Jair Bolsonaro, candidato por el partido Social Liberal de Brasil (Reuters)
Jair Bolsonaro, candidato por el partido Social Liberal de Brasil (Reuters)

El general retirado Jair Bolsonaro ha marcado su campaña presidencial con un fuerte mensaje contra la inseguridad y la violencia que sacuden a Brasil. Pero, pese a todos los pronósticos, ese no sería uno de los factores que explica el ascenso que logró en las encuestas en las últimas semanas.

Un sondeo realizado por Ibope señala que el candidato del partido Social Liberal no cuenta con mayor intención de voto en los lugares donde la principal preocupación es la inseguridad.  Por el contrario, su desempeño mejora en los sectores que consideran prioritaria la lucha contra la corrupción.

Según consigna el periódico Estadao, la lectura que se desprende de las 27 investigaciones que realizó la consultora es que la percepción de la corrupción como el problema central en esta campaña es más de corte ideológico.

En ese contexto, el Partido de los Trabajadores (PT) queda en el centro de la escena luego de la condena a más de 12 años de prisión del ex presidente Lula da Silva, a quien la Justicia Electoral inhabilitó para presentarse como candidato en las elecciones de octubre.

Caso similar al de Bolsonaro se puede observar en otros candidatos opositores al PT, como Geraldo Alckim (PSDB) y Alvaro Dias (Podemos), quienes también recogen más votos entre las personas que están más preocupadas en la lucha contra la corrupción. No obstante, hasta el momento están detrás de Bolsonaro en las encuestas.

El Tribunal Electoral de Brasil invalidó la candidatura de Lula (AFP)
El Tribunal Electoral de Brasil invalidó la candidatura de Lula (AFP)

Cuanto menor es la preocupación por la corrupción, mayor el caudal de votos para el candidato petista. En un principio sería Lula, pero al haber sido inhabilitado todo indica que su reemplazante será Fernando Haddad, su compañero de fórmula.

El sondeo de Ibope pone como ejemplo el caso de Santa Catarina, donde solo el 35% de los encuestados se mostró preocupado por la seguridad, marcando la tasa más baja en comparación al resto de las regiones del país.

Los datos de las encuestas revelan que el 49% del electorado considera a la corrupción como una de las principales preocupaciones, mientras que el 47% da más prioridad a la educación. Estas dos problemáticas, no obstante, quedaron detrás de la seguridad pública, con el 75%.

Bolsonaro se ubicó segundo en las encuestas recientes para los comicios de octubre y saltó al primer lugar cuando se excluyó de los sondeos al favorito Luiz Inácio Lula da Silva.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: