto Fernández, en fórmula con la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner, se impusieron por 16 puntos en las primarias argentinas y se perfilan como grandes favoritos para las elecciones generales del 27 de octubre.

Bolsonaro lleva meses expresando su apoyo a Macri y a sus políticas económicas. El lunes 12 de agosto adelantó que la relación con Alberto Fernández sería "conflictiva", lo cual podría impactar en el Mercosur y en el acuerdo comercial de ese bloque comercial con la Unión Europea.

El candidato presidencial del partido Frente de Todos respondió calificando a Bolsonaro de "misógino, racista y violento", pero descartó problemas a largo plazo entre los dos países. "Bolsonaro es una coyuntura en la vida de Brasil como Macri es una coyuntura en la vida de Argentina", declaró Fernández.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: